jueves. 22.02.2024
El tiempo

El mundo del toro sale a la calle en defensa de la tauromaquia

Unos doscientos aficionados de Huelva participan en un 'paseíllo' popular en defensa de la tauromaquia.
El mundo del toro sale a la calle en defensa de la tauromaquia

El mundo del toro teme que el cierre de las plazas por la pandemia del coronavirus acabe siendo la puntilla de una fiesta a la que creen en peligro de extinción.

Por ese motivo Huelva se ha unido hoy a la convocatoria de una serie de paseos taurinos en defensa de la tauromaquia.

Unos doscientos aficionados han participado en el 'paseíllo' convocado entre la Casa Colón y la Plaza de las Monjas donde un grupo de niños han leído al alimón  las reclamaciones del sector y han simbolizado el futuro de una 'fiesta' muy cuestionada hoy en día. El periodista de Canal Sur y gran aficionado a los toros, Manuel Jesús Montes, ha ejercido de maestro de esta ceremonia en defensa del mundo del toro y todo lo que conlleva, desde su crianza y cuidado en la dehesa hasta su toreo y muerte en la plaza.

El sector y los aficionados se sienten abandonados por la Administración y eso que está siendo uno de los más afectados por el hundimiento que ha provocado la pandemia.

Al margen del descalabro que están sufriendo los ganaderos del toro bravo, con astados que valen cerca de 5.000 euros vendiéndose para carne en el mercado a solo mil, o donando astados para carne a los bancos de alimentos, el cierre de las plazas de toros y las medidas de aforo limitado que impone la pandemia conllevan una falta de rentabilidad para cualquier festejo que se organice.

La suspensión de las Fiestas Colombinas y la Cinta, dos fechas en el calendario onubense propicias para celebrar festejos, también pueden dejar sin toros a la provincia de Huelva durante todo este 2020. Ferias como Valverde y corridas en municipios clásicos onubenses, incluidas las populares capeas, también peligran en los próximos meses.

De todas formas el modelo de la nueva normalidad que se aplique puede quedar en manos de las comunidades autónomas. Conforme se avance en la desescalada y se alcance el final de la Fase 3, a finales de este mes, llegará la hora de la verdad para la tauromaquia.

Porque hoy por hoy, con 800 aficionados como máximo en un coso, el arte de Cúchares es simplemente inviable, una ruina. ¿Qué empresario taurino se arriesgará, más allá de la anécdota, a organizar una corrida de toros y, si lo hace, a mantener un calendario festivo como se ha conocido hasta ahora?

La suerte está echada y el mundo del toro vive uno de sus peores momentos donde ni siquiera parece que se puede aplicar aquel famoso dicho que reza: "más cornás da el hambre".

Mascarillas, distancia de seguridad... son el nuevo escenario. Y cuando suene la corneta peligran hasta los puros... por eso de repartir el virus por la plaza entre bocanada y bocanada.

Ayer mismo le salió un nuevo enemigo a la Fiesta que dibujó Goya y dedicaron versos, prosas, pasodobles y crónicas. Fue el piloto de Fórmula Uno, Lewis Hamilton. Y no es baladí su opinión. A través de sus redes sociales, con 16,6 millones de seguidores en Instagram y 5,7 millones en Twitter, el piloto inglés se ha manifestado  antitaurino con un post dirigido directamente a España: “Esto es verdaderamente repugnante, España”, escribe sobre una imagen de un toro agonizando. El mensaje simboliza la otra cara a la que se enfrenta hoy el mundo del toro.

La salida de la protesta de hoy sábado en Huelva estaba marcada a las 8 de la tarde respetando las medidas de seguridad bajo el lema 'También somos cultura'.