viernes. 24.05.2024
El tiempo

Ratifican la sanción al camionero que provocó un accidente en Aracena tras quedarse dormido

La somnolencia se convierte en la primera causa de muerte en un 30% de los accidentes según un reciente informe de la Sociedad Española del Sueño.
Ratifican la sanción al camionero que provocó un accidente en Aracena tras quedarse dormido

El Tribunal Superior de Justicia de Andalucía (TSJA) ha confirmado esta semana la sanción impuesta a un camionero que se quedó dormido al volante en la carretera de Aracena.

El conductor, que cubría la ruta Sevilla-Lisboa, ha sido suspendido de empleo y sueldo durante quince días y tendrá que abonar una multa de 7.483 euros para paliar los gastos ocasionados tanto por la retirada del vehículo con una grúa de gran tonelaje como los de la posterior reparación del camión accidentado.

El accidente se produjo en diciembre de 2015 después de que el hombre se saliera de la vía por la que circulaba provocando que el vehículo articulado chocara contra la mediana y quedara incrustado en la cuneta. Según ha ratificado ahora el TSJA, queda probado que “dado que el estado de la carretera era buena, las condiciones climatológicas eran normales y el conductor dio negativo en las pruebas de alcoholemia” la causa del accidente fue, tal y como apuntó la Guardia Civil en el atestado inicial “el sueño, el cansancio o la fatiga”.

En todo caso, la Sala de lo Social del TSJA sostiene que el conductor causó un “riesgo cierto, grave e inminente tanto para su propia integridad física como para la del resto de usuarios” por lo que corresponde la calificación de falta grave por parte del trabajador.

La empresa contaba con un protocolo de prevención de accidentes y había ofrecido al camionero la formación oportuna para evitar el accidente. En dicho protocolo se hacía alusión a las situaciones de cansancio y fatiga que podían sufrir los conductores en diferentes momentos de los trayectos diarios. Sobre ellos, la normativa de la empresa apuntaba a que los trabajadores debían “detener la marcha, descansar y refrescarse” ante los primeros síntomas de somnolencia. El conductor hizo caso omiso al protocolo y continuó la marcha hasta provocar el accidente.

Los microsueños, enemigo al volante

Actualmente, las estadísticas de la Dirección General de Tráfico (DGT) confirman que siete de cada diez conductores han tenido la impresión alguna vez de dormirse mientras se encontraban al volante. Entre todas ellas, más de un 60 % han padecido microsueños en alguna ocasión, según los datos de la Fundación CEA lo que no siempre puede ser demostrado en los casos de accidentes de tráfico por lo que los datos podrían ser aún mayores.

Lo que sí parece claro es que los microsueños están directamente relacionados con el aumento en el número de accidentes y la siniestralidad en las carreteras, especialmente entre quienes se dedican a la conducción de manera profesional.

El Síndrome de apnea del sueño (SAHS), especialmente el que se encuentra sin diagnosticar, es una enfermedad que se caracteriza por una somnolencia diurna excesiva, trastornos cardiorrespiratorios y cognitivos y está directamente relacionada con el aumento y la incidencia en los accidentes de tráfico.

Por ello, la Unión Europea ha añadido recientemente el SAHS a la lista de requisitos psicofísicos que debe cumplir una persona para acceder a un permiso de conducción. Está pendiente que la Directiva entre en vigor en España en próximas fechas.