jueves. 06.10.2022
El tiempo

Piden 11 años de cárcel para el vigilante de la aduana implicado en el robo de hachís

Piden 11 años de cárcel para el vigilante de la aduana implicado en el robo de hachís

El escritor de la acusación del fiscal lo acusa de sustraer droga del depósito de la aduana para venderla fuera y de facilitar luego el asalto al edficio.

El Ministerio Fiscal ha solicitado 11 años de cárcel para el vigilante de seguridad de la Aduana de Huelva por su presunta implicación en el robo de una tonelada de hachís. Los hechos ocurrieron durante la nochevieja de 2013 cuando varios asaltantes entraron en la Aduana para roba la droga depositada en ese lugar tras un alijo de la Guardia Civil.

El escrito de acusación realizado por la Fiscalía, según informa la Agencia Efe a través de ideal.es, establece que el vigilante de seguridad es responsable de los hechos en diferentes acciones y estadios de una serie de delitos que suman esos 11 años de cárcel. De hecho, lo acusa de sustraer droga del depósito de la aduana para venderla fuera y de facilitar luego el asalto al edficio

En concreto, la Fiscalía le considera autor de un delito continuado de hurto. Por ello el Fiscal le pide un año y seis meses de cárcel de prisión. Asimismo le acusa de otro delito contra la salud pública por el que se enfrenta a la pena de tres años y un día de prisión y multa de 100.000 euros. Por último también le considera cooperador necesario de un delito de robo con fuerza en las cosas y de un segundo delito contra la salud pública por los que se le piden seis años y seis meses de cárcel.

Considera el fiscal que el acusado, aprovechando la confianza que tenían en él sus superiores por su condición de vigilante de seguridad, llevaba realizando su trabajo durante los últimos doce años en el edificio de Aduanas de Huelva.

Según el escrito del Ministerio Fiscal a mediados del mes de noviembre de 2012, el acusado sustrajo una tableta de resina de hachís que regaló a otros dos acusados a cambio de que le informaran de cómo vender una gran cantidad que pensaba sustraer de las dependencias.

Varios días después se apoderó de un fardo de hachís de 30 kilos, logrando su venta con la ayuda de parte de los acusados, por lo que a finales del mes de noviembre se apoderó de forma sucesiva de dos fardos más, siendo también vendidos, logrando en total unos 70.000 euros.

Uno de los acusados al tener constancia de los hechos se puso en contacto con tres personas, residentes en Sevilla, que deciden informarse qué empleado de Aduanas está sustrayendo los fardos de resina de hachís para, a su vez apoderarse, de ellos.

A mediados del mes de diciembre de 2012, tras varias gestiones lograron contactar con F.J.L. y contarle sus planes de sustraer la droga, proponiéndole que, si colaboraba con ellos informándoles del lugar donde se hallaba la droga y les facilitaba los medios para acceder a ella, le darían parte del dinero conseguido por su venta.

Piden 11 años de cárcel para el vigilante de la aduana implicado en el robo de hachís
Comentarios