sábado. 20.04.2024
El tiempo
Infraestructuras

Las principales carreteras de Huelva presentan un grave y peligroso deterioro

Las principales carreteras de la provincia de Huelva, la N-435 (Huelva-Badajoz), la A-49 (Huelva-Sevilla) y la A- 494 que une la capital con Mazagón y Matalascañas presentan un estado de evidente abandono y peligroso para la circulación. Cientos de baches, socavones, desniveles en el pavimento, arcenes horadados son bien visibles.
Margen derecho de la A-49 repleto de baches
Las principales carreteras de Huelva presentan un grave y peligroso deterioro

Las principales carreteras y vías de comunicación de la provincia, las que atraviesan Huelva de norte a sur y las que conectan con Sevilla y la costa oriental y occidental presentan un estado lamentable y muy peligroso para la circulación.

Imagen captada de los baches en un tramo de la A-49
Imagen captada de los baches en un tramo de la A-49

Urge la respuesta del Gobierno y la Junta de Andalucía a un problema que va a más y que se tiende a enterrar bajo grandilocuentes debates de proyecto eternos como el AVE o el aeropuerto.

De hecho, la N-435 centró gran parte del análisis del informe elaborado por los expertos del Consejo Económico y Social provincial (CESpH), tras la presentación del documento durante la reunión de la Comisión para el impulso de las necesidades en infraestructuras en la provincia de Huelva, que lidera la Diputación de Huelva y en la que participan la totalidad de administraciones y agentes sociales y económicos. 

Cientos de baches, socavones, desniveles en el pavimento, arcenes horadados son bien visibles a poco que se recorran amplias zonas de asfalto de la Nacional-435, una vía esencial que comunica Huelva con Extremadura. Excepto el último trayecto en ser reformado, el que va desde Trigueros hasta el inicio de la zona de Los Pinos por el cruce de Fuente de la Corcha, todo el recorrido es un no parar de baches que en muchos casos se han ido convirtiendo en socavones por falta de mantenimiento.

Esta situación se agrava día a día por las decenas de camiones de transportes de mineral que salen de Riotinto y Almonaster en dirección al Puerto de Huelva o se dirigen al vertedero de Nerva.

El peligro, palpable en esta carretera Nacional, aumenta al tener los conductores que tratar de esquivar algunos de estos agujeros en el asfalto.

Captura de pantalla 2024-04-01 142609
Zona de la A-49 repleta de baches en hilera

La otra principal arteria de comunicación, la Autovía A-49 que conecta con Sevilla, presenta también un aspecto deplorable. En los últimos meses se han ido abriendo en el asfalto enormes baches que se extienden ya por decenas de kilómetros de la autovía. Hasta tal punto llegan estos socavones que hay largos trayectos en el que los vehículos usan el carril izquierdo sin casi pasar al derecho por miedo a reventar las ruedas y dar volantazos.

La situación se ha ido agravando con las lluvias, los charcos ocultan los baches y los vehículos se dan de bruces con los agujeros, dañando neumáticos y amortiguadores.

Otro ejemplo del malísimo estado de conservación los presenta la carretera que une la capital con la costa oriental, por Mazagón y Matalascañas, la autonómica A-494. El asfalto está lleno de baches que no se tapan ni arreglan desde hace bastantes meses. La situación ha ido agravándose, al igual que en las anteriores vías, a causa de las últimas lluvias.

Esta última vía se usa preferentemente en la temporada estival con la llegada de propietarios a segundas residencias tanto en Mazagón como el Matalascañas vijando desde Huelva.

A estas tres vías de comunicación también se une la necesidad de mantenimiento de la autovía que conecta Huelva con Punta Umbría, la A-497, donde en algunos tramos da ya señales de un evidente deterioro.

Comentarios