viernes. 07.10.2022
El tiempo

Crecen las colas del hambre en Huelva

Las peticiones de ayuda para tener algo que llevarse a la boca aumentan en Huelva con el coronavirus. El Banco de Alimentos ha incrementado el número de usuarios en un 20% y Cáritas ha triplicado sus actuaciones
Crecen las colas del hambre en Huelva

El coronavirus ha provocado una crisis social y económica sin precedentes por el cese de muchas actividades. Solo en la capital onubense, centenares de personas han tenido que recurrir a la ayuda externa para poder comer. Son las colas del hambre, que crecen a medida que pasan los días. Instituciones y ONG se afanan para paliar la difícil situación por la que están pasando muchas familias a raíz de la pandemia en una provincia con más del 36% de su población en situación de pobreza antes de la llegada de la Covid-19.

Cuando se cumplen dos meses del decreto del estado de alarma, en la capital, el alberque municipal está al 100% de su capacidad y 50 personas permanecen alojadas en el Polideportivo Andrés Estrada. Son aquellos que no tienen ni siquiera un hogar donde poder confinarse.

Si el chef Xanty Elías comenzó en abril a distribuir 300 menús diarios gracias a la iniciativa World Central Kitchen, la ONG del chef José Andrés, ahora elabora 800 menús al día tan solo en la capital, según el Ayuntamiento, que colabora para que esta cocina de emergencia llegue a las personas que más lo necesitan. Y el objetivo es ampliar este número hasta llegar a los 20.000 menús en toda la provincia de Huelva.

También en Huelva capital, 600 familias han pasado en estos dos meses por el Economato Resurgir, el supermercado que permite adquirir artículos de primera necesidad por debajo del precio de coste; 450 menores reciben las becas de comedor de la Junta y Cruz Roja ha facilitado 214 vales de 50 euros.

La acción de Cruz Roja en la provincia ha posibilitado 18.252 intervenciones, que han llegado a 9.797 personas tan solo en el primer mes de confinamiento, especialmente centradas en los colectivos más vulnerables, personas mayores, enfermas o dependientes, familias sin recursos, infancia en dificultad, personas desempleadas, asentamientos y personas sin hogar.

Las acciones de Cruz Roja se han centrado en la recogida, clasificación y reparto de alimentos y material higiénico y sanitario, acciones de formación y empleo, intervenciones de salud y socorros y emergencias, labores de coordinación con el 112 y captación de recursos.

EL BANCO DE ALIMENTOS AUMENTA UN 20% SUS USUARIOS

La ayuda del Banco de Alimentos de Huelva (BAH) está siendo fundamental en esta crisis. La entidad ha incrementado un 20% sus usuarios durante el estado de alarma y la cifra sigue creciendo. En Huelva capital asiste actualmente a 6.934 personas, equivalentes a 2.311 familias.

Durante el primer mes de confinamiento ha repartido en la provincia 252.000 kilos de alimentos (110.000 kilos de frutas y verduras y 142.000 kilos de productos básicos no perecederos) para atender a los 15.100 beneficiarios que han precisado de la ayuda del Banco. Su presidente, Juan Manuel Díaz Cabrera, prevé que el incremento sea mayor en los próximos meses y que la gran demanda provocará un desabastecimiento para junio.

Por ello, el Banco de Alimentos está trabajando en la puesta en marcha de una Gran Recogida Virtual, que contará con el respaldo de la Autoridad Portuaria y en la que confía que se vuelquen los onubenses para que no haya nadie en nuestra provincia que no tenga cómo alimentarse en estos duros momentos, según señala en un comunicado.

Díaz Cabrera ha insistido en la “necesidad de que todos sigamos aportando nuestro granito de arena para ayudar a las personas que están siendo golpeadas más gravemente por esta crisis”, tras lo que ha recordado que pueden hacerse donaciones a través de la web del Banco, si bien también puedes hacerla en las cuentas bancarias  ES67 2100 2686 7202 1012 1847 y ES08 3187 0001 7710 8635 4824, en el bizum con identificador 38202 o dirigir cualquier duda o petición de aclaración al teléfono 657 633 883 o alcorreo [email protected].

CÁRITAS TRIPLICA SUS ACTUACIONES

La ayuda de Cáritas Diocesana en Huelva está siendo también fundamental para miles de personas. Aunque aun no hay datos precisos, la entidad habla de que ha triplicado sus actuaciones con respecto a las que se hacían antes de la Covid-19 -en todo 2018 (el año de la última memoria presentada) se atendieron a 14.091 personas en la provincia onubense-.

La ONG católica da principalmente ayudas para cobertura de necesidades básicas, suministro, alquiler, farmacia, luz y agua. Desde que comenzó el confinamiento, Cáritas ha hecho de intermediaria para conseguir empleo a unas 200 personas, fundamentalmente en el sector agrícola, y está tramitando ofertas para personas cuidadoras. Todo a través de una red de voluntariado volcada en atender la demanda de familias que se encuentran en una situación de precariedad, agudizada por el cese en la actividad y los ERTE que ha traído el virus.

LAS COLAS ETERNAS

Aunque la situación de pobreza se ha extremado en esta crisis para miles de familias onubenses, en los asentamientos de temporeros inmigrantes es lo habitual desde hace años. Ahora peor. Muchas organizaciones son las se afanan por ayudar a una población olvidada. En las últimas horas, las colas del hambre en estas entornos chabolistas crecen aún más si cabe. Uno de los últimos repartos de alimentos ha sido realizado por el Sindicato Andaluz de Trabajadores (SAT) financiado por financiado por un crowdfunding de la revista inglesa Ethical Consumer.

Crecen las colas del hambre en Huelva