sábado. 04.02.2023
El tiempo

Reclaman protección para las fosas de víctimas del franquismo en la capital

Los 27 concejales onubenses aprobaron por unanimidad hace más de dos años dignificar el espacio que alberga a las víctimas de la represión franquista en el cementerio de La Soledad pero la Alcaldía aún no ha iniciado las labores de señalización y protección
Reclaman protección para las fosas de víctimas del franquismo en la capital

Las Asociaciones Memorialistas de la provincia de Huelva: Foro por la Memoria, Asociación Memoria Histórica y Grupo de Trabajo Recuperando la Memoria Histórica y Social de Andalucía de CGT-A,  quieren que la Alcaldía y el Ayuntamiento de Huelva den un impulso a la aplicación de la Ley de Memoria andaluza. Por eso aprovechan este tiempo de implementación de la normativa para solicitar al Consistorio y al alcalde, el socialista Gabriel Cruz, que cumplan las mociones que en materia de memoria tiene aprobadas el Consistorio.

Los portavoces de las asociaciones recuerdan al alcalde que en abril de 2015 el pleno municipal aprobó por unanimidad de todos los concejales (PP, PSOE, IU y concejal no adscrita, antes Mesa de la Ría) una moción de Izquierda Unida que reclamaba la protección de la fosa o fosas comunes que albergan los cuerpos de las víctimas de la represión franquista en Huelva y que se encuentran ubicadas en el cementerio de La Soledad.

Esta iniciativa pactada, aprobada por los 27 concejales, solicitó hace más de dos años y medio al Ayuntamiento que se realicen los trabajos necesarios, estudios y catas de terrenos oportunas para ubicar exactamente las fosas y los enterramientos ritualizados ubicados en el camposanto onubense.

Camino del tercer año de mandato de Gabriel Cruz no se ha dado cumplimiento al acuerdo y por eso el movimiento memorialista solicita al Ayuntamiento que, según lo acordado por todos los partidos pero también para dar cumplimiento a la Ley de Memoria andaluza, proteja el lugar, lo señalice y lo dignifique mediante la colocación de monolitos, esculturas, plazas o paseo para salvaguardar el recuerdo de las víctimas de la represión franquista en Huelva, que se cuentan por miles.

Según las asociaciones memorialistas y diversos trabajos de investigación, entrevistas y declaraciones de los distintos enterradores que han trabajado en el cementerio desde 1936 hasta hoy, La Soledad alberga una gran fosa o fosas donde se prevé que aparezcan los cientos de cadáveres de personas fusiladas por los fascistas en los meses y años que sucedieron al Golpe militar de Franco y sus generales. Muchos de ellos asesinados en las tapias del camposanto y en la verja del cementerio inglés, que aun conserva huellas de los disparos.

La mayor parte de los fusilados proceden de pueblos onubenses

Fernando Pineda, presidente de la Asociación Memoria Histórica, cree que el Ayuntamiento debe identificar estos lugares y dejar constancia nominal de las personas que allí yacen, con sus nombres y apellidos cuando sea posible, tal y como se ha hecho ya en otros cementerios andaluces. “Hay que dar un paso más, ir más allá de la colocación de simples monolitos, señalizar y realizar una especie de paseo de la memoria que recuerde a las víctimas de la barbarie”.

Desde el Foro por la Memoria, su portavoz, Félix Ramos, también pide que se delimite y protejan estos lugares donde existen fosas comunes pero insiste en la necesidad de judicializar el proceso si se opta por la exhumación de los cuerpos. “Estamos ante un crimen de lesa humanidad y como tal debe ser tratado”, dice.

Desde el Grupo de Trabajo Recuperando la Memoria y la Historia Social de Andalucía se comparten todas las propuestas de protección, señalización de fosas y delimitación pero se pregunta a qué espera el Ayuntamiento de Huelva para cumplir sus propias iniciativas. Cecilio Gordillo, coordinador de Todos los nombres y portavoz del Grupo, asegura que el problema está en que cuando se aprueban estas mociones no se establece un calendario para darle cumplimiento ni tampoco presupuesto para facilitar la actuación, se hace solo para cubrir el expediente. Gordillo señala que en estos temas “no vale con hacer trasvases de responsabilidad, como desgraciadamente ocurre en política”. Y cree necesario avanzar en el proceso de exhumaciones, un camino que en este caso es responsabilidad municipal aunque necesita el visto bueno formal de la Junta de Andalucía.

Deterioro del libro de registro

Desde las asociaciones de memoria de Huelva también se advierte al Ayuntamiento de la necesidad de digitalizar y proteger archivísticamente el libro de registro de enterramiento histórico del cementerio. Unos legajos documentales que se encuentran sin protección especializada desde 1936 hasta hoy y que ya está bastante deteriorado.

Se trata de unos libros esenciales para los historiadores pues en ellos los funcionarios municipales de la época dan cuenta de los enterramientos de víctimas de la represión, del arrojo de cuerpos fusilados sin ni siquiera constatar su identidad, aunque en otros casos el forense identifica y ubica a las víctimas con exactitud. Su pérdida o deterioro total supondría perder un documento de indudable valor histórico, documental y probatorio.

Reclaman protección para las fosas de víctimas del franquismo en la capital