domingo. 21.04.2024
El tiempo

Fali Soltero: "La pastelería 'el Buen Gusto' se enfrenta, como todo, a renovarse o morir "

Made In Huelva entrevista hoy al maestro pastelero de 'El Buen Gusto' Rafael David Soltero, que nos habla de la situación del sector y de Huelva.
Fali Soltero: "La pastelería 'el Buen Gusto' se enfrenta, como todo, a renovarse o morir "

A Rafael David Soltero Prado, aunque Fali para los amigos, lo conozco hace poquito tiempo a través de Ale Moreno y la verdad es que me ha causado muy buena sensación

Es una persona afable, trabajador y siempre dispuesto a echar una mano. Con gran fuerza de voluntad, como demuestra el hecho de que, aunque tarde, consiguiera sacarse la carrera de Empresariales mientras trabajaba y comenzaba a formar la que hoy es su familia. Empresario de la pastelería el Buen Gusto, ubicada frente al colegio Maristas. Sin lugar a dudas un tipo al que merece la pena conocer, pues aparte es una muy "güenagente"

Al ponerme en contacto con Fali para concretar esta entrevista, lo encuentro ilusionado y sorprendido al mismo tiempo, a la vez que agradecido y desde luego me ha encantado echar este ratito de charla con este empresario que nos endulza la vida con sus pasteles .

¿Fali qué opinión tienes de la situación que estamos viviendo? 

Como pequeño empresario tengo esperanzas en que saldremos adelante pero la situación es muy difícil para todos y la baja demanda implica menos trabajo, eso se verá en los pequeños negocios que han cerrado y que cerrarán… quien ha vivido el cierre de un negocio entenderá el dramatismo de la situación. Pero veo a mis conciudadanos muy conscientes del momento que vivimos  y todos nos afanamos en poner medidas para protegernos. En ese sentido Huelva no ha pasado por los números de infectados o muertes de otras provincias y eso en el fondo es lo importante, esperando que sigamos así, aunque en los últimos días ha habido un repunte.

¿Qué hiciste durante el confinamiento, dónde y con quién lo pasaste? 

Pues aquel jueves que salió el presidente del Gobierno a decir que era mejor quedarnos en casa, nos encontramos con una caída en picado de las ventas, había miedo a algo que no comprendíamos (y casi que seguimos sin saberlo todo) con el tiempo justo para cerrar la pastelería y a casa, mi mujer, mis tres hijos y yo… nunca eché tanto de menos un balcón.

¿Cómo crees que cambiará la vida después de la pandemia, sobre todo en las pequeñas empresas? 

Estamos sufriendo un estrés test a todos los niveles, y el mercado ha cambiado los usos de consumo. A nivel local lo estamos viendo en los barrios, los supervivientes viviremos y espero incluirme, el cambio de conciencia y de sociedad que ahora es apenas un murmullo, acabará por imponerse y cambiará nuestra forma de vivir y en última estancia de consumir. Lo que más temo es que el tejido empresarial onubense sea cada vez menos y el forastero (como decían en mi pueblo) cada vez más.

¿Qué proyectos tienes para el futuro? 

Bailar con el cambio que se nos viene encima. La pastelería que mi padre fundó en 1985 y que hereda su oficio artesanal desde el antiguo El Buen Gusto de la calle Concepción de 1889 se enfrenta a renovarse o morir, como todos en realidad, y parece que Internet será el camino a seguir, pero hay muchos “internets”, es decir muchas herramientas y descubrir las adecuadas es un camino de largo plazo y de ensayo y error.

¿Qué es lo que más te ha dolido de estos meses que llevamos de pandemia? 

La falta de abrazos y de besos, sin duda. Lo que temo es que esta distancia social se quede en la forma en que nos relacionamos.

¿Qué es lo que echaste de menos en los  meses del estado de alarma? 

El estado de alarma me parece ahora un sueño raro, a veces las horas eran eternas y los días fugaces, las rutinas que ordenaban nuestros tiempos han sido muy bienvenidas cuando volvieron… aunque este nuevo confinamiento no sea tan riguroso vuelvo a echarlos de menos.

Tienes una pastelería de prestigio en Huelva. Háblanos de ella. 

Actualmente soy el maestro pastelero de El Buen Gusto siguiendo el oficio de mi padre que abrió esta pastelería en 1985 cuando dejó de dirigir la Pastelería La Victoria de Moguer, que por cierto, me han mandado una foto del Belén de la casa Colón donde se reproduce la Calle Concepción de Huelva y en ella se puede ver un negocio (una Pastelería) llamado El Buen Gusto y pues quería contar la historia de por qué nos llamamos igual. Mi padre fue el último aprendiz que tuvo la dueña  de esa pastelería, Manuela Miguel y esa tradición onubense la seguimos manteniendo contra viento y marea.

¿Son muy "chuchonas" las gentes de Huelva? 

Bueno, en la casa del jamón y las gambas y el queso más ricos del mundo hay un hueco innegociable para los pasteles, pero viendo lo alto que está el listón, ¡la exigencia en calidad es tremenda!.

¿Cuáles son los pasteles que más os demandan? 

Hay pasteles que tienen 131 años de tradición como las milhojas que le ofrecieron a Alfonso XIII cuando vino de visita a Huelva, pero tengo un grupo de fans que se pierde por el merengue italiano que hacemos y por la crema pastelera de Huelva, Todo un orgullo.

¿Cuáles son tus mejores y peores recuerdos de los años de profesión?

Decía Miguel Ángel que si supiéramos lo que le había costado dominar su oficio, no nos parecería tan fantástico. Quizás los años de aprendizaje con mi padre, un pastelero de la vieja escuela, tuvieron que ser necesariamente malos para poder apreciar lo verdaderamente bonito que tiene el oficio de “ser pastelero”, me esfuerzo en trasmitirle a mi equipo siempre, que no perdamos la perspectiva, lo que hacen nuestras manos sirve para que alguien se sienta bien, aunque a veces nuestras manos se duelan.

¿Te gustaría ser de las primeras personas en vacunarte? 

Rotundamente SÍ! Hay un 100% de posibilidades de acabar teniendo contacto con el COVID19, controlar “el cuándo” con una vacuna es también controlar “el cuánto” (la carga vírica). Dicen que los primeros serán las personas mayores y trabajadores esenciales, si los negacionistas reconvertidos en antivacunas tienen dudas de sus efectos secundarios “porque hay que seguir probándola” Me ofrecería incluso voluntario.

 ¿Cómo ves el futuro de Huelva? 

Soy necesariamente optimista, seguramente por nuestra onubense forma de enfrentarnos a la vida, más prácticos que los gaditas y menos postureo que los… bueno ya sabemos. También tenemos muy arraigada la familia y los amigos como apoyo esencial, sin duda saldremos de esta.

Fali que me ha encantado este rato de charla que hemos mantenido, que me gusta que defiendas de forma que lo haces el sentido onubensista, choquero... Y por supuesto gracias por hacernos la vida más dulce con tus maravillosos pasteles.