sábado. 18.05.2024
El tiempo
Industria y Medio Ambiente

Drástica reducción de emisión de partículas en CEPSA para minimizar su impacto ambiental

Cepsa avanza en la mejora de la calidad del aire con la puesta en servicio de una nueva unidad en el Parque Energético La Rábida.  La instalación permitirá reducir la emisión de partículas.

Presentación Unidad de Mejora de Calidad del Aire
Presentación Unidad de Mejora de Calidad del Aire
Drástica reducción de emisión de partículas en CEPSA para minimizar su impacto ambiental

El Parque Energético La Rábida de Cepsa sigue apostando por la mejora ambiental de sus procesos mediante la instalación de un sistema que elimina las trazas de partículas de sus emisiones atmosféricas. Esta instalación, que ha supuesto una inversión de doce millones de euros, permitirá aumentar la capacidad de recuperación de partículas, al mismo tiempo que reduce su emisión en un 70%.

La iniciativa forma parte de los esfuerzos de la compañía de minimizar su impacto ambiental y de adaptarse a la guía de la Unión Europea sobre la moderación ecológica y ambiental para todos los involucrados en las actividades industriales, adaptando las mejores técnicas disponibles.

Foto de familia en la presentación de la Unidad de Mejora de Calidad del Aire
Foto de familia en la presentación de la Unidad de Mejora de Calidad del Aire

La construcción, que se inició en julio de 2022, se compone de un sistema de ionización, una tecnología que aporta carga eléctrica a las partículas para hacer posible la posterior precipitación electrostática de estas. Asimismo, el uso de esta tecnología no requiere agua en el proceso, a diferencia de otras metodologías, contribuyendo así a la reducción del uso de este recurso.

La nueva instalación se ha inaugurado con la presencia de José Correa, delegado del Gobierno de la Junta de Andalucía en Huelva, Carmelo Romero, alcalde de Palos de la Frontera, así como la subdelegada del Gobierno de España y los delegados de Industria y Economía y de sostenibilidad, medioambiente y Economía Azul.

Jorge Acitores, director del Parque Energético la Rábida, ha declarado: “Esta novedad pone de manifiesto la capacidad de los equipos de trabajo del Parque Energético la Rábida y de nuestra Ingeniería Corporativa. Asimismo, esta instalación, clasificada como mejor tecnología disponible por la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE), contribuye a nuestra ambición de impulsar la mejora ambiental en nuestros procesos”.

Para José Correa, delegado del gobierno de la Junta de Andalucía, “estar en el parque energético La Rábida para conocer este tipo de innovaciones que ayudarán a mejorar la calidad del aire es una gran satisfacción. En Huelva estamos a la vanguardia a la hora de adoptar estas técnicas, y eso es gracias a empresas como Cepsa”.

El alcalde de Palos de la Frontera, Carmelo Romero, hizo hincapié en la historia de avances medioambientales de la energética en la provincia. “Hoy venimos de nuevo al Parque Energético La Rábida, aquí en Palos de la Frontera, a ver como damos un paso más hacia una industria totalmente respetuosa con el medio ambiente”.

María José Rico, subdelegada del gobierno, agradeció a los técnicos de la compañía sus explicaciones y resaltó lo alineada que está la estrategia de Cepsa con el camino que el gobierno de la nación ha decidido emprender, “nuestros pasos van acompasados con una agenda común hacia la descarbonización y la mejora del entorno, y este tipo de inversiones para ponerse a los niveles más altos de Europa son un ejemplo a seguir”.

Refuerzo de sus compromisos con la mejora de la calidad del aire

Cepsa monitoriza de forma exhaustiva y continua las condiciones de operación para controlar las emisiones al aire procedentes de su actividad. Las emisiones a la atmósfera constituyen una de las principales áreas de trabajo de la compañía.

Con el compromiso de reducir al mínimo las emisiones de su actividad, Cepsa emplea las mejores tecnologías disponibles (MTD) entre las que se incluye este precipitador, minimizando así el impacto en la calidad del aire.

Los criterios de sostenibilidad son una de las prioridades de la compañía. Para lograr la consecución de sus objetivos ambientales, Cepsa se centra en tres áreas actuación: agua, residuos y biodiversidad. En cuanto al agua, se ha propuesto reducir en un 20% la captación de agua dulce en zonas de estrés hídrico para 2025 (respecto a 2019). En el ámbito de la biodiversidad, los esfuerzos de la compañía también se centran en promover acciones que generen un impacto positivo en el entorno de sus futuros proyectos renovables.

Cepsa es una empresa líder a nivel internacional comprometida con la movilidad y la energía sostenibles, con una consolidada experiencia técnica tras más de 90 años de actividad. La empresa posee además un negocio de productos químicos líder en el mundo, con unas operaciones cada vez más sostenibles.

En el marco de su plan estratégico Positive Motion para 2030, Cepsa pretende ser líder en movilidad sostenible, biocombustibles e hidrógeno verde en España y Portugal, y convertirse en un referente en la transición energética. La empresa sitúa a los clientes en el centro de su negocio y va a trabajar con ellos para ayudarles a alcanzar sus objetivos de descarbonización.

Los criterios ESG inspiran todas las acciones de Cepsa para avanzar hacia su objetivo neto positivo. A lo largo de esta década, reducirá las emisiones de CO2 de alcance 1 y 2 en un 55 % y su índice de intensidad de carbono de productos energéticos vendidos en un 15-20 % respecto a 2019, con el objetivo de conseguir emisiones netas cero para 2050.

Comentarios