domingo. 25.09.2022
El tiempo
Salud

El aumento de pinchazos a mujeres empuja a la Junta a poner en marcha un protocolo de seguridad y salud

La Junta de Andalucía reacciona a la proliferación de pinchazos a chicas en lugares de ocio, conciertos y discotecas y anuncia un protocolo para prevenir la sumisión química.
El consejero Antonio Sanz, en una visita hospitalaria.
El consejero Antonio Sanz, en una visita hospitalaria.
El aumento de pinchazos a mujeres empuja a la Junta a poner en marcha un protocolo de seguridad y salud

Tras dudas y titubeos las autoridades comienzan a reaccionar ante la proliferación de pinchazos, sobre todo a  mujeres, en lugares de ocio nocturno, conciertos masivos, botellones y discotecas. Algunos casos relacionados con intentos de sumisión química con el objetivo de abuso sexual, otros de robo y otros agresiones sin dejar a un lado objetivos como introducir miedo en la sociedad y empujar a las mujeres a abandonar espacios públicos.

En Huelva hay hasta el momento 7 casos en investigación tras los 3 primeros detectados por los médicos en las fiestas Colombinas y una discoteca de Isla Cristina, adelantados y denunciados por diariodehuelva.es el pasado 1 de agosto.

Ahora, el consejero de Presidencia, Interior y Diálogo Social, Antonio Sanz, acaba de anunciar que la Junta de Andalucía "actualizará" sus protocolos para abordar los casos de sumisión química y busca que el resto de administraciones trabajen de forma conjunta para frenar esta escalada de casos, miedo e inquietud que se está instalando en la sociedad.

Sanz ha avanzado que la Junta "prepara un protocolo" para actuar ante este tipo de casos aunque trabaja en actualizar el existente que data de 2018.

El consejero ha reconocido que el asunto "es preocupante" y entiende que las autoridades deben ofrecer seguridad a las familias y a los hijos. Aunque señala que conviene "no precipitarnos con las decisiones".

Antonio Sanz insiste en que "nuestra preocupación son las niñas y las familias" y opta por analizar las competencias de cada administración para ver qué podemos hacer y avanzar en la salud para abordar estos casos con celeridad".

En la actualidad la Junta tiene 16 investigaciones abiertas sin que haya ninguna confirmada: siete en Huelva, tres en Málaga, tres en Cádiz, dos en Almería y uno en Córdoba. A las personas afectadas se les han practicado las pruebas y estas han sido trasladadas al instituto de toxicología. Son extracciones de sangre y análisis de orina.

A las palabras del consejero han seguido campañas informativas en varios estamento de Salud de la Junta.

En una de ellas se insiste:

💉 Ante las recientes noticias de pinchazos en discotecas con el fin de producir una sumisión química para facilitar una agresión sexual, os dejamos los siguientes consejos para identificarlos y saber actuar.

✳️ No te quedes [email protected]

✳️ Avisa al equipo de seguridad del local.

✳️ Acude a un servicio de urgencias.

Y recuerda siempre, NO es NO.

La recomendación va seguida de un díptico en el que ofrece consejos para afrontar una situación de este tipo.

Díptico informativo distribuido por Salud.
Díptico informativo distribuido por Salud.

De los tres casos en Huelva, que no han sido confirmados por denuncia ante la Policía, uno de ellos está vinculado con una agresión física a un joven durante una discusión en Colombinas y los otros dos han afectado a mujeres jóvenes que han necesitado atención médica urgente por mareos, pérdida de consciencia, sudoración excesiva y desubicación y a una de las víctimas se ha llegado a diagnosticar daño neurológico. Todos síntomas compatibles con este tipo de drogas inyectadas.

Los pinchazos de este tipo se suelen producir en brazos y piernas y las jeringas usadas suelen inocular derivados del éxtasis líquido, anfetamínicos, quetamina y benzodiazepina, drogas muy potentes que suelen encontrarse al alcance de la mano en los botiquines caseros para tratar cuadros tan comunes como la ansiedad o la depresión.

Son drogas disociativas, alucinógenas y anestésicas-analgésicas, cuyos efectos secundarios coinciden con los descritos por las víctimas en los casos detectados en Huelva esta última semana.

El problema es que las víctimas de estos pinchazos, al margen ya del intento de agresión por sumisión química de carácter sexual, deben acudir inmediatamente al médico y recibir profilaxis por exposición al VIH o hepatitis, y se le deben realizar análisis toxicológicos urgentes de acuerdo con los protocolos sanitarios establecidos.

Los especialistas aconsejan acudir de inmediato al médico porque en la mayoría de los casos las sustancia inoculadas desaparecen del organismo en poco tiempo.

El aumento de pinchazos a mujeres empuja a la Junta a poner en marcha un protocolo de seguridad y salud
Comentarios