1. Home
  2. Área
  3. Metropolitana
  4. La Junta actualiza los protocolos ante la gran actividad sísmica en Granada y Huelva
La Junta actualiza los protocolos ante la gran actividad sísmica en Granada y Huelva

La Junta actualiza los protocolos ante la gran actividad sísmica en Granada y Huelva

0

Las autoridades científicas y la Junta de Andalucía se toman cada vez más en serio las posibilidades de que haya un terremoto importante en Andalucía. Prefieren prevenir aunque no haya riesgo inminente ni se pueda predecir con anterioridad el lugar.

Los riesgos más significativos no solo están en Granada sino que la confluencia de las placas tectónicas euroasiática y euroafricana abarcan desde el Algarve-San Vicente, Huelva, Golfo de Cádiz hasta la falla granadina, la última en temblar y causar daños en viviendas y alguna estructura.

Pero los riesgos en el Golfo de Cádiz son evidentes. Nada más que hay que mirar el mapa sísmico de Huelva en los meses de diciembre y enero para visualizar una realidad que pasa desapercibida al moverse la intensidad de los sismos ‘onubenses’ por debajo de 3,5.

Terremotos hasta en Cabezas Rubias

Incluso ya se ha registrado un nuevo terremoto fuera de este área de acción. Ha sido en Cabezas Rubias. Fue el pasado 19 de febrero aunque con una baja intensidad, de 1,6 grados, que lo hizo imperceptible para la población.

 

La Junta actualiza los protocolos ante la gran actividad sísmica en Granada y Huelva

 

Ahora, la Junta ha anunciado un convenio con el Instituto Universitario de Investigación Andaluz de Geofísica y Prevención de Desastres Sísmicos, dependiente de la Universidad de Granada, para promover actividades de especialización y formación, y la colaboración con entidades públicas y privadas, para reforzar la labor de prevención y generar estrategias para “reaccionar con prontitud” ante terremotos como los que se están sucediendo en el marco del enjambre sísmico de Granada y otras zonas como el Golfo de Cádiz, frente a las costas de Huelva.

La Junta ha anunciado que pondrá en marcha un grupo de trabajo técnico con representantes de las administraciones central, provincial y municipal para actualizar y adecuar los protocolos de prevención, y ha incidido en que la Junta mantiene activo, con reuniones periódicas, el Comité Asesor provincial de Plan de Emergencia ante el Riesgo Sísmico, con representantes también de las instituciones implicadas.

Sólo en el área metropolitana de Granada ha habido casi 2.000 terremotos desde el 1 de diciembre. Y en Huelva se han registrado por decenas en el mismo periodo de tiempo, aunque de menor intensidad que en la provincia oriental.

Hay preocupación y los técnicos  se están interesando también por el cumplimiento de las seis propuestas dirigidas a las autoridades autonómicas del decálogo elaborado por el Colegio Oficial de Geólogos tras el terremoto de Lorca (Murcia), que pasan por elaborar mapas de riesgos naturales, realizar cursos de formación y sensibilización para los técnicos municipales, informar a la ciudadanía sobre medidas de autoprotección, o ejecutar planes de rehabilitación o de mejora del cumplimiento de la norma sismorresistente.

También se ha puesto la lupa en las revisiones de la normativa urbanística antisísmica, ante las graves lagunas e incumplimientos detectados en los edificios de ciudades especialmente sensibles a estos fenómenos.

El miedo a un tsunami, producido por un terremoto en la falla Azores-Gibraltar, es un pensamiento recurrente cada vez que se produce un terremoto en territorios cercanos a Huelva. Los recientes sismos de Granada han puesto en alerta de nuevo a Huelva y ponen el foco en las consecuencias que movimientos así pudieran repetirse en esta zona. Pero los expertos son claros y apuntan que “el marco tectónico de las Cordilleras Béticas no es comparable con las características geológicas del Golfo de Cádiz desde el Cabo San Vicente al litoral onubense”. En Huelva debemos prestar atención al cinturón sísmico Azores-Gibraltar, es decir, una zona donde se localiza la actividad sísmica que afecta al Algarve y a la costa onubense”.