domingo. 14.08.2022
El tiempo

Conchi Garrido: "Siento pasión por los medios de comunicación"

Ya tenía ganas que pasara por esta sección de entrevistas una buena amiga mía desde hace 40 años, me estoy refiriendo a Concepción Garrido Hidalgo, Conchy Garrido
Conchi Garrido: "Siento pasión por los medios de comunicación"

Ya tenía ganas que pasara por esta sección de entrevistas una buena amiga mía desde hace 40 años, me estoy refiriendo a Concepción Garrido Hidalgo, Conchy Garrido cuando escribía sus artículos en la prensa, luego Concha Garrido en el Ayuntamiento capitalino, en cualquier caso, una persona muy conocida en Huelva.

Empezó su andadura laboral en un almacén de medicina durante 12 años; ha sido redactora en varios periódicos andaluces; locutora de radio en diferentes emisoras de Huelva y de Cádiz; Campeona de España de Primera División de voleibol femenino en la temporada 90/91, entrenadora de voleibol, árbitro de voleibol, técnico deportivo. Estuvo en las Olimpiadas de Barcelona 92 trabajando para distintos medios, ha sido igualmente Soldado Reservista Voluntaria del Ejército de Tierra y persona muy polifacética donde las haya, cordial, entrañable, de ideas claras, observadora, trabajadora, leal, solidaria.... En definitiva buena gente. 

Una vez hecha la presentación, empezamos con la entrevista propiamente dicha. 

P. - ¿Qué opinión tienes de la situación que hemos vivido y estamos viviendo? 

R. - La situación que hemos pasado con la pandemia ha sido muy difícil y muy dura. Nunca habíamos vivido algo tan extraordinario a nivel mundial y ha dejado secuelas en muchísimas familias que han perdido a seres queridos o que aún tienen secuelas de este Covid que ha tenido en vilo al planeta. Aunque ya sabemos más de este virus, no podemos bajar la guardia y hay que seguir tomando medidas preventivas.

P. - ¿Cómo crees que cambiará la vida después de la pandemia, sobre todo en Huelva? 

R. - La vida cambiará en relación a cada cual, da igual que sea en Huelva, en Japón, en Italia o en cualquier lugar del mundo. Lo que es verdad, es que a todos nos ha cambiado la vida en muchos factores: en la manera de pensar, en ser más responsables en algunas circunstancias y, sobre todo, en otra forma de vivir. Ahora queremos y tenemos que vivir al día, pensamos menos en el futuro y nos trabajamos en poder olvidar lo vivido, aunque será difícil.

Tampoco podemos olvidar el Volcán de La Palma que también nos ha tenido el alma en vilo durante demasiados días viendo como sepultaba edificios, explotaciones agrarias y dejando a muchas personas sin nada. 2020, 2021 y lo que llevamos de 2022 están siendo años muy duros.

P. - ¿Esperabas una guerra en Europa en pleno siglo 21?

R. - Lo de la guerra no tiene nombre. Es inaceptable, intolerante, inhumano, insensato y todos los calificativos que queramos poner. Es un sinsentido impropio de un siglo que avanza a paso de gigante en todos los aspectos: medicina, tecnología, investigación y muchos factores a nivel de globalización se han quedado frenado por culpa de un país que nos está llevando a un pozo donde ni se ve el fondo.

P. - ¿Has pasado miedo en algún momento? 

R. - En la pandemia todos hemos pasado miedo, a quien le tocara a algún ser querido, o que nos tocara a uno mismo y a la situación tan triste que veíamos en la televisión: los fallecidos, los centros de mayores, las morgues, los sanitarios, los militares, las fuerzas de seguridad del estado y el peligro que han corrido todos los que tenían que seguir trabajando para que los demás pudiésemos seguir adelante. ¿Cómo no pasar miedo a lo vivido?

P. - ¿Qué recuerdos guardas de tu etapa como deportista y en el mundo de la prensa? 

R. - Como deportista, el voleibol ha sido mi deporte y mi pasión, empecé con 9 años y me retiré con 39 siendo campeona de España con el equipo del Portuense Once de El Puerto de Santa María, de Cádiz, donde en la fase final que jugamos en Albacete nos enfrentamos los 16 mejores equipos de España. No perdimos ni un solo partido y de ahí que nos hiciésemos con el Campeonato. Momentos inolvidables. En cuanto al mundo de la prensa, aparte de los medios donde he trabajado, he sido, durante casi 20 años tesorera de la Asociación de la Prensa de Huelva y también tesorera del Colegio de Periodistas de Andalucía, en su demarcación en Huelva durante unos años.

En cuanto a mi etapa en el mundo del periodismo pues he tenido mucha suerte y he trabajado muchísimo. Cuando empecé en Huelva no tenía ni idea de cómo escribir en un periódico. Me inicié en la delegación de El Correo de Andalucía en Huelva, fui integrante de la primera plantilla de Huelva Información; colaboré en Odiel; he sido colaboradora de la revista de la Federación Española de Voleibol; al igual que redactora jefa de Suplementos de El Periódico del Guadalete, de Jerez de la Frontera, de El Periódico Bahía de Cádiz y de las Delegaciones de El Periódico del Guadalete en la Comarca de la Janda y Sanlúcar de Barrameda. También simultaneaba estas tareas con la Radio, otra de mis pasiones: he trabajado para la Cope de Cádiz; en Huelva lo he hecho Radio Andalucía, Radio Rocío, Radio Nacional, Radio Juventud y Cadena SER. Como verás todo un lujo para cualquier persona que sienta pasión por los medios de comunicación.

P. - ¿Qué significa para ti Huelva? 

R. - Mi casa y el lugar donde siempre quise vivir. Lo tuve y lo tengo claro. Cuando me fui a trabajar a Jerez de la Frontera, que lo hice desde el año 1990 a 1996, estaba convencida que era algo pasajero, que yo tenía que volver a Huelva. Un lugar precioso y tranquilo y donde tengo a gran parte de mi familia, amigos, compañeros y muchos conocidos.

P. - ¿Qué crees necesita Huelva para seguir progresando?

R. - Sobre todo, que las infraestructuras y comunicaciones sean una realidad. Ya se han hecho muchas promesas sobre este tema pero se ha hecho poco. No sé si el AVE alguna vez llegará a Huelva, pero yo lo estoy escuchando desde hace muchísimos años; la carretera Huelva-Cádiz igual y el aeropuerto que tanto se prometió se quedó en el olvido. Por lo  demás, Huelva ha progresado mucho en la llegada de empresas importantes y ya se quedó en el olvido el tener que ir a Sevilla para todo.

P. - ¿Qué piensas de las promesas que se hacen y nunca se cumplen? 

R. - Jajaja. Ya sé por donde puedes ir con esta pregunta. Mira José Luis, pienso que hacen muchísimo daño. Cuando una persona promete algo es para cumplirlo y si además, la promesa implica ilusiones, sobre todo de trabajo, es mucho más duro. Si no se puede cumplir lo que se promete es preferible no ilusionar a las personas. Eso se le da muy bien a los políticos.

P. - ¿Cómo fue tu niñez y qué soñabas ser de mayor? 

R. - Mi niñez fue maravillosa. Fui una niña feliz con una educación muy responsable recibida de mis padres. Con mis hermanos también lo pasaba muy bien y fui muy consentida al ser la pequeña de cuatro hermanos. De pequeña soñaba que quería trabajar en el Ayuntamiento, fíjate que cosa… y con los años trabajé aunque 16 años después tuviera que dejarlo.

P. - ¿Quiénes son tus referentes en esta vida a nivel personal y profesional? 

R. - Mis referentes en la vida son las personas honestas, sinceras y cariñosas. He tenido un referente importante en mi vida a nivel profesional pero de la noche a la mañana pasó a ser la persona que más detesto en el mundo.

P. - ¿Qué es lo que más valoras y detestas del ser humano?

R. - Lo que más valoro en las personas ya lo he comentado en la pregunta anterior: la sinceridad, la honestidad y la verdad. Lo que más detesto es la falsedad, la hipocresía y las promesas que no se cumplen.

P. - ¿Con qué personaje histórico te hubiese gustado cenar, por qué y qué le hubieses preguntado? 

R. - Pues ya hubo en mi vida un personaje que me fascinó y que, en su casa en la Finca Las Monjas, de Ronda, tuve la suerte de entrevistar. Estoy hablando del Príncipe Alfonso de Hohenlohe que, estando trabajando en El Periódico del Guadalete, en Jerez, nos invitó a su Finca para hacerle una entrevista que le solicitamos sobre el tema de la Loma Martín Miguel de Sanlúcar de Barrameda. Él quería hacer un proyecto turístico y durante unos años sólo fue tropezando con inconvenientes por parte de muchos sectores. Cuando publicamos la entrevista, llamó al director del periódico para decirle que por fin se había hecho una entrevista como él siempre quiso y que los resultados que estaba esperando empezaban a dar sus frutos. Fue un día inolvidable, nos enseñó su lago privado, sus viñedos y nos deleitó con una magnífica comida. Hoy en día ese proyecto es realidad en la localidad gaditana.

P. - ¿Qué etapa de tu vida la consideras como entrañable?

R. - Aparte de la deportiva y la periodística, hay algo que me ha llenado mucho y que ha sido muy interesante en mi vida. En 2007 entré a formar parte del Ejército de Tierra como Reservista Voluntaria. Tras haber superado las pruebas, estuve 15 días en el Cuartel de Camposoto, en San Fernando, conociendo a fondo el cuartel, el ejército y haciendo la instrucción, culminando las dos semanas con la Jura de Bandera. Ese día fue entrañable. Luego me dieron destino en el Cuartel de El Copero, en Sevilla y allí durante cinco años estuve trabajando como administrativa durante 15 días al año y fue una etapa muy interesante y donde los reservistas voluntarios nunca fuimos diferente a los militares profesionales, nos acogían muy bien y contaban con nosotros para hacer cualquier actividad propia y diaria en el cuartel.

Bueno Conchy, ya hemos terminado, como verás no ha sido tan difícil como tu decías. Te he visto bien, te has entregado y contestado con sinceridad, y entiendo que has soltado algunas cosillas que estabas deseando contar publicamente, lo cual entiendo que ha sido bueno para ti. 

Me ha encantado verte feliz, con ilusiones y desde luego con fuerzas para seguir adelante en cualquier proyecto que te pudiera surgir. 

Un abrazote grande amiga mía 

Conchi Garrido: "Siento pasión por los medios de comunicación"