lunes. 15.08.2022
El tiempo

Miguel Angel Zunino: "A las carreras iba con una calculadora para no pasarme del presupuesto"

Miguel Angel Zunino Rodríguez, es nuestro protagonista de hoy, al que tenía muchas ganas de acercara por esta ventana pública.
F512CEB7-BC20-4592-8F5F-95DA567F70D7
Miguel Angel Zunino: "A las carreras iba con una calculadora para no pasarme del presupuesto"

Miguel Ángel Zunino Rodríguez, es nuestro protagonista de hoy, al que tenía muchas ganas de acercara por esta ventana pública, y miren por donde, hace unos días nos hemos sentado en una terraza de El Portil, y después de ponernos al día de nuestras respectivas vidas, he podido realizarle esta entrevista, y es que Zunino es un buen amigo, con el que he vivido muchos momentos de su vida tanto a nivel personal como deportiva. 
 

BEE40E4A-9F96-4E54-B456-FB5F2E67DDE9

Nuestro protagonista nace en Cartaya, el 24 de febrero de 1975, Empresario y ex Piloto de Rallyes /Automovilismo, deporte en el que debutó en 1997 y consiguió numerosos éxitos a nivel de España como en Portugal. Entre otros consiguió ser Campeón de Andalucía Cl.5, Campeón de Grupo N, Campeón de Andalucía de Tierra 2 RM. Campeón varias veces Desafío Peugeot Sur España, Podium en numerosas pruebas Campeonato de España de Rallyes Desafío Peugeot, Subcampeón de España Junior Desafío Peugeot. Ganador Rallye Príncipe de Asturias Desafío Peugeot campeonato de España…, y un sin fín de éxitos automovilísticos posteriores, en Tierra, Asfalto, Subidas de Montaña y Autocross, hasta el 2018. 

Una vez retirado de los volantes, se ha convertido en un empresario que ha tocado varias actividades y que en todas ha dejado y deja constancia que es un tipo listo, con las ideas claras, la cabeza bien amueblada..., aparte de ser persona cordial, entrañable, solidario, optimista por naturaleza, pero también realista, risueño, con alto sentido de la amistad... Y desde luego muy "güenagente" 

DB86DB88-9DFB-446A-8192-5DA2405F085B

Ahora vamos con las preguntas:

P. - ¿Qué opinión tienes de la situación que estamos viviendo?

R. - Indudablemente estamos viviendo una etapa global complicada. El post Covid, la guerra de Ucrania, terrible lo que se está viviendo en aquel país, además, según parece, es la responsable de que se esté generando tanta inestabilidad en los suministros de todo tipo, y, desatando unos precios inasumibles para las personas en los productos que más demanda la sociedad. Todo es terrible. 

Creo que es una situación que están poniendo a prueba a todo el sistema mundial ocasionando una alta inflación en todos los países de nuestro entorno, empobreciendo a la sociedad, osea que corren momentos convulsos. No recuerdo, en los años que tengo, vivir unas situaciones tan extrañas y complejas, con el Covid-19 y ahora con la guerra, donde los líderes mundiales no se ponen de acuerdo, no tienen claro que hacer. Ellos que son los máximos responsables para resolver situaciones como estas, las cuales están llevando a gran parte de la sociedad al límite, y al final, como siempre, tendrán que ser los ciudadanos de a pié los que saquen las cosas adelante. Solo espero no desemboque todo esto en nada más grave que lo que ya hemos y estamos viviendo.., que no es poco. 

C7DC9909-D950-45C3-933B-1B653F78D340

Dicho todo esto, tengo esperanza, pues después de todo hay trabajo, hay actividad, pese a la inflación hay actividad, en nuestra zona, gracias principalmente a la agricultura y el turismo, la gente más o menos vive, hay muchas personas con ganas de hacer cosas en nuestra tierra y eso es fundamental. Además creo que a Andalucía le va a ir mejor que al resto de España, por contar al menos con estabilidad política después de las elecciones del 19-J, eso supongo que ayudará. Yo soy un ciudadano libre que no tengo un partido favorito, me considero de centro y racional, y estoy seguro que saldremos adelante, con más o menos dificultades, saldremos. ¿qué remedio no?

P. - ¿Crees que después de dos años de Covid, esto ha terminado?

R. - Pienso que no ha terminado del todo, aunque tenemos que ser prudentes con las variantes. Creo que esta pandemia está superada, los científicos y farmacéuticas han logrado algo impensable con la vacuna del Covid-19, y este esfuerzo, junto con el de los ciudadanos, ha dado resultado, pese a la séptima ola. Supongo que tendremos que convivir con ello así como con las otras gripes.

P. - ¿Has pasado miedo en algún momento de la Covid? 

R. - Por mi parte no, soy joven y estoy fuerte, además me vacuné llegada mi hora, pero si temí por nuestros mayores, ¿quién no ha temido por ellos? Todos hemos tenido algún caso de fallecimiento de persona cercana, familiar, amigo, vecino, y esto te hace meditar hasta donde llegaría esta situación, fueron momentos muy dolorosos y complicados, lo peor de todo, el daño emocional, no despedirte de los seres queridos, aquellos que los perdieron, no poder estar con ellos, creo que ha sido lo peor de esta pandemia. Supongo que hemos sacado algo bueno también, pues se han localizado errores en el sistema sanitario, sobre todo en lo referente a los abuelos, se han fortalecido los lazos entre las personas, incluso se ha vuelto a valorar más, y a tener más contacto con la naturaleza y el aire libre, de todo lo malo se saca algo bueno, ¿verdad?

P.- ¿Qué proyectos tienes para el futuro y que haces en la actualidad?

R. - Mi principal proyecto actualmente es afianzar mi empresa en el mercado, en aquellos sectores a los que pertenecemos hace pocos años, diferentes al sector que “históricamente” pertenecí, la construcción. 

Procuro hacer cosas que me satisfaga y dejando a un lado, cosa que no siempre puedo, aquello que no me aporta lo que busco, que no es otra cosa que la satisfacción personal del trabajo bien hecho. Intento desarrollar mi actividad de forma diferente e innovar cada día un poco más, mejorando el equipo humano y nuestros medios, protocolos, procedimientos, siendo lo más productivo posible en aquello que hago, e insisto, haciendo del trabajo un reto cada día, pues en cierta forma, no paro de competir, pero en otras carreras.

Después tengo otros retos personales, algunos, llevo años con ellos, pero no ceso, ahí sigo, poco a poco los voy sacando adelante, familia, idiomas, muchos deportes, y, lo que el tiempo libre me permite, que no es mucho.

Actualmente me encuentro muy implicado en una nueva actividad de mi empresa llevamos tres años en Zunino Racing S.L.U, dentro de www.grupozunino.es construyendo con contenedores marinos y módulos prefabricados. 

Recordar que yo siempre estuve vinculado al mundo de la construcción, sector en el que sigo, pero en otra línea que no es la tradicional. Las experiencias empresariales superadas y vividas a partir del 2007 (colapso bancario y crisis de la construcción) me llevó a ser cauteloso y diversifiqué la empresa desarrollándome en sectores como el transporte, alquiler de maquinaria, camiones grúas, construcción y ahora, con contenedores marinos, sector este último donde estoy más ilusionado, pues como comentaba, estamos construyendo, pero no de forma tradicional, y a esto me refería, a la construcción modular y/o con contenedores marinos. 
 

4C41CBB4-820C-4F15-A57E-6858BDB444AE

Creo que el cambio experimentado en nuestra sociedad debido al encarecimiento de la adquisición de viviendas, con familias más pequeñas, mayor ocupación laboral por parte de los dos componentes de la familia, más movilidad geográfica laboral, mayor voluntad de disfrutar de los espacios libres, menos tiempo para atender la casa, etc, ha llevado a las personas a valorar la compra de vivienda tradicional como algo necesario, pero no imprescindible, aumentando la modalidad del alquiler en vez de la adquisición y tomando fuerza alternativas habitacionales más pequeñas o más económicas, que cumplan con los estándares del código técnico, realizándose en menor tiempo, con el consiguiente ahorro económico, etc. Esto me ha llevado a construir con estos cajones metálicos y la verdad me divierte bastante, es algo diferente y poco a poco, se va consolidando como una alternativa tan válida como las ya conocidas construcciones de ladrillos. Grupo Zunino ya ha desarrollado varios proyectos muy atractivos y estoy inmerso en una transformación de la empresa adecuándola a la demanda actual. Ahí estamos., por supuesto, todo esto sin dejar de atender a nuestra clientela en el transporte, el alquiler de maquinaria y nuestros camiones grúas, así como clientes de toda la vida que siguen contando con nosotros en el sector de la construcción tradicional y a los que no puedo dejar de atender.

P. - ¿Qué ha significado para ti el mundo de la competicion automovilística?

R. - Para mi la competición lo ha sido todo, adquirí una impagable experiencia en muchos ámbitos, hice a razón cierta, un máster intensivo prolongado durante varios años, sobre todo en mis años más activos, desde 1998 al 2003, máster que después he aplicado a mi vida, facilitándome la misma. Crecí mucho, tanto personal como profesionalmente. 

En las carreras, me curtí en la contención de costes, pues ninguna temporada de las que hice, tuve margen de maniobra económicamente hablando como para no hacerlo, siempre fui muy justo de presupuesto. Vivía principalmente de los premios en las carreras, según los resultados obtenidos, tanto es así, que nunca “choqué”, en 20 años de carreras, nunca tuve una salida de pista importante, imagínate, ganando carreras a nivel nacional y sin poder “chocar” ¡no podía permitírmelo!, sabía que si “chocaba” de forma importante no podía seguir con el campeonato, y eso era el fin de mi carrera deportiva, pues a los gastos de la reparación del coche, se unía la pérdida del resultado y con ello del premio económico de esa carrera y el acumulado para el campeonato, que era mi oxígeno para ir a la siguiente carrera, así que había que ganar sin chocar, Jajaja, también es verdad que por esto, obtuve muchos 2º, 3º, 4º puestos a nivel nacional en muchas ocasiones pudiendo haber hecho 1º, pero era la única forma que tenía de seguir corriendo sin un patrocinador importante, pues mi principal fuente de ingresos eran como he dicho, los premios conforme a los resultados. 
 

A4427F21-0C0D-4FE0-924F-E921930BA9FD

Vivir de las carreras y estar entre los 3 o 5 primeros de España en cualquier disciplina deportiva es muy difícil, y yo afortunadamente lo conseguí varios años, así que como te decía, me hice un especialista en este sentido, iba a las carreras con la calculadora en el bolsillo, intentando obtener los mejores resultados deportivos, llegar a lo más arriba, pero sin accidentes, y lo conseguimos, muchas veces, pero sin medios…. es complicado, ¿te imaginas donde hubiera llegado si no hubiese sido así? Yo si lo se., pero eso, es otra historia, pero no me arrepiento de nada.

Con el automovilismo, mejoré como administrador de empresa, pues operaba como un autónomo en las carreras a través de una empresa que me ofrecía patrocinio, y eso me hizo conocer los entresijos de una sociedad mercantil, los impuestos, obligaciones, declaraciones, etc. Había que gestionar aquellos ingresos y gastos sin incidir en faltas fiscales, muy fácil y propias de cuando uno es joven administrador y sin experiencia en este sentido.

Adquirí habilidades de comunicación, pues estuve expuesto en muchas ocasiones delante de un micrófono o cámara. Tuve que enfrentarme muchas veces a preguntas y entrevistas de periodistas o personas de toda índole, que al principio me hacían sonrojar, pero poco a poco gané confianza y mejoré mi imagen y vocabulario

Conocí a cientos de personas, pilotos, copilotos, jefes de equipo, personal de comunicación, empresarios y patrocinadores, personajes públicos, etc, que me aportaron valores que si no los hubiera conocido, hoy nos los tendría, me enriquecí muchísimo personalmente. 

El mundo del automovilismo, y todo lo que lo rodea, es un deporte selecto, y en mi época, las personas que lo componían, como norma general, eran educados, cuidaban su imagen, vocabulario, modales, etc., se diferenciaba mucho en este sentido de otros deportes más practicados por 

grandes masas sociales, pues no estaba al alcance de cualquiera correr carreras de coches de forma profesional o por hobby. 

Gracias al automovilismo, adquirí conocimientos de imagen y marketing, que fue lo que más me costó, pues cuando empecé a pilotar, lo hacía con el corazón y esto me granjeó alguna incongruencia, ganaba una y otra carrera, campeonatos, año tras año, pero no obtenía el apoyo directo de los grandes patrocinadores, incluso pilotos más lentos que yo obtuvieron volantes oficiales de marcas de renombre, pues de nada servía ser el más rápido en la carretera si no se enteraban las personas que se tenían que enterar, o si no lo contabas bien, o si tu imagen no era la más atractiva. Bien es cierto, que con nuestros presupuestos, mucho o casi todo, lo gastábamos en ruedas y mecánica, íbamos uniformados, con los coches bonitos, pero a veces, no éramos los más atractivos, ni los que mejor se exhibían, o los que más medios de comunicación tenían a su alrededor... pero si los más rápidos. 

Como he dicho, me costó entender esto. 
 

C3C4719D-FD4B-42FF-8780-2F927A84B405

Cuando maduré como piloto, me dí cuenta de la importancia que tenía este segmento en el mundo deportivo y por ende en el empresarial, todo es Marketing e Imagen en el deporte, si no, no habría difusión del deporte, ni se movilizarían las cantidades económicas que se mueven en cualquier disciplina a nivel nacional, es algo lógico que ahora entiendo perfectamente y cuando uno es joven, difícilmente lo ve así. 

Cuando no tienes quien te lo explique y eres joven, crees que lo más importante es ser el mejor en aquello que haces, en mi caso era ser el piloto más rápido, pero este mundo es un poco más complejo que solo ser el más rápido. 

Las personas queremos que nuestros ídolos pilotos u otros deportistas, aparte de ser rápidos, sean guapos/as, vistan bien, usen las gafas más modernas y conduzcan los coches más espectaculares, eso es lo que vende.

Como he dicho antes, todavía compito, sigo aplicando los conocimientos que me dio el automovilismo, compitiendo contra los problemas que me encuentro en el día a día. Para mi, un día es un tramo de rallyes, donde en cualquier momento puedes tener una salida de pista, un mes, una carrera, y el año, el año lo identifico como el campeonato…, esto es bueno porque intentas superarte todos los días, pero es verdad que crea un poco de estrés, pero es una forma de vida, es una forma de ser. 

P. - ¿Por qué crees que hay tan pocos pilotos en Huelva y no se celebran pruebas en la provincia. En definitiva entiendes que se apoya el mundo del automovilismo en Huelva?

R. - Bueno, ahora afortunadamente tenemos un buen piloto de rallyes que destaca a nivel nacional, una gran promesa, mi primo Carlos Rodríguez, ¡primo mío tenía que ser! ¿verdad? lidera actualmente la Copa Clio a nivel nacional, y es su segundo año, en el 2021 quedó 3º a final de temporada. 
 

BBAAEE10-7934-4FBB-915E-E7E036A3EE3A
BBAAEE10-7934-4FBB-915E-E7E036A3EE3A

La velocidad se lleva en la sangre. Tenemos alguna representación también en Karting, y eso está bien, pues es la base, la cuna, la escuela, y en esta disciplina no hay que dejar de decir que se celebra el Campeonato de  

España/Andalucia en el Karting de Cartaya, que ha hecho y está haciendo mucho por el automovilismo onubense, pero lamentablemente es poco o lo único, que yo sepa. 

También es verdad que estoy muy desconectado del automovilismo, y eso a lo mejor me hace no conocer por ejemplo las actividades deportivas oficiales del circuito de Monteblanco, en la Palma del Condado, un gran circuito que conozco bien, sobre todo su trazado que es maravilloso, pues suelo ir allí a disfrutar en alguna rodada con la moto de carretera, pero que en verdad desconozco cual es su programa anual de competiciones, y si lo tiene, creo que debería mejorar su repercusión y difusión, pues no escucho o leo nada sobre ello.

El automovilismo no se apoya en Huelva más allá de los eventos que he nombrado. No obstante, hay que decir, que este año 2022, hace muy poquito, estuvimos de enhorabuena. La Federación Andaluza de Automovilismo, en la persona de su presidente, el almeriense Manuel Alonso, tuvo a bien celebrar la Gala de Campeones 2021 en Huelva, concretamente en Cartaya, pues nunca se había celebrado en nuestra provincia, y fue todo un acontecimiento, un gran evento con carácter oficial, que puso de nuevo sobre el mapa automovilístico a Cartaya, y que fue una grata sorpresa, sobre todo para mi, que tuve la suerte de volver a ver a muchos compañeros que hacía años que no coincidía y donde recogí un reconocimiento por parte del Ayuntamiento de Cartaya, por mis pasados éxitos deportivos que agradecí emocionado. 

Hay que decir que el Ayuntamiento de mi pueblo lo hizo extraordinariamente bien en esta Gala de Campeones, por lo que quiero agradecer desde aquí a la  Alcaldesa, Pepa Bayo y al Concejal de deportes Israel Medina por la implicación y el esfuerzo realizado para traer un evento tan importante en el automovilismo andaluz a Cartaya, donde disfrutamos de lo lindo en el Teatro de la Villa, enclave maravilloso que sirvió de bastión para tan grata tarde-noche. Actos como este hacen que los jóvenes se miren en otras personas y tengan esa curiosidad y admiración por aquello que en su día puede llegar a ser su afición, pasión o incluso, por qué no su profesión.

Volviendo a las preguntas, creo que no surgen pilotos y faltan pruebas por varias cuestiones. 

La primera de ellas yo diría que es por falta de cultura de carreras en la provincia. En la historia de Huelva, incluso Andalucía, somos pocos o éramos pocos a nivel regional, los pilotos que hemos estado en la élite nacional, y es algo  como el pez que se muerde la cola, no hay pilotos destacables en Huelva, incluso en Andalucía, pues no se crea afición y cultura Racing de coches, como no hay cultura de carreras, pues no surgen pilotos… y así vuelta a empezar.

La otra causa, está clara, por falta de potencial económico. Huelva no es una provincia rica, es algo obvio, y el automovilismo, lamentablemente incluso en sus inicios y no digamos al máximo nivel, es muy costoso. Hay que tener en cuenta, que hacer un Campeonato de España de Rallyes o Circuitos, en cualquier copa monomarca que es lo más asequible, se precisa de un presupuesto anual de muchos miles de euros, y eso no está al alcance de muchas personas. 

Y la otra causa importante que yo veo, creo que es una cuestión geográfica. El automovilismo se practica en circuitos, y en su defecto, en la disciplina de los Rallyes, que era lo que yo hacía, en la sierra. Los cambios en las normativas de tráfico, muy diferentes a cuando yo practicaba automovilismo en la sierra, la protección del medio y la naturaleza, son aspectos que hacen inviable esta cuestión. Además, el grueso de la población en nuestra provincia está en la capital y la costa. Si queremos practicar este deporte en la sierra, salvando la legalidad en la carretera y la protección de la sierra, que insisto ha cambiado mucho desde que yo corría hasta ahora, la distancia que separa la capital/la costa de la sierra de Huelva es muy elevada, hay muchos kms, y esto hace que sea un deporte difícil de practicar, por el tiempo y los kms a desplazarse... Si optamos por el circuito, la falta de circuitos en la provincia o el elevado coste de gastos y mantenimiento del vehículo en este medio, hace un poco más difícil todavía que este deporte genere la suficiente atracción en la sociedad como para ser algo asequible que practicar, y si no lo practican muchas personas, pues no llega a calar para que se cree la suficiente afición que demande la organización de pruebas con la consiguiente formación y desarrollo de pilotos de coches en la provincia.

P. - ¿Por que dejaste de competir? 

R. - Tuve que elegir. El año 2003 fue desastroso deportivamente hablando. Comenzamos bien con un pódium en el Rallye del Mediterráneo, pero fue lo único bueno del año, todo se volvió al revés, cambié de copiloto, de equipo, de montura, tuve varios abandonos de carreras continuadas por problemas mecánicos, etc… todo un calvario, y mermó mucho mi presupuesto personal, esto me hizo que reforzara compaginar mi carrera deportiva con mi trabajo anterior (pequeña empresa de construcción) y como el sector de la construcción estaba en auge, 2004-2005… cuando me dí cuenta, me vi absorbido por la actividad. Tenía que decidir, pues para estar al 100 % en alguna de las dos cosas, debía aparcar una. La mala temporada pasada del 2003, la merma económica producida por los abandonos y conocer a pilotos que habían sido en años anteriores Campeones de Europa y que ahora con menos de 50 años estaban pasando algunos apuros económicos sin saber hacer otra cosa que pilotar, me hizo reflexionar y optar por la opción más segura a medio/largo plazo, lo que me decidí por la empresa y tomándome unos años sabáticos. 

Volví en 2009 y estuve activo hasta el 2018, con algún año entre medio parado. Pero ya no fue lo mismo. Cuando corrí en los últimos años, siempre estuve en los primeros puestos de la clasificación, pero iba forzado, pues no dedicaba el tiempo que debía a las carreras. Además, mis obligaciones y responsabilidades al frente de las empresas impedían evadirme lo suficiente y divertirme como antes. Gané de nuevo títulos y carreras, pero poco a poco se apagó en mi la pasión de los primeros años, supongo que me hice mayor, así que digamos que colgué las 

botas y guantes definitivamente hace 4 años, pero a decir verdad, no hay día que no eché de menos ponerme el casco y pilotar un coche de rallyes, y no descarto alguna participación esporádica, pues es algo que no puede olvidar alguien como yo que vivió para, por y de los rallyes.

P. - ¿Cuáles son tu mejores y peores recuerdos como Piloto de Rallyes/Carreras? 

P. - Recuerdos buenos, tengo muchos, tengo en mi memoria el cosquilleo que sentía cada comienzo de temporada, recibir el coche nuevo, terminarlo de preparar. Salir al primer test del año, cada carrera ganada, cada campeonato conseguido…

Quizás uno de los mejores momentos, ganar el Campeonato Desafío Peugeot 99, en el Rallye de Valencia, 99, costó mucho, trabajé lo más grande ese año, fueron al menos 10 rallyes en los que nos pasó de todo, pero sin duda, el mejor momento fue ganar el Rallye Príncipe de Asturias 2001, fue un antes y después, pero también el peor momento, fue solo 3 días después, cuando perdimos ese mismo coche que nos había dado la victoria el fin de semana anterior.

Terminado el Rallye Principe de Asturias, teníamos la temporada de cara. Íbamos 1º empatados con el 2° clasificado en el Campeonato de España, pero con la ventaja que los rallyes que restaban que solo eran 3 eran favorables a nosotros. El piloto que ganaba el Campeonato en el Desafío Peugeot 2001, optaba a una beca deportiva, pilotando durante todo un año en el campeonato de España, un Peugeot 106 /206 Maxi Oficial, dentro de la estructura Peugeot Sport España, ubicada en Madrid, un sueño hecho realidad, pues se te daba la oportunidad de demostrar quien eras dentro de un coche de carreras de primer nivel y luchar por el Campeonato Nacional Absoluto, así que estaba en un momento soñado, de ahí al Campeonato del Mundo no distaba mucho. 

Como decía, decidí asegurar y después de ganar el Principe, llevamos el coche a Santander, a una revisión total a los talleres de Gargo Sport, el preparador privado por excelencia de aquellos vehículos en esos años. La mala suerte se cebó conmigo ya que por la noche, prendió fuego el taller y se nos quemó el coche ganador dentro, junto con 11 vehículos más de carreras.. Sin duda, el momento que nos comunicaron la pérdida total del coche fue el momento más duro de mi carrera, pues pasé de la gloria a la tristeza más absoluta, pues todo lo que había luchado años atrás, se iba al traste de momento, por un acontecimiento fortuito ajeno a mi trabajo, esfuerzo, sacrificios.

En fin, sali adelante, después de firmar muchas letras de cambio, para continuar la temporada, compré un coche nuevo días más tarde en Asturias, hipotecando además para ello el solar urbano que habíamos comprado Asun, mi mujer, y yo en Cartaya para hacernos una casa y terminé la temporada, pero todo aquel esfuerzo final no dió resultado, pues la nueva unidad nos dio problemas y al final acabamos 4°de 33 inscritos, cosas de las carreras.

P. - ¿Como fue tu niñez y que soñabas ser de mayor?

R. - Tuve una niñez intensa, pero corta, pues fui desde pequeño muy maduro, siempre estaba con mi padre, sus amigos y con los mayores, y cuando digo mayores me refiero a con abuelos, creo que de pequeño tuve de amigos más adultos que niños, que también tuve por supuesto, pero me llamaban más la atención los mayores, digamos que me aportaban cosas que los niños de mi edad, y por eso me gustaba estar con ellos, y como mi padre me lo permitía.

Por supuesto, de mayor soñaba con ser piloto de carreras. Tengo un tío que participó en algunos rallyes cuando yo era pequeño/adolescente y me apasionaban los coches. También soñaba con tener una empresa de construccion, mi padre era albañil, y también me llamaba mucho la atención eso de construir con tus propias manos, por lo que mi padre en lo de ser empresario de la construcción y mi tío en las carreras, fueron mis espejos de pequeño, al final, lo conseguí. 

En una y otra cosa, soy un afortunado, la vida casi siempre me ha ofrecido todo lo que soñé.

P. - ¿Con qué personaje te gustaría tomar un café, por qué y que le preguntarías?

R. - Me gustaría sentarme con el presidente Sánchez. Lo invitaría a que me acompañara una mañana en cualquier jornada de trabajo y le intentaría mostrar la realidad de las pymes en nuestro país, pues estoy seguro que no la conoce al 100% . Le mostraría situaciones que deben ser cambiadas. Después le haría muchas preguntas, pero eso, tendría que preparármelas pues sería una oportunidad única para hacerlo reflexionar, hay que cambiar como digo algunas cosas en nuestra sociedad para que esta mejore, pues veo que no llevamos buen camino en muchos sentidos, y él, como máximo mandatario es uno de los que más puede hacer por estos necesarios cambios, pero para eso, a lo mejor, los que tienen que cambiar son ellos, los políticos. 

P. - ¿Quieres añadir algo más? 

R. - Un placer tenerte cerca Jose Luis, me ha sido muy grato volver a verte. Me tienes a tu disposición. Un abrazo.

Zunino, amigo, ha sido toda una gozada echar este rato tan ameno contigo, verte ilusionado con lo que haces, pensando en piloto, aunque ahora te atraigan más las motos. Me has hecho rememorar tiempos que compartimos, donde era apasionante ver como tenías todas las ilusiones del mundo en ser un piloto de la élite y facultades tenías.... En definitiva que me lo he pasado en grande con esta entrevista, y decirte que no hay que dejar tanto tiempo para vernos de nuevo. 

Miguel Angel Zunino: "A las carreras iba con una calculadora para no pasarme del presupuesto"