lunes. 27.05.2024
El tiempo
Huelva Capital

La Junta acelera el plan de mejora de calidad del aire para cumplir con la Organización Mundial de la Salud

La capital ha sufrido en plena Semana Santa un nuevo y nocivo episodio de mala calidad del aire continuada debido a la calima, ozono e impacto de dióxido de azufre de origen industrial. La Junta inicia los trabajos para reducir emisiones y que en Huelva se cumplan las exigentes recomendaciones de la Organización Mundial de la Salud (OMS)
Zona industrial al fondo con mural ambiental de Wil-Welba
Zona industrial al fondo con mural ambiental de Wil-Welba
La Junta acelera el plan de mejora de calidad del aire para cumplir con la Organización Mundial de la Salud

Huelva ha sufrido en plena Semana Santa un nuevo episodio nocivo para la salud debido a las condiciones climatológicas, por calima, presencia de ozono troposférico y emisiones contaminantes de carácter fabril por impacto de SO2.

Según el Observatorio de Calidad del Aire de la UHU-CSIC los datos comenzaron a empeorar el jueves santo, primera jornada en la que se registró el impacto de SO2 en la capital y siguió el episodio de mala calidad del aire el viernes santo, sábado y domingo de resurrección. Estos datos regulares se repitieron el pasado lunes.

Datos recogidos por la Unidad de Calidad del Aire el jueves santo en Huelva
Datos recogidos por la Unidad de Calidad del Aire el jueves santo en Huelva

Aunque no se han rebasado los índices legales que marcan las autoridades europeas sí que se tienen en cuenta para la nueva normativa en curso, más exigente.

De hecho, poco antes de este episodio de mala calidad del aire que respiramos, el delegado territorial de Sostenibilidad, Medio Ambiente y Economía Azul, Pedro Yórquez, abrió la primera reunión del grupo de trabajo del Plan de Mejora de la Calidad del Aire de la Zona Industrial de Huelva.

Reunión en la Junta para abordar la situación ambiental de Huelva y el área Metropolitana, con 240.000 habitantes
Reunión en la Junta para abordar la situación ambiental de Huelva y el área Metropolitana, con 240.000 habitantes

La creación de este foro forma parte de la fase de participación pública y audiencia de los municipios y organismos afectados e industrias y organizaciones representativas de este ámbito medioambiental. “El objetivo es analizar y aportar las medidas a incluir en el Plan para una mayor eficacia en el cumplimientos de los objetivos”, ha explicado el representante de la Junta de Andalucía.

El Plan actualiza el anterior de 2013 e involucra a los municipios de Aljaraque, Gibraleón, Huelva, Moguer, Niebla, Palos de la Frontera, Punta Umbría y San Juan del Puerto, localidades que sufren el mayor impacto industrial procedente de la zona portuaria y polo químico.

Pedro Yórquez ha expuesto que “con esta herramienta el Gobierno andaluz se adelanta a la normativa europea para buscar la reducción de emisiones y la mejora sustancial del aire que respiramos”.

Los 13 Planes de la Mejora de la Calidad del Aire de Andalucía establecen las medidas necesarias, coordinadamente entre las administraciones competentes y los agentes económicos implicados, para cumplir con los objetivos de la calidad del aire en el marco de la Estrategia Andaluza de la Calidad del Aire (EACA).

Esta Estrategia se aplica en Huelva a una zona en la que se respetan los límites legales en la Unión Europa (UE) de concentración de ciertos contaminantes en el aire, pero no se alcanzan las exigentes recomendaciones de la Organización Mundial de la Salud (OMS).

La Zona Industrial de Huelva cuenta con más de 240.000 habitantes y ocupa una extensión superior a las 100.000 hectáreas. Esta superficie representa el 10,6 por ciento del total de la provincia de Huelva, que aglutina, en cambio, más del 49,4 por ciento de la población.

El  Plan incluye actuaciones a realizar por muy diversas administraciones e incorpora tanto medidas ya contempladas en normativa o instrumentos de planificación como nuevas actuaciones propuestas.

Los agentes participantes en el grupo de trabajo han coincidido en considerar que es necesaria una acción coordinada para los fines últimos del bienestar de las personas y el medio ambiente.

“Se trata de mejorar el aire que respiramos y desde el Gobierno andaluz vamos a trabajar en colaboración con todas las administraciones para lograr este fin que también requiere la implicación de la población. El esfuerzo debe ser colectivo. Cuidar Huelva es cosa de todos”, ha indicado el delegado territorial de Sostenibilidad, Medio Ambiente y Economía Azul.

Componentes perjudiciales para la salud de las personas

Cabe recordar que la exposición continuada a dióxido de azufre SO2 produce una variedad de efectos agudos y crónicos sobre la salud de la población, especialmente sobre los asmáticos. La evidencia toxicológica demuestra los mecanismos de daño, tanto respiratorio como sistémico. También la evidencia epidemiológica indica daño respiratorio y cardiovascular agudo, así como daño crónico respiratorio y sobre el desarrollo fetal.

En el caso del dióxido de nitrógeno los niveles elevados de forma continuada pueden irritar los pulmones y disminuir la función pulmonar, así como disminuir la resistencia a infecciones respiratorias. Y es que la irritación que provoca este contaminante se relaciona con un aumento de la mucosidad de las vías altas respiratorias, lo que puede hacer aumentar las infecciones respiratorias y reagudizar los síntomas de pacientes con enfermedades crónicas respiratorias, asmáticos y alérgicos. De hecho, recientes estudios científicos relacionan la exposición a NO2 con una mayor incidencia de bronquitis, especialmente en mayores e inmunodeprimidos, así como de bronquiolitis en niños.

Comentarios