miércoles. 05.10.2022
El tiempo

Las familias del Distrito Educativo 3, 'en guerra' por la eliminación de líneas en centros públicos

Los padres del CEIP Prácticas exponen que "se eliminan líneas de centros públicos porque ha bajado la natalidad, pero sin embargo no se han bajado en las concertadas". Desde la Delegación Provincial de Educación argumentan que "tras esta situación hay un estudio amplio"
Las familias del Distrito Educativo 3, 'en guerra' por la eliminación de líneas en centros públicos

Dos centros públicos frente a cinco concertados-privados. Así es la situación a la que se enfrentan las familias del Distrito Educativo 3 que se correspondería, en la mayoría del territorio, a la zona centro. Las familias que tengan hijos en edad de escolarización y quieran matricular a sus hijos en los centros públicos se encuentran con una diatriba ya que según han apuntado los padres del CEIP Prácticas, "denunciamos la discriminación que supone para la educación pública frente a la privada concertada, de que se haya previsto para el curso que viene la supresión de una línea educativa para cada uno de los dos centros públicos que hay en la zona 3 de escolarización de Huelva".

En el distrito 3 se encuentran dos centros públicos, el CEIP Prácticas y el CEIP San Fernando, que cuentan en la actualidad con dos líneas en primero de Educación Infantil, lo que supone 50 alumnos en cada centro; frente a los cinco privados-concertados (Maristas, Teresianas, Funcadia, María Inmaculada y Agustinas) con 10 líneas, lo que supondrían 250 plazas.

Sin embargo, según están alertando "está previsto que se reduzca a la mitad esta oferta de plazas en cada uno de ellos, por contra en los centros privados concertados (que nuestra zona educativa son todos ellos religiosos) se han mantenido las líneas ofertadas, que en total son 10, así las cosas, por cada plaza en la educación pública habrá 5 en la privada concertada".

Ante este problema, las familias del centro están recogiendo firmas a través de una plataforma oficial online para poder reclamar sus derechos, además de tener previstas varias reuniones con los responsables directos, así como que no descartan manifestaciones por esta situación.

El centro ha expuesto a las familias, a través del AMPA, su preocupación ante la disminución de plazas en nuestro colegio, así como del San Fernando, por lo que "nos instó a pronunciarnos también ante dicha situación. Por su parte se nos dijo que ellos enviarían un escrito reclamando información en cuanto a esta situación".

En estos momentos, han manifestado desde el AMPA, "el centro nos ha informado que la Delegación Territorial de Educación en Huelva les ha respondido que en el caso de que se inscribieran más familias que las plazas ofertadas, se ampliarían las líneas por lo que consideran que no deben hacer más".

Sobre lo que las familias han considerado que "nosotros no estamos de acuerdo con el centro. Consideramos que debe ser al revés, es decir que se aumente la oferta y si no se inscriben suficientes familias quitar la línea, ya que si una familia ve que solo hay una línea, prefiere inscribirse en otro colegio de la zona (en este caso solo le quedarían los concertados privados) antes de perder la plaza y tener que escolarizar al niño/a en una zona más lejana a su domicilio. Cosa que ya tenemos constancia que estaba sucediendo".

Por su parte la delegada provincial de Educación, María Estela Villalba ha expuesto a diariodehuelva.es que "no hay pérdida de unidades. Y es que la oferta inicial que se ha hecho en Huelva capital es prudente porque este año en la provincia hay 500 alumnos menos (nacidos en 2018) respecto al año anterior. En concreto, en Huelva capital hay 146 nacimientos menos por lo que serán 146 alumnos menos dentro de tres años".

Villalba ha manifestado que "no sabemos, en las distintas zonas de Huelva capital, cómo están distribuidos esos nacimientos. Por ello, hemos sido prudentes a la hora de la oferta de plazas. Pero desde la delegación aseguramos que se pondrán las unidades que hagan falta para adaptarnos a las demandas y necesidades de las familias".

Según ha explicado la delegada "los 146 nacimientos menos se corresponderían a 6 unidades menos. Esto no significa que se vayan a quitar líneas, sino que se distribuirán por las zonas que hagan falta. Todos los niños tendrán plaza, nadie se quedará sin escolarizar".

Así, según los datos facilitados a diariodehuelva.es "el 94% del alumnado obtuvo plaza en la primera opción, mientras que el 98% lo consiguió o bien en la primera o en la segunda opción. Todo el mundo conseguirá plaza sin problemas".

Villalba ha desgranado que "los conciertos educativos de las plazas privado-concertadas tienen otra vía diferente, y no se pueden modificar a posteriori, es por eso que se han concertado las que ya están consolidadas. En las públicas sí podemos sumar unidades según la escolarización a posteriori". Por ejemplo, "en La Palma del Condado la concertada ha perdido una unidad porque hay menos alumnos".

Por último, la delegada ha afirmado que "en el escrito de la FAMPA se dice que se provocará masificación, y no es así; ya que las unidades se pondrán donde haga falta. Desde marzo a junio que se cierran los periodos de admisión y matriculación, se irán haciendo los ajustes que hagan falta".

Testimonios de las familias

Ana Belén López

Ana Belén López tiene dos hijos escolarizados en el CEIP prácticas en 6º y 4º curso. Ella ha afirmado que "llevamos 9 años vinculados con esta escuela pública en la que, el primer curso de mi hijo 2013/2014 había 75 plazas en primero de infantil, esto nos permitió ejercer nuestro derecho constitucional a elegir la educación que queríamos para ellos y así apostamos por una educación pública de calidad en la que los recursos personales y materiales estuvieran directamente gestionados por las autoridades públicas".

A lo que ha añadido que "este panorama ha cambiado porque con la supresión de unidades educativas y plazas en las dos escuelas públicas de la zona centro se está discriminando la enseñanza pública frente a la privada concertada que contará con cinco veces más plazas que nuestras escuelas".

Por eso, "pedimos a las autoridades educativas que no participen en el desmantelamiento de la enseñanza pública y mantengan las mismas líneas en nuestras escuelas, solo de esta manera se podrá garantizar una plaza a todas las familias que como nosotros, dentro de la zona centro de Huelva, quieran apostar por enseñanza pública para sus hijos".

También "nos preocupa el futuro de los institutos de secundaria y bachillerato cómo es el Alonso Sánchez en el que cursará estudios el curso que viene nuestro hijo mayor, porque estos centros se nutren de alumnos de las escuelas públicas que de seguir así verán también disminuido el número de alumnos matriculados".

Alexandra Posada Álvarez

Alexandra Posada Álvarez tiene una hija, Celia, que está en el CEIP Prácticas desde que tenía 3 años. Actualmente tiene 9 años y cursa 4° de primaria. "Vivimos a pocas calles del colegio y tenía muy claro que quería escolarizar a la niña en un colegio público. Considero que la enseñanza pública es fundamental en una democracia que fomente la igualdad entre todos sus ciudadanos".

Alexandra ha expuesto que "en el curso de infantil en el que comenzó Celia (2014/2015) se ofertaron 3 líneas y si no fuera por esa amplia oferta es muy probable que hubiésemos tenido que escolarizarla en un colegio público más lejano. Además, al trabajar tanto su padre como yo dependemos tanto del servicio de aula matinal como de comedor y de actividades extraescolares. Si la oferta de la escuela pública disminuye también lo hace la inversión en el resto de actividades que se desarrollan en las escuelas y que necesitamos las familias trabajadoras".

Isabel Barba

Isabel Barba tiene a sus dos hijos en el CEIP Prácticas. Bruno (9) en 4° y Raúl (5) en tercero de Infantil, "ambos ingresaron en el cole desde los 3 años". Barba ha explicado que "aunque vivimos en Aljaraque, por motivos de trabajo, este cole fue el que elegimos".

Así, "si la situación hubiera sido hoy en día, es más que probable que nos hubiéramos quedado sin plaza. Año tras año, nos hemos quejado de la masificación del colegio ya que normalmente nuestras clases están masificadas por la cantidad de niños que se incorporan una vez empezado el curso; e incluso hemos llegado a tener hasta 4 clases de 6° curso hasta con 28 alumnos por nuevas incorporaciones ¿Por qué no se derivó una de estas clases a un concertado? Es totalmente absurdo que nieguen las 2 líneas el año próximo porque el pasado sólo fueron 40 matrículas, prefieren que tengamos una línea masificada".

Rocío García

Rocío García es madre de un alumno escolarizado en el CEIP Prácticas que está en 5° de primaria, y lleva en el colegio desde los tres años. Ha apuntado que "cuando llegó el momento de empezar con la educación de mi hijo siempre tuvimos claro que queríamos un colegio público, viviendo en el Cabezo de la Joya la oferta que teníamos cubría nuestras necesidades, y ese año se ofertaron tres líneas para la educación infantil de tres años".

Rocío ha considerado que "si tuviera que escolarizar a mi hijo en este curso escolar no tendría ninguna certeza ni garantía de conseguir una plaza en la escuela pública, ya que la oferta en nuestro colegio se ha reducido a una línea, es decir, de 75 niños/as que entraron en el colegio el año que mi hijo empezó los estudios (curso 2013/14), a 25 niños/as que serán los que accedan este año (curso 2021/22)".

Por ello, ha explicado que "nos preocupa esta situación porque estamos viendo que la educación privada concertada vino para dar cabida al alumnado que no podía acoger la educación pública, y ahora tenemos la sensación de que es al contrario, la educación pública va a quedar para recoger lo que no pueda abarcar la educación privada concertada. Esperamos que la administración de la Consejería de educación empiece a pensar en lo público, y reduzca las de los conciertos y no las aulas de la pública".

Nuria Carrero

Por otro lado,  Nuria Carrero ha expuesto que "mis hijos están matriculados en el C. E. I. P. Prácticas en los cursos de primero y cuarto de Primaria. La preocupación de nuestra familia por la situación que sufre el centro escolar es evidente y el desconsuelo por las previsiones para el próximo curso, y muy posiblemente, para los sucesivos, es muy grande".

Así, ha señalado que "entendemos que la enseñanza pública es la mejor opción para garantizar los valores primordiales de nuestra sociedad democrática. Por eso, es fundamental, salvaguardar su existencia con calidad y equidad. Confiamos en que sabrán aunar esfuerzos y proporcionar las plazas necesarias para atender al alumnado de la zona ofreciendo una gran alternativa a la enseñanza concertada tan en auge".

Dentro de unos días se abrirá el periodo de escolarización y serán muchos los padres los que tengan que escoger el centro para sus hijos. En una zona masificada en la que la construcción de nuevos centros se prevé dentro de unos años en Pescadería (también concertado), ¿qué sucederá con las familias que quieran ofrecerle a sus hijos una educación pública? La oferta y la demanda de las plazas determinará su futuro.

Las familias del Distrito Educativo 3, 'en guerra' por la eliminación de líneas en centros públicos