viernes. 12.07.2024
El tiempo
Salud

Salud se toma muy en serio el riesgo de brotes por el virus de la Fiebre del Nilo: la capital y 24 pueblos, en vigilancia

La consejera de Salud y Consumo participa en las jornadas sobre la vigilancia de las enfermedades transmitidas por mosquitos que se celebra en Huelva. 24 municipios de Huelva, incluidos en el mapa de riesgos por el virus de la Fiebre del Nilo.

Fumigaciones en Huelva
Fumigaciones en Huelva
Salud se toma muy en serio el riesgo de brotes por el virus de la Fiebre del Nilo: la capital y 24 pueblos, en vigilancia

La consejera de Salud y Consumo de la Junta de Andalucía, Catalina García, ha señalado hoy que se adelanta a principios de junio -el año pasado comenzó el 1 de julio- el muestreo de mosquitos y la investigación de la presencia del Virus del Nilo Occidental (VNO) mediante la técnica del PCR, “con el objetivo de tener una información más completa de la circulación del virus realizando un seguimiento periódico de las poblaciones de vectores (mosquitos), de manera que podamos adoptar las medidas de control adecuadas en cada momento para disminuir el riesgo para la salud de la población”.

García, que ha estado acompañada por la delegada territorial de Salud y Consumo, Manuela Caro, y el director de la Estrategia de Vigilancia y Respuesta en Salud Pública de Andalucía, Nicola Lorusso, ha hecho estas declaraciones en la inauguración de las Jornadas Técnicas sobre el control y vigilancia de enfermedades transmitidas por mosquitos, que se han celebrado en el Museo Arqueológico de Huelva, organizadas por la Dirección General de Salud Pública y Ordenación Farmacéutica en colaboración con la Escuela Andaluza de Salud Pública.

Jornadas en Huelva
Jornadas en Huelva

En estas jornadas, en las que se han inscrito más de 1.000 profesionales tanto en formato presencial como online, se han tratado, entre otros aspectos, las características biológicas y ambientales de los mosquitos de los géneros Culex y Aedes; el control y vigilancia de mosquitos y la importancia de la gestión desde la administración local; la actualización en el ámbito de la vigilancia epidemiológica humana de la Fiebre del Nilo Occidental (FNO) y las enfermedades transmitidas por género Aedes, aspectos en los que la Junta de Andalucía se ha convertido en referencia nacional en los últimos años.

También se ha presentado el Informe de la temporada 2022 y las novedades incluidas en la actualización, recientemente publicada, del Programa de Vigilancia y Control Integral de Vectores de la Fiebre Del Nilo Occidental (FNO).

Las jornadas estaban dirigidas a los equipos de Unidades de Protección de Salud, de Epidemiologia de distrito y de delegaciones territoriales, técnicos de ayuntamientos con responsabilidad en control vectorial y personal de las diputaciones provinciales, preferentemente de los municipios declarados como zonas de riesgo 4 en el mapa de riesgo previsto dentro del Programa de Vigilancia y Control Integral de Vectores de la FNO para la temporada 2023.

Durante la jornada también se debatieron con representantes de otras comunidades autónomas las acciones de control y vigilancia de mosquitos del género Aedes, como el A.albopictus, conocido como mosquito tigre, compartiendo y valorándose aquellas más exitosas.

Vigilancia en 110 municipios

La actualización, para la temporada 2023, del Programa de Vigilancia y Control Integral de Vectores de la FNO y el nuevo mapa de riesgo con los diferentes Niveles de Riesgo (NR) del VNO, establecido por la Dirección General de Salud Pública y Ordenación Farmacéutica, abarca 110 municipios andaluces, de los que 39 tienen un Nivel de Riesgo 1 (NR 1), 35 de NR 2, 21 de NR 3 y 15 de NR 4. El resto de los municipios andaluces se encuentran en NR 0. Los NR van desde el menos grave, el 0, al 5, el más grave, cuando se produzca al menos un caso en humanos.

Las acciones variarán en función de los NR. Así, en el nivel 1 se mantendrá, entre otras medidas, comunicación e información a la ciudadanía, además de labores de vigilancia tanto en humanos como en animales. En el nivel 2, se establece una vigilancia de la presencia de larvas/adultos en zonas urbanas y en focos de riesgo en zonas rurales transitadas, así como otras acciones. En el nivel 3, se intensifica la diagnosis, especialmente en distancias inferiores a 1,5 kilómetros de núcleos urbanos y en zonas rurales transitadas. Igualmente, se realiza una vigilancia activa en equinos, aves silvestres o en explotaciones de équidos, cuando corresponda.

En el nivel 4, se sigue una vigilancia activa humana, además de la participación de un comité técnico para estudiar la situación, entre otras acciones.

La información de esta vigilancia se complementa con la obtenida de la vigilancia animal (activa y pasiva en équidos y aves) realizada por las autoridades de Sanidad Animal autonómicas y de la vigilancia humana (aumento de la sensibilidad en la identificación, confirmación y notificación de casos), bajo el enfoque de ‘Una sola salud’.

Además, desde la Consejería se mantendrá la comunicación y coordinación continua con otros organismos que realizan también vigilancia entomológica, como la Estación de Doñana (CSIC) y el Servicio de Control de Plagas de la Diputación de Huelva, como ya se ha realizado en pasadas temporadas.

En el marco de este programa se han actualizado los criterios que definen los diferentes NR en el territorio (zonificación en base a la probabilidad de transmisión del VNO en un ámbito definido). También se contempla la creación de Comarcas de Especial Seguimiento (CES), áreas en las que se detecta de manera continuada la circulación de virus en mosquitos, caballos, aves o humanos u otras zonas en las que sus características eco-ambientales y/o epidemiológicas recomiendan intensificar las acciones y realizar actuaciones conjuntas entre los diferentes municipios y la administración autonómica.

Está previsto el refuerzo de las labores de sensibilización y comunicación ciudadana, con una intensidad derivada del riesgo existente. 

El nuevo mapa de riesgo de Andalucía tiene en cuenta ciertos factores, como la detección en temporadas anteriores de mosquitos con VNO, caballos positivos a FNO o casos en humanos, así como se especifican los NR por municipio. Tanto la administración local como la sanitaria, en base a la situación de un municipio en un NR u otro, deberán realizar una serie de medidas de salud pública tendentes a evitar la circulación del virus y, por consiguiente, evitar la transmisión a humanos.

Así, este año se sitúan en NR 4 Benalup-Casas Viejas, Tarifa, Vejer de la Frontera, en Cádiz; Montalbán, en Córdoba; Lepe, y Santa Bárbara de Casa, en Huelva; y Almensilla, Bollullos de la Mitación, Coria del Río, Gelves, La Puebla del Río, Las Cabezas de San Juan, Palomares del Río, Utrera y Villamanrique de la Condesa, en Sevilla.

En NR 3 están Alcalá de los Gazules, Barbate, Conil de la Frontera, Jerez de la Frontera y Puerto Real, de la provincia de Cádiz; Gibraleón (Huelva); Benahavís (Málaga) y Alcalá de Guadaíra, Aznalcázar, Bormujos, Camas, Cantillana, Carmona, Castilblanco de los Arroyos, Castilleja de la Cuesta, Dos Hermanas, Lebrija, Los Palacios, Mairena del Alcor, Mairena del Aljarafe y Sevilla, de la provincia de Sevilla.

El mapa de riesgo establece NR 2 para los municipios de Algeciras, Arcos de la Frontera, Bornos, Chiclana de la Frontera, El Puerto de Santa María, Jimena de la Frontera, Los Barrios, Medina Sidonia, San José del Valle, Sanlúcar de Barrameda, Trebujena y Villamartín, de la provincia de Cádiz;  Aljaraque, Almonte, Calañas, Cartaya, Encinasola, Huelva, La Palma del Condado, Moguer, Rociana del Condado, San Bartolomé de la Torre, Santa Ana la Real y Villalba del Alcor, en la provincia de Huelva; Andújar y Lopera, en Jaén; y Coripe, Écija, El Coronil, Espartinas, Marchena, Marinaleda, Morón de la Frontera, Pilas y Sanlúcar la Mayor, en Sevilla.

Finalmente, están en NR 1 Adra, Almería, El Ejido, Níjar, Roquetas de Mar, de la provincia de Almería; Cádiz y Zahara (Cádiz); Aguilar de la Frontera, Lucena, Puente Genil y Córdoba, de la provincia de Córdoba; Chucena, El Campillo, El Cerro Andévalo, Hinojos, Lucena del Puerto, Nerva, Palos de la Frontera, Puebla de Guzmán y Punta Umbría (Huelva); Archidona, Campillos, Cártama, Casares, Estepona, Fuente de Piedra y Málaga, de la provincia de Málaga, y Benacazón, El Cuervo de Sevilla, El Pedroso, Gerena, Guillena, Huévar del Aljarafe, Isla Mayor, La Campana, La Luisiana, La Puebla de Cazalla, Montellano y Paradas, en la provincia de Sevilla.

Balance de 2022

La Consejería de Salud y Consumo notificó dos casos confirmados en humanos de FNO en Vejer de la Frontera (Cádiz) y Montalbán (Córdoba) durante la temporada de transmisión del VNO en 2022, en el marco del Programa de Vigilancia y Control de Vectores de FNO.  

En este período se notificaron 965 casos humanos de infección por VNO en la Unión Europea: 586 en Italia, 284 en Grecia, 46 en Rumania, 14 en Hungría, 11 en Alemania, 8 en Croacia, 6 en Austria, 5 en España, 4 en Francia y 1 en Eslovaquia. En países vecinos como Serbia se notificaron 226 casos humanos de infección por VNO y 12 muertes.

Del 1 de julio al 15 de noviembre de 2022 se desarrolló por primera vez y de forma pionera la vigilancia entomológica de mosquitos para identificar de forma precoz la circulación del VNO en Andalucía, realizando un seguimiento periódico de las poblaciones de vectores (mosquitos) mediante 46 puntos de trampeo abarcando territorios de las provincias de Sevilla, Cádiz, Huelva, Málaga y Córdoba.

Estas trampas se encuentran en 16 municipios con riesgo de Andalucía, en 7 zonas en la provincia de Sevilla a cargo de la Estación Biológica de Doñana (CSIC); y en 23 estaciones de trampeo en Huelva, a cargo del Servicio de Control de Mosquitos de la Diputación Provincial.

Además, esta información se coordinó y se integró con otras vigilancias realizadas en caballos y aves por las autoridades autonómicas de sanidad animal y fauna silvestre, y con la vigilancia epidemiológica humana, de las que se realiza igualmente su seguimiento desde la Consejería de Salud y Consumo.

Estas labores de vigilancia entomológica detectaron la presencia del VNO en mosquitos de los municipios de La Puebla del Río, Barbate, Benalup-Casas Viejas, Las Cabezas de San Juan, Bollullos de la Mitación, Palomares del Río, Almensilla y Vejer de la Frontera. En el resto de los municipios andaluces no se detectó presencia de virus. En total, se capturaron unos 95.000 mosquitos.

La localidad donde se recogieron más hembras de mosquitos fue Los Palacios y Villafranca (Sevilla) con 50.004 capturas, seguida de Bárbate (Cádiz) con 20.923. En el extremo opuesto se situó Alcalá de los Gazules (Cádiz) con 32 mosquitos capturados en toda la campaña, Carmona (Sevilla) con 59 y Puente Genil (Córdoba) con 81.

 

Comentarios