martes. 29.11.2022
El tiempo

Arrancan en mina Magdalena el único encinar que se salvó del gran incendio de Almonaster

La tala masiva de una dehesa de encinas sanas en la 'zona cero' del gran incendio de Almonaster que arrasó 16.000 hectáreas, junto a Cueva de la Mora y el paraje de Olivargas, ha desatado una ola de indignación.
Arrancan en mina Magdalena el único encinar que se salvó del gran incendio de Almonaster

Una tala masiva de una dehesa de encinas sanas en la 'zona cero' del gran incendio de Almonaster que arrasó 16.000 hectáreas, junto a Cueva de la Mora y el paraje de Olivargas, ha desatado una ola de indignación en las asociaciones de la comarca y entre muchos de los vecinos que perdieron gran parte de sus propiedades, huertas y sustento. Porque ese encinar fue de lo poco que escapó con vida de aquel voraz incendio.

La tala y arranque de decenas de encinas, alcornoques y chaparros se ha producido en la finca adyacente a Mina Magdalena (MATSA), en el área que separa esta zona del paraje y aldea de Monte Blanco, por donde las llamas avanzaron a velocidad de crucero destruyendo todo lo que encontraban a su paso. Todo menos ese encinar.

 

La actuación minera, en principio, estaría 'autorizada' por una modificación de Autorización Ambiental expedida por la misma Junta de Andalucía en agosto de 2020 con el objetivo de ubicar una escombrera de estériles, aunque aun no habría sido publicada en el BOJA, por lo menos no aparece en la referencia administrativa en cuestión.

Además, se informó de elevar consultas al Ayuntamiento de Almonaster, administración que comparte intereses de personal con la empresa minera.

Ahora las labores de acopio industriales han destruido gran parte de la zona forestal autóctona para dar paso al depósito de estériles proyectado.

La paradoja de este ejemplo de incongruencia ambiental es que a solo 100 metros de la zona arrancada, la Junta de Andalucía ha organizado recientemente siembras de encinas, alcornoques y especies autóctonas para tratar de repoblar el área dañada por el incendio del pasado verano. Actividades en las que participaron vecinos, jóvenes, participantes en talleres de protección ambiental y organizaciones como Ecologistas o la SEO-BirLife.

Es decir, por un lado se permite arrancar decenas de encinas de porte y antigüedad y por otro se siembran bellotas y plantones de encinas que tardarán al menos otros 50 años en ofrecer resultados.

Diariodehuelva.es ha solicitado a la Delegación Territorial de Desarrollo Sostenible de la Junta de Andalucía su versión sobre el asunto, aunque aun no ha obtenido respuesta.

Esta siembra que ha seguido a la tala masiva del paraje de Magdalena fue convertida por la Junta de Andalucía en uno de sus grandes actos ambientales con motivo del pasado 28F. Así, representantes de la Consejería de Agricultura, Ganadería, Pesca y Desarrollo Sostenible de todas las provincias participaron en la plantación simbólica de alrededor de un millar de ejemplares de diversas especies vegetales autóctonas con motivo de la celebración del Día de Andalucía.

La consejera Carmen Crespo resaltó que el objetivo de esta plantación masiva  andaluza es “seguir cuidando, respetando y contribuyendo al rico patrimonio medioambiental que tenemos la suerte de tener en esta tierra, a nuestra biodiversidad, al bosque mediterráneo o a nuestros parques”.

Para la elección de los más de cien ejemplares vegetales que se plantaron en cada provincia, la Consejería de Desarrollo Sostenible apostó por los árboles, arbustos o matorrales más idóneos en función de las características de cada zona. Así, para el monte ‘La Alcaldía’ del término municipal de Almonaster la Real, se han elegido alcornoques. Una especie que tardará varias décadas en producir y en crecer como árboles de gran porte.

Y ahí está el contraste entre la decisión de la Junta de Andalucía por la siembra y por el contrario, en la mina, se opta por el arranque de especies que se salvaron del incendio de Almonaster.

Cabe recordar que la Junta de Andalucía se ha dado prisa por comenzar las labores de restauración de la zona quemada y tiene avanzados los trabajos de emergencia en los que la inversión supera los 1,4 millones de euros. Y el Gobierno andaluz ya ha anunciado que tiene dispuesta para este año una segunda intervención urgente para dar continuidad a los trabajos que se vienen realizando.

Arrancan en mina Magdalena el único encinar que se salvó del gran incendio de Almonaster