miércoles. 24.04.2024
El tiempo
Medio Ambiente

La Diputación se suma el sábado a la Hora del Planeta para impulsar la lucha contra el cambio climático

Bajo el lema ‘Apaga la luz. Dale una hora al planeta’, la institución respalda la iniciativa con sus edificios más emblemáticos e invita a Ayuntamientos y a la ciudadanía a sumarse a la causa
WWF EH 2024 Spain Global Print Ad Portrait A3_Green_Low
WWF EH 2024 Spain Global Print Ad Portrait A3_Green_Low
La Diputación se suma el sábado a la Hora del Planeta para impulsar la lucha contra el cambio climático

La Diputación Provincial de Huelva se suma este sábado, 23 de marzo, a la ‘Hora del Planeta 2024’,el mayor movimiento global contra el cambio climático y la pérdida de la biodiversidad. Durante una hora, concretamente de 20:30 a 21:30, las luces de tres de sus edificios se apagarán para unirse a esta iniciativa mundial de concienciación.

Los edificios de la Diputación que permanecerán sin luz son la fachada de la sede principal, situada en la Avenida Martín Alonso Pinzón, el entorno del Muelle de las Carabelas y la Casa del Museo de Zenobia- Juan Ramón Jiménez en Moguer.

Fachada Diputación
Fachada Diputación

“Tal vez 60 minutos parecen insignificantes, pero si millones de personas en todo el mundo se unen, esa hora se convierte en miles de horas de acción por el planeta. Una hora que inspira a millones de personas a actuar por nuestro planeta, haciendo que todas las demás horas cuenten”, subraya la organización del movimiento, WWF. “El tiempo es lo más valioso que tenemos. Gracias por dedicarlo al cuidado de nuestro planeta. Haz que tu tiempo cuente”.

Más que un símbolo, es un movimiento global en defensa del medio ambiente y las personas. La Hora del Planeta nacía en Sidney en 2007 como un gesto simbólico para llamar la atención sobre el problema del cambio climático. Un sencillo gesto que consiste en apagar las luces de edificios y monumentos durante una hora.

Hoy en día, muchos años después, moviliza a millones de personas en casi 200 países un día al año durante el mes de marzo.

El gran reto: camino a 2030

2023 ha sido el año más cálido de la historia desde que se tienen registros. Este aumento de la temperatura global se ha traducido en fenómenos meteorológicos extremos como inundaciones, olas de calor, e incendios devastadores, cada vez más frecuentes.

Sobran evidencias de la crisis climática y en este contexto la Hora del Planeta brinda la oportunidad de demostrar tu preocupación por la degradación ambiental y la necesidad de actuar.

Este día, nos recuerda que la naturaleza es nuestro sistema de soporte vital, que nos brinda todo lo que necesitamos, desde el aire que respiramos hasta el agua que bebemos y los alimentos que comemos y que debemos defenderla ahora para salvaguardar la salud de nuestro planeta y, a su vez, nuestra propia salud y bienestar.

En palabras de WWF, “necesitamos más ambición y más rapidez ya que el cambio climático y la pérdida de naturaleza combinadas ponen en peligro nuestra calidad de vida y la de las generaciones futuras”.

Este año, la Hora del Planeta se completa con un interesante catálogo de actividades, animando a “Dale una hora al planeta, mientras haces algo que te gusta”. Según ofrece la web “ya seas un amante de la comida, del deporte o de las series y películas, estés buscando algo para hacer en familia o simplemente quieras participar desde la comodidad de tu casa, tenemos algo para ti”.

Las propuestas se pueden consultar en la página web https://horadelplaneta.wwf.es/

Más de 340 municipios españoles se suman a la campaña

En el sprint final para la Hora del Planeta, miles de ciudades del mundo han anunciado su compromiso de apagar el sábado los monumentos más emblemáticos de su ciudad. Por ejemplo, apagarán la Ópera de Sydney, la puerta de Brandeburgo, el Empire State, y la icónica Torre Eiffel y el Coliseo de Roma.

Desde su lanzamiento en 2007, esta campaña se ha convertido en uno de los movimientos ambientales más grandes del mundo. Hasta 200 países participan cada año y en pasadas ediciones se apagaron más de 17 000 monumentos. En España, más de 340 municipios ya se han sumado a la campaña,

En España, algunos de los monumentos que se apagan el 23 de marzo, entre muchos otros, son las Casas Colgadas de Cuenca, la Sagrada Familia de Barcelona, la Ciudad Monumental de Cáceres, la Catedral de Burgos, el Miguelete y la Catedral de Valencia, y la Puerta de Alcalá y la Cibeles en Madrid. Además, este año se suman por primera vez a esta iniciativa municipios como Las Torres de Cotillas (Murcia), Espeluy (Jaén), Benejúzar (Valencia), Alconchel (Badajoz), Talaveruela de la Vera (Cáceres) y Albox (Almería).

Los ayuntamientos son actores clave para impulsar la lucha contra la crisis climática. Tienen la capacidad de hacer de las ciudades y pueblos lugares más habitables y “verdes”, naturalizando los espacios y fomentando la biodiversidad donde antes había asfalto.

WWF España forma parte de la red de WWF, la mayor organización internacional independiente dedicada a la defensa de la naturaleza y el medio ambiente. Fundada en 1961, hoy trabajamos en más de 100 países y contamos con el apoyo de cerca de 5 millones de miembros en todo el mundo.

Comentarios