sábado. 18.05.2024
El tiempo
Nuevo derrumbe en el 'cabezo asesino' de la calle Aragón

El derrumbe parcial del cabezo de San Pedro obliga a una inspección geológica y geotécnica

Toneladas de arena y piedras han caído ladera abajo hasta la calle Aragón, justo al lado de un colegio con 600 alumnos (San Vicente de Paúl) y edificios donde residen cientos de personas. Un enorme socavón vertical curvado queda al descubierto. Las autoridades dicen, de momento, que no hay riesgos de inestabilidad general.
Estado en el que ha quedado el cabezo, a la izquierda el colegio San Vicente de Paúl
Estado en el que ha quedado el cabezo, a la izquierda el colegio San Vicente de Paúl
El derrumbe parcial del cabezo de San Pedro obliga a una inspección geológica y geotécnica

El derrumbe de importantes dimensiones ocurrido esta mañana en el cabezo de San Pedro obliga a las autoridades a poner en marcha un plan para comprobar su estabilidad.

Hoy no ha habido que lamentar víctimas de ningún tipo pero se trata de un cabezo que lleva dando desde hace décadas muchos síntomas serios de inestabilidad.

Este mismo cabezo se desplomó en 1956 y segó la vida de 13 personas. Murieron sepultadas a apenas 50 metros del derrumbe de este sábado 11 de mayo

El más grave fue en septiembre de 1956 cuando su ladera más cercana a la curva de la iglesia de San Pedro enterró literalmente a decenas de personas, 13 de las cuales fallecieron. Se le quedó marcado el nombre popular de 'cabezo asesino', denominación que aun hoy perdura.

Imagen en blanco y negro de la zona del derrumbe en 1956
Imagen en blanco y negro de la zona del derrumbe en 1956

Hoy los vecinos que pudieron ver y oír el momento del suceso lo describen como, primero, un intenso ruido, seguido de un desplome de toneladas de tierra y piedras arenosas y luego una enorme polvareda.

Aunque el lugar ya está acordonado y casi limpio, una veintena de vehículos quedaron cubiertos de polvo y muchos los retiraron. Tras la inspección de los Bomberos y la llegada de la Policía Local se dejó acordonado ese muro colindante con la calle Aragón, que ya se ha desplomado en varias ocasiones.

Vista de la calle Aragón, con el cabezo de San Pedro en primer plano
Vista de la calle Aragón, con el cabezo de San Pedro en primer plano

Desde el Ayuntamiento se apunta a que este corrimiento de tierras se debe a la propia dinámica del cabezo y del material que lo conforma. Se minimiza el suceso y se asegura que no existe riesgo en cuanto a su estabilidad general.

Sin embargo, el enorme tajo bien visible ha ido a provocar el desplome parcial muy cerca de un colegio, el San Vicente de Paúl, que de no ser sábado se hubiese puesto en alerta. Un centro escolar con más de 600 alumnos que verán el lunes de cerca el derrumbe. Además, cientos de personas viven en los edificios colindantes que no se han visto afectados y quieren respuestas y explicaciones a lo que ha pasado... y garantías de futuro.

El cabezo presenta un estado cuando menos alarmante
El cabezo presenta un estado cuando menos alarmante

A pesar de las informaciones dadas por las autoridades hay preocupación. Y la experiencia aconseja y obliga a comprobar la estabilidad del talud más allá de una visita de Bomberos y una inspección ocular. Hará falta una inspección geológica-geotécnica para asegurar su futuro más inmediato.

El importante derrumbe del cabezo de San Pedro puede ser provocado por variadas razones, desde las intensas lluvias de esta primavera en una zona apenas sin vegetación de sustento, causas geológicas más profundas, obras, rellenos o excavaciones e incluso erosiones en la base del mismo.

Enorme socavón vertical que ha dejado el derrumbe parcial del cabezo.
Enorme socavón vertical que ha dejado el derrumbe parcial del cabezo.

Hay muchas dudas y a nivel político ya se ha hecho la pregunta. Y desde VOX se recuerda que la anterior legislatura ya se interesó por esta zona. Ahora registrará una iniciativa para que el Ayuntamiento explique el verdadero grado de estabilidad del muro vertical que va desde el cabezo a la calle Aragón.

A simple vista se observan grandes agujeros en la pared y grandes desconchados en la zona que hoy ha sufrido el corrimiento.

Comentarios