sábado. 18.05.2024
El tiempo

Unificar varios créditos para pagar menos ¿es posible?

Este tipo de préstamos personales o créditos rápidos, ofrecen al cliente la opción de unificar en un único pago los diferentes préstamos.
Unificar varios créditos para pagar menos ¿es posible?

Unificar varios créditos para pagar menos ¿es posible?

Muchas familias tienen varios créditos, préstamos o deudas con tarjetas de crédito pendientes, es una situación más común de lo que muchos pueden imaginar, suele darse en momentos de crisis económica, cuando es necesaria una inyección de dinero urgente para poder subsistir.

Miles de personas son las que en el pasado tuvieron que recurrir a los préstamos para poder hacer frente a los gastos improvisados así como a los fijos, de igual forma, las tarjetas de crédito cobraron mucha importancia hace ya varios años, pues se usaban indiscriminadamente para hacer frente a los gastos mensuales así como para cubrir cuotas de otros créditos, una completa locura financiera que solo podía ir a peor.

Obviamente los expertos en economía aseguran que es un error querer pagar una deuda de tarjeta de crédito con otra tarjeta, pues al final la comisión se apodera de los ingresos que percibamos cada mes, lo mismo pasaría con los préstamos convencionales, pero los expertos aseguran que hay una forma de evitar estas comisiones, se trata de la unificación de todos los préstamos en un sólo préstamo o crédito personal. 

Esta modalidad, consiste como bien se ha indicado en unificar o juntar, todos los préstamos o deudas de tarjetas de crédito en un único punto de pago, evitando así el aumento de las comisiones, para ello hay que elegir muy bien tanto la sucursal como la modalidad, pues en caso erróneo podríamos acabar en un problema mayor del que partimos. Una solución bastante aceptable y bien vista por los economistas es la de los préstamos personales, un tipo de préstamo rápido con muy buenas condiciones de contrato.

Este tipo de préstamos personales o créditos rápidos, ofrecen al cliente la opción de unificar en un único pago los diferentes préstamos, lo más interesante es la ausencia de intereses que tienen, por lo que esa parte ya quedaría suprimida de la ecuación, además son realmente fáciles de solicitar pues en estos casos, a diferencia de las sucursales clásicas, sólo exigen el documento de identificación nacional y una cuenta bancaria, aunque si la cifra a solicitar es muy alta, alrededor de los 15.000€, pueden exigir más papeles como una nómina.

Por otro lado, hay que matizar la rapidez con la que se aprueban, pues tan sólo son necesarias unas horas o un par de días, en casos muy excepcionales, para que los aprueben, una vez dado el visto bueno el ingreso del dinero se realizará en los próximos días.

Finalmente, solo resta comentar que las personas en listas de morosos, las famosas ASNEF, también son consideradas aptas para estos créditos personales, eso sí, en estos casos las financieras pueden requerir más papeles, a parte de aumentar las comisiones del préstamo, con el fin de cubrirse las espaldas en caso de que algo salga mal.

A pesar de ser una opción tan interesante, hay que tener en cuenta que no es oro todo lo que reluce. Aunque este tipo de opciones o alternativas económicas sean interesantes para solventar situaciones más dramáticas, es necesario ser precavido, pues no sería la primera vez que una persona acaba firmando un contrato abusivo con una financiera online, contrato que a simple vista no parecía tener nada raro, pero que al leer la letra pequeña se podía ver las condiciones tan drásticas que se estaban firmando, acabando con un préstamo firmado que dará más problemas que soluciones.

Para evitar esto, los especialistas recomiendan siempre comparar las diferentes financieras, dentro de las cuales habrá que contemplar tanto el importe a solicitar, cuotas en las que se deberá devolver, comisión de apertura, comisiones fijas, intereses si los hubiera y consecuencias de no pagar una cuota.

Todos esos puntos son fundamentales conocerlos al pie de la letra antes de firmar ningún tipo de contrato, es la única forma de evitar caer en una estafa y que una opción tan útil como son los préstamos personales acabe siendo todo un dolor de cabeza.

Con toda esta información acerca de los préstamos rápidos o créditos personales, es fácil ver que estamos ante una solución interesante, que puede dar un respiro a miles de familias, eso sí, con la precaución que se debe tomar a la hora de solicitarlos. De esta forma, será posible olvidarse de pagar varias cuotas al mes, pasando a pagar una única cuota, sin más comisiones, algo bastante interesante si se elige correctamente el préstamo personal.