sábado. 13.04.2024
El tiempo

Adelante pide ayudas directas para los feriantes, parados desde octubre de 2019

El colectivo de feriantes de Huelva lleva 18 meses “totalmente parado”. Sin ayudas de la administraciones. Adelante llevará su situación al Ayuntamiento.
Adelante pide ayudas directas para los feriantes, parados desde octubre de 2019

Hay un colectivo laboral al que las restricciones por la pandemia del Covid-19 han puesto en una “dramática situación límite para la que no se atisban, por el momento, ni posibilidades para que puedan reanudar su actividad, ni, lo más urgente, ayudas directas para que literalmente puedan sobrevivir”. Se trata de los feriantes que llevan 18 meses “totalmente parados”, incluso antes de declararse el primer estado de alarma hace un año, ya que la última feria en la que pudieron trabajar se celebró en octubre de 2019.

La portavoz de Adelante (Izquierda Unida y Podemos) en el Ayuntamiento de Huelva, Mónica Rossi, volverá a llevar este “grave problema”, que afecta a unos 80 trabajadoras y trabajadores autónomos onubenses, como ya hizo el pasado mes de febrero, al próximo Pleno municipal, a través de una pregunta dirigida al alcalde.

Rossi volverá a reclamar ayudas directas municipales para los feriantes, así como el respaldo a sus demandas para que puedan retomar su actividad en espacios controlados y con medidas de seguridad, para que se vayan reincorporando así a la actividad de la nueva normalidad, como está ocurriendo con otros sectores, gravemente afectados por la pandemia, como la hostelería y el comercio.

Además, Mónica Rossi señala a la Junta de Andalucía por “no haber hecho hasta ahora nada por los feriantes, dejándolos abandonados a su suerte, sin ayudas directas y sin darles oportunidades para acogerse a las que se han ido ofertando”.

Rossi reclama a la Junta de Andalucía que “ayude a estas familias, a las que está dejando de lado, igual que está haciendo con las trabajadoras y trabajadores autónomos y pequeños empresarios andaluces, por negarse a que dispongan de ayudas directas para salir de esta crisis”.

Al mismo tiempo, Rossi añade que el Ayuntamiento de Huelva tiene también la obligación a apoyar a este colectivo, atendiendo sus demandas para evitar su “quiebra total”.

El colectivo de feriantes afronta la dificultad de que al no haber estado de alta en marzo de 2020, cuando se declaró el primer estado de alarma, ya que su actividad laboral se limita a la época del año en el que se celebran fiestas locales, no han podido acceder a las ayudas a los autónomos que se incluyeron en el Escudo Social, impulsado por el Gobierno de coalición.

Por ello, los feriantes reclaman, además de ayudas directas, que se les exonere de pagar las tasas correspondientes a los vehículos que han estado totalmente inactivos, por no haberse celebrado ninguna feria a la que no han podido desplazarse.

Los feriantes también necesitan ayudas que les permitan afrontar las inversiones para el mantenimiento, seguros y revisiones anuales de la ITV de sus vehículos, que no pueden asumir actualmente por encontrarse en una situación económica “verdaderamente ruinosa”.

Sin olvidar que tanto la Junta de Andalucía como los ayuntamientos “disponen de medios a su alcance para permitirles recuperar su actividad y evitar que el colectivo de feriantes, compuesto por familias humildes y trabajadoras se vea abocado a desaparecer”, señala Mónica Rossi.