sábado. 13.04.2024
El tiempo

Manolo Peña: "Con Víctor Espárrago, el Recre tendría que haber ascendido a Primera"

Peña es un trotamundos del mundo del fútbol, en cuyo periplo ha jugado en equipos como el Recreativo y el Betis. En esta entrevista desgrana las interioridades de esta pasión y la evolución que ha experimentado este deporte.
Manolo Peña: "Con Víctor Espárrago, el Recre tendría que haber ascendido a Primera"

Me hace mucha ilusión que se acerque hoy a esta sección de entrevistas Manuel Jesús González Peña, conocido en el mundo del fútbol como "Manolo Peña", al que conocí a través de su hermano Bernardo, que por cierto, era un futbolista algo impresionante y que coincidimos estudiando en Constantina en el mismo instituto, aunque en cursos distintos.

Nuestro invitado de hoy nació hace 59 años en la localidad sevillana de Olivares, sus estudios los hizo en Constantina y Córdoba, empezando a jugar al fútbol un poco tarde, a los 16 años en los escalafones inferiores del Betis, pasando por los juveniles e ir escalando categorías hasta llegar al primer equipo, para salir cedido al Alavés una temporada y regresar al Paseo de Las Palmeras donde le hicieron un poquito la cama, por lo que aceptó venir al Recreativo cedido una campaña, aunque al final acabó firmando tres años más. Cuando concluyó su periplo en en Decano se fue al Burgos, ascendiendo a primera división, posteriormente pasó por Salamanca, Extremadura, donde subió a segunda división A y al año siguiente a la liga de las estrellas, para acabar en el San Roque de Lepe, donde sólo militó 3 meses, pues decidió colgar las botas y ponerse a los estudios pues le estaba poniendo más interés a los libros que al balón. Actualmente ejerce de fisio en su gabinete de Olivares, donde le va pero que muy bien.

Manolo es una persona de lo más divertido, listo, con chispa, cordial, alegre, disfrutón, buen amigo, responsable, trabajador, empátivo.... Muy buena gente.

Cuando lo llamo para echar un ratito de cháchara y poder montar esta entrevista, con la amabilidad que le caracteriza, acepta y este es el resultado:

¿Qué opinión tienes de la situación que estamos viviendo? 

Es muy complicada  pues el virus nos ha cogido a todos en fuera de juego. No se conocía una pandemia por las generaciones más jóvenes y menos a nivel mundial. Todo ha sido muy duro, al principio no se sabía lo que pasaba ni por dónde tirar, ni como se contagiaba... Ha sido muy complicado. Tengo compañeros, médicos, enfermeros... que han estado en Ucis y lo han pasado muy mal.

¿Cómo crees cambiará la vida tras la pandemia y especialmente en el mundo del fútbol?

Este virus se va a llevar mucho tiempo con nosotros, vamos que ha llegado para quedarse. El hecho que haya muchos países sin vacunarse, hace que el bicho vaya mutando de un lado para otro. En relación con el mundo del fútbol, los aficionados van a los estadios todavía con recelo, sobre todo en el extranjero, pues hay muchos países que no han tenido un buen ritmo de vacunaciones. En España con las vacunas lo han hecho bien y por tanto se puede ir a los estadios con más alegría. Fíjate en el Betis, cada vez que juegan en Sevilla se meten en el campo más de cincuenta mil personas. Poco a poco espero que todo vaya normalizándose.

¿Has pasado miedo en algún momento?

Por supuesto que lo he pasado y además mucho, sobre todo en el estado de alarma, donde no se sabía cómo atacar al virus. Hay compañeros que me han contado auténticos dramas que se han vivido en los hospitales, donde llegaban los enfermos axfisiándose de una manera terrible. Los primeros meses fue la hecatombe, pues no se sabía nada de esta enfermedad y la protección a veces era con bolsas de basura, no había EPI y se trabajaba con mucho miedo...

¿Qué proyectos tienes cara al futuro y que haces en la actualidad?

A estas edades, los proyectos son el día a día, por lo que no me planteo otra cosa, vivo el presente y nada más. Ahora estoy en mi clínica de fisioterapia y no pienso en otra cosa, ni siquiera en la jubilación, solo el día a día.

¿Qué recuerdos tienes en general de tu vida deportiva?

La verdad es que desde los 16 años que empecé a jugar al fútbol, ha habido momentos buenos y otros no tantos. Los mejores, que un chico de pueblo llegue a ponerse la camiseta del Betis en primera división, eso no tiene precio. Creo que habría quien pagaría por ello. Otros momentos felices son los ascensos a la liga de las estrellas con el Burgos y el Extremadura. No me puedo quejar de mi trayectoria deportiva, aunque echo en falta que en los dos años que jugué en el Recre con Víctor Espárrago no ascendiéramos a primera división. Hicimos un fútbol espectacular, con la afición volcada, éramos un equipazo, pero nos faltó algo, quizás una mijita de suerte.

En la parte negativa, no tengo mucho que contar, quizá tendría que haber jugado en el Betis un poquito más.

¿Qué significó para ti jugar en el Recreativo de Huelva?

La verdad que el Recre en aquella época era un club puntero de segunda división. Era una ilusión jugar en el estadio Colombino, donde yo iba de chaval a verlo. Fué una experiencia maravillosa jugar con Luzardo, Alzugaray, Cepeda, Ramón Vázquez... Teníamos un equipazo como te he dicho antes.

Yo caí bien, me veían como un chico de pueblo muy cordial y desde luego presumía de ser de Olivares. Llegué al Recre en calidad de cedido por una temporada por lo que cuando terminó tuve que volver al Betis, pero como Carriega que entonces era el míster bético no me daba mucha bola y yo lo que quería era jugar, pues acepté la oferta que por tres años me hizo el Decano y acerté. Al terminar la tercera campaña, se interesó por mi el Valencia, llegué a un acuerdo con ellos pero el Recre pidió mucho dinero por mi y, se rompió la negociación. Sinceramente creo que tendrían que haber cedido un poco y nos hubiésemos beneficiado tanto el Club como yo, entonces tenía 24 años y jugar en primera con el Valencia era un sueño. Creo que el Recre se equivocó.

¿Qué jugadores te han impresionado más de los que has compartido vestuario?

Me lo pones muy difícil José Luis, pues he jugado en muchos equipos, pero te voy a reseñar algunos de los más representativos. Del Recreativo, Luzardo, Ramón Vázquez, Miguel Angel Cabrera, Chico Linares, Alzugaray, Carmelo... jugadores que brillaron muchísimo. Del Alavés, López Rekarte y Núñez. En el Extremadura, Pepe Tirado y José "el canario". Del Salamanca, Balta y sobre todo Juanma Lillo, que junto a Víctor Espárrago, los dos mejores entrenadores que he tenido en mi vida, enseñaban fútbol de verdad. Del Betis, Esnaola era bestial, lo mismo que Cardeñosa, este futbolista, solo con mirarte ya sabía lo que uno quería, Rafa Gordillo, Antolin Ortega, Joaquín Parra, Calderón... Y en el Burgos, Tocornal, Barberi, Yuri, Balint... He tenido la oportunidad de jugar con muy buenos futbolistas, aparte de excelentes personas.

 ¿Y cuál sería tu onces ideal de tus compañeros?

Yo jugaría con un 4-4-2. De portero estaría Esnaola; en defensa Tirado, Tocornal, Barta y Gordillo; en el centro del campo, Joaquín Parra, Barbari, Cardeñosa y Luzardo y en punta Balint y Yuri. De entrenador el tandem Víctor Espárrago / Juanma Lillo.

¿Qué diferencia hay entre el fútbol de tu época y el actual?

El fútbol ha cambiado mucho. Antes hacíamos otro tipo de vida, y hoy día han entrado en este deporte una serie  de figuras nuevas, psicólogos, preparadores, analistas,... Acaba un partido y ya se tiene un resumen de lo que ha hecho cada futbolista, donde has fallado o acertado, por donde has corrido... Es otra historia, todo es  tecnificación. No es mejor no peor, es distinto, se ha evolucionado mucho y los chavales los veo más metidos en el papel, piensan las 24 horas en fútbol y en mi generación lo hacía igualmente, pero también se pensaba en otras cosas

¿Qué eliminarías y añadirías al fútbol actual?

Una cosa se ha hecho bien esta temporada, es quitar lo del valor doble de los goles en campo contrario en caso de empate. Realmente no era justo. Por lo demás lo dejaría como está, aunque evolucionando como es lógico.

 ¿Eres partidario del VAR? 

Hacía falta en el fútbol, pero... siempre hay un pero. Tiene que existir unificación de criterios con los árbitros, pues una misma jugada es penalti en un partido y en otro no. Nos vuelven locos a todos, jugadores, entrenadores, aficionados, prensa...

En los goles fantasmas y en las agresiones funciona bien, pero insisto, a la hora de pitar una pena máxima, la cosa cambia, por ejemplo, en el área del Celta y otra en la del Barcelona  con la misma situación, el criterio no suele ser el mismo.

La saga de futbolistas en tu familia sigue creciendo, además teniendo un internacional olímpico como tu sobrino Juan Miranda, jugador del Betis. Háblanos de él.

Jajajaja. Mi sobrino Juanito es un fenómeno y si como futbolista es bueno, como persona es infinitamente mejor. Se fue al Barcelona muy joven y donde ha estado muy bien, pero allí como en el Real Madrid no hay paciencia con los cannteranos.

Tenía que salir de allí para jugar en la élite y en el Betis está jugando en la liga de las estrellas. La campaña pasada lo hizo fenomenal y esta, debido a no haber descansado al estar en las Olimpiadas, le está pasando un poco de factura. Fijate José Luis como han caído en su rendimiento casi todos, Pedri, Oyarsabal, Soler... Cuando pase enero los que están jugando más minutos ahora estarán reventados y ellos más frescos.

Tu Betis está que se sale esta temporada ¿quedará por delante del Sevilla esta campaña? 

Eso es muy difícil de saber, pues la verdad es que el eterno rival lleva 20 años haciendo las cosas muy bien. Firman jugadores, que muchos le salen buenos, aunque otros no tanto, pero están ahí arriba. Pero te quiero decir una cosa, Monchi tiene una fama tremenda, pero hay que mirar un poquito más abajo para saber que tiene un equipo de profesionales detrás con una categoría y una sapiencia increíble que juegan un papel importante. La cantera en cambio, es como si no existiese, pues los chavales no tienen oportunidades para subir al primer equipo.

Vaya lío en el que me estoy metiendo, tu me preguntas por una cosa y yo te salgo por otra.

Me decías que quién iba a estar delante a final de temporada. Creo que el Sevilla pues tiene más equipo y más oficio actualmente que el Betis y, en un campeonato donde prima la regularidad por regla general suelen quedar por delante.

¿Cómo fue tu niñez y qué soñabas ser de mayor? 

Mis recuerdos son siempre los mismos todos los días, jugando al fútbol de sol a sol, daba igual que fuera verano que o invierno, lo hacíamos en la calle y cuando pasaba el camión de los viajeros, que lo hacía de vez en cuando, había que parar. Las porterías eran dos piedras, y, te puedo decir que era el más feliz del mundo.

Yo no sabía lo que quería ser, solo pensaba en el día a día. Eso sí, como jugando al fútbol destacaba una mijita, siempre estaba echando partido con chavales mayores que yo, algunos me llevaban hasta el doble de años. Cuando tenía 7 abriles jugaba con niños de 14, pero yo no pensaba en ser futbolista, ni torero ni bombero, lo que quería era jugar al fútbol siempre con mis amigos.

¿Quiénes han sido tus referentes? 

La verdad es que no he tenido referentes, he intentado ser siempre yo mismo. Los valores de casa que me inculcaban mis padres me marcaron.

A nivel profesional, nunca he querido imitar a nadie, vamos que nadie del fútbol me ha marcado.

¿Manolo quieres añadir algo más? 

Quiero decir que con la que está cayendo con el coronavirus, hay que cumplir con las normas que nos aconsejan las autoridades sanitarias, hay que vacunarse, no echar cuenta a los negacionistas, que muchos de los que están ingresados y que han fallecido ha sido por negarse a vacunarse.

Mandar ánimos a los que se le hayan ido familiares y amigos, que sean fuertes.  Solo queda esperar y que pronto quede todo en un mal sueño.

Por último decir a todos los onubenses que le tengo un cariño muy especial a Huelva y cada vez que puedo me escapo a dar una vuelta por esa maravillosa, tierra.

Manolito, desde este momento voy a intentar ponerme en contacto con el mayor número posible de futbolistas que jugasteis a las órdenes de Víctor Espárrago y organizar un programa de la Tertulia Recreativista de Teleonuba y hacerlo desde las entrañas del estadio Nuevo Colombino.