lunes. 15.08.2022
El tiempo

El post fuego: pérdidas millonarias en la agricultura y drama medioambiental

Con las últimas brasas aun lacerando el terreno, el paisaje muestra su imagen más inhóspita.
Un agricultor contempla el desolador panorama tras el incendio
Un agricultor contempla el desolador panorama tras el incendio
El post fuego: pérdidas millonarias en la agricultura y drama medioambiental

     Con las últimas brasas aun lacerando el terreno, el paisaje muestra su imagen más inhóspita. El humo que brota de las entrañas de la tierra delata lo fresca que están aun las heridas del terreno, en un área calcinada que aun rezuma el hedor del ocaso de lo que en antaño fue febril y fértil.

     Las imágenes que acompañan a este artículo hablan por sí solas.

WhatsApp Image 2022-07-26 at 2.57.33 PM (1)
Imagen de la finca de Rafael Copón

 

     En breve las administraciones cuantificarán el drama detallando el área abrasada por las llamas. No obstante, nadie podrá cuantificar a ciencia cierta los daños económicos inflingido a los agricultores que han visto cómo sus tierras terminaban siendo pasto de las llamas. 

 

      Entre los agricultores existe una enorme impotencia, más aun tras conocerse que la Brigada de Investigación de Incendios Forestales de Huelva (BIIF-HU), adscrita al Centro Operativo del Infoca se encuentra ya trabajando en determinar si la mano del hombre estuvo detrás del origen del fuego que asoló El Corchito y se expandió hacia Almonte.

 

     Rafael Copón, agricultor de Rociana del Condado, comprueba con importancia que un mal llamado ‘pirómano’ pueda comprometer su negocio y sustento familiar. “No me cabe duda de que el incendio fue provocado. Cuatro focos casi al mismo tiempo” y a lo largo de todo el tramo agrícola que discurre entre Bonares y Almonte no pueden ser fortuitos, sentencia.  

Interior de una de las naves
Interior de una de las naves

 

     En ese infausto recorrido que tomó las llamas se encontraba su finca, situada en el paraje de la Teja. De las quince hectáreas por las que se extiende la finca seis de ellas fueron pasto de las llamas. “Maquinaria, lonas, plásticos, mallas de sombra e infraestructuras hídricas varias se vieron afectada en unos daños que podrían rondar “los 100.000 euros. Todo ello sin introducir en la ecuación los costes de mano de obra”. Ahora tienen que hacer un balance de los daños a los que cabe sumar el drama medioambiental a lo largo de parajes icónicos por su riqueza paisajística como Mingallete o la Vaqueriza. 

    Copón destaca que “eché los dientes en esa finca” y contemplar su estado es descorazonador. “Todo ha sido reducido a cenizas y no se escucha ni los pájaros” u otro elemento de la rica fauna silvestre que colonizaba los parajes aledaños a su finca. 

Medios aéreos luchando contra el fuego
Medios aéreos luchando contra el fuego

 

     Miguel Ángel Vazquez Perito agrónomo acredita que los mayores daños se han producido en los cultivos de arándanos y la mora, y en menor medida la frambuesa, puesto que la fresa actualmente no se encuentra en producción, de ahí que los daños se circunscriban a las infraestructuras propias del cultivo de los arcos y plásticos que protegen la fruta.

     Por suerte, el terreno volverá a ser productivo en la siguiente campaña. El verdadero drama es el medioambiental.

El post fuego: pérdidas millonarias en la agricultura y drama medioambiental