miércoles. 17.08.2022
El tiempo
Regadíos

La Junta anima a usar aguas regeneradas para los regadíos ante la intensa sequía

La sequía empuja a la Junta de Andalucía a animar a los agricultores al uso de aguas regeneradas (tratadas) en los regadíos. Habilita un canal de ayudas a las comunidades de regantes.
La consejera Carmen Crespo, en la presa de Sotiel-Olivargas.
La consejera Carmen Crespo, en la presa de Sotiel-Olivargas.
La Junta anima a usar aguas regeneradas para los regadíos ante la intensa sequía

La sequía que azota gran parte de Andalucía en general y a las confederaciones del Guadalquivir y Guadiana en particular está rompiendo tabúes. Tantos que hasta la Junta de Andalucía presume ya abiertamente de su política de ayudas a las comunidades de regantes para que optimicen aguas regeneradas y las usen para el riego.

Situación de los embalses a 12 de julio.
Situación de los embalses a 12 de julio.

En Huelva, las zonas más afectadas por la escasez de agua son el entorno de Doñana y gran parte de la Sierra, dependientes de la Confederación del Guadalquivir. y del Guadiana. Y, de momento, en menor medida las tierras dependientes del Odiel-Piedras.

Hay que recordar que detrás de la denominación de aguas regeneradas está su definición: Son aguas residuales depuradas que han sido sometidas a un proceso de tratamiento adicional

Hay que recordar que detrás de la denominación de aguas regeneradas está su definición: Son aguas residuales depuradas que, en su caso, han sido sometidas a un proceso de tratamiento adicional o complementario que permite adecuar su calidad al uso al que se destinan. Pero no se pueden usar como agua de consumo ni tampoco en industria alimentaria.

Un total de 52 comunidades de regantes de Andalucía han presentado solicitudes para acogerse a las ayudas convocadas por la Consejería de Agricultura, Ganadería, Pesca y Desarrollo Sostenible dirigidas a la mejora de la eficiencia energética en el regadío y a la utilización de aguas regeneradas para el riego.

Acabados los correspondientes plazos para presentar las solicitudes, la Junta inicia el proceso de resolución de estas ayudas a las que se destinan un total de 40 millones de euros.

La consejera en funciones, Carmen Crespo, ha valorado positivamente la respuesta del sector a estas convocatorias que “ponen de manifiesto la validez de la política de aguas emprendida por el Gobierno de Andalucía y la apuesta por unos regadíos cada vez más eficientes”. Al mismo tiempo, Crespo ha subrayado el compromiso de la Junta con las infraestructuras hídricas. “No nos hemos quedado solo en hacer las depuradoras que desde hace años se tenían que haber hecho y no se hicieron conforme a lo establecido en el canon del agua, sino que vamos más allá gracias al aprovechamiento terciario de las aguas regeneradas”, ha remarcado.

En este sentido, la consejera ha asegurado que las aguas regeneradas van a ser tan importantes para la agricultura como para otros sectores productivos, como la industria o el turismo. “Y también para los ayuntamientos, que dispondrán de esta fuente hídrica adicional para servicios tan necesarios como el baldeo de las calles, por ejemplo”.

La consejera Carmen Crespo asegurado que las aguas regeneradas van a ser tan importantes para la agricultura como para otros sectores productivos, como la industria o el turismo

Carmen Crespo ha puesto también el acento en que estas obras hidráulicas generan riqueza y mano de obra en las comarcas rurales de Andalucía. A este respecto, ha resaltado la colaboración institucional “y por supuesto de los agricultores y comunidades de regantes” que “son conscientes, como el Gobierno andaluz, de que el agua es vital para el desarrollo sostenible de la región”. “Andalucía necesita aprovechar todas las fuentes hídricas, porque cada gota cuenta, y hacerlo con la máxima eficiencia”, ha enfatizado.

Ahorro energético y aguas regeneradas

Las ayudas dirigidas a la mejora de la eficiencia energética en el regadío, que cuentan con financiación de los fondos Feader, persiguen un ahorro de más de 25.000 Mwh/año que beneficiarían a más de 65.000 hectáreas de riego y a más de 15.000 regantes.

En cuanto a la línea de apoyo para el uso de las aguas regeneradas en los regadíos, se estima un aprovechamiento de 20 hm³ que generarían 8.000 nuevas hectáreas de riego y la consolidación de otras 10.000 hectáreas.

Estas ayudas beneficiarán a más de 7.000 regantes.

Respecto a la primera de las líneas (eficiencia energética), la convocatoria está dotada con 15 millones de euros, de los que 3 millones se corresponden con la Inversión Territorial Integrada (ITI) de Cádiz. En total se han presentado 31 solicitudes. La finalidad de estas subvenciones es apoyar a inversiones para disminuir la dependencia energética de las instalaciones de riego, contribuyendo a la generación de energía para autoconsumo e incrementando la eficiencia energética de las instalaciones (como motores o centros de transformación).

Respecto a la convocatoria para aprovechamiento de las aguas regeneradas por parte de los agricultores, el Gobierno andaluz ha puesto a disposición del sector ayudas por 25 millones de euros. Por un lado, se destinan 10 millones de euros a las infraestructuras de conexión con las estaciones depuradoras de aguas regeneradas (EDAR) o desaladoras, para poder utilizar estas aguas en las explotaciones agrícolas. Por otro lado, se destinan 15 millones de euros a la puesta en marcha de nuevos regadíos abastecidos con estos recursos hídricos adicionales. En total se han presentado 23 solicitudes.

¿Qué son las aguas regeneradas?

Son aguas residuales depuradas que, en su caso, han sido sometidas a un proceso de tratamiento adicional o complementario que permite adecuar su calidad al uso al que se destinan.

¿Son seguras sanitariamente las aguas regeneradas?

Si, siempre que se cumpla con todo lo dispuesto en el Real Decreto 1620/2007, sobre todo en lo referente a sus usos, niveles analíticos de calidad y frecuencias de muestreo.

¿Cómo se obtienen, y con que objeto?

Se obtienen por diversos procesos tecnológicos que incluyen operaciones que se utilizan también en la depuración de aguas residuales y en potabilización de aguas de consumo, en función de las características del agua de aporte, nivel de calidad requerido según el uso final, etc. La finalidad de la regeneración de agua residual depurada es gestionar de manera más eficiente este recurso tan escaso, siempre teniendo en cuenta que se van a utilizar exclusivamente en los usos autorizados para ello por no comportar riesgos sanitarios.

¿El agua que se regenera dentro de una instalación (fábrica, etc.) sin pasar por el dominio público hidráulico, queda bajo el alcance del Real Decreto 1620/2007?

No. Pero es conveniente por el principio de precaución que se comunique a la autoridad sanitaria competente por los cauces y medios que ella disponga, dadas las posibles implicaciones y posible alcance sanitario de su utilización.

¿Se pueden utilizar las aguas regeneradas para agua de consumo?

No, no se puede, esto está específicamente prohibido en el Real Decreto 1620/2007, de 7 de diciembre, por el que se establece el régimen jurídico de la reutilización de las aguas depuradas, salvo situaciones de declaración de catástrofe en las que la autoridad sanitaria especificará los niveles de calidad exigidos a dichas aguas y los usos.

¿Se pueden utilizar las aguas regeneradas en la industria alimentaria?

No, no se puede, está específicamente prohibido en el Real Decreto 1620/2007, de 7 de diciembre, por el que se establece el régimen jurídico de la reutilización de las aguas depuradas, salvo las excepciones señaladas en su texto.

 

La Junta anima a usar aguas regeneradas para los regadíos ante la intensa sequía