Home Sierra Cortelazor El autor del vertido de materia fecal en Cortelazor se libra de multa al ‘perderse’ las actas

El autor del vertido de materia fecal en Cortelazor se libra de multa al ‘perderse’ las actas

0

El vertido de material fecal que este verano llegó hasta el arroyo del Guijarro en Cortelazor, según adelantó diariodehuelva.es y que también afectó a otros afluentes del Rivera de Huelva incluyendo una zona de baño popular como la presa del Dundún, quedará sin castigo pese a la propuesta de multa que el Servicio de Protección a la Naturaleza de la Guardia Civil (Seprona) realizó contra el dueño de la finca causante del vertido a las aguas.

Según ha podido saber diariodehuelva.es ambas propuestas de multa se habrían perdido ‘misteriosamente’ por el camino ya que, desde la Guardia Civil confirman que se realizaron, pero en las administraciones competentes para imponer las sanciones niegan que las hayan recibido por lo que no han tenido medios de imponer las sanciones.

Según fuentes del Seprona los agentes que intervinieron en la investigación del vertido de purines en Cortelazor levantaron el correspondiente acta y lo remitieron tanto a la delegación de Medio Ambiente de la Junta de Andalucía, como a la Confederación Hidrográfica del Guadalquivir, los dos organismos competentes para imponer sanciones. A partir de hay, desde el Seprona aseguran que se ha cumplido con su deber y que no es la Guardia Civil la que sanciona.

En estos casos la delegación de Medio Ambiente tendría las competencias para multar por las posibles afecciones que pudiera tener en las riberas y terrenos colindantes al río, mientras que la CHG sería la encargada de imponer sanción por las afección al propio cauce y caudal del mismo.

Lo extraño del asunto es que ambas administraciones niegan haber recibido informe o propuesta de sanción del Seprona.

Así fuentes de la delegación de Medio Ambiente de la Junta de Andalucía, han señalado que no consta petición alguna por parte del Seprona en los registros de la Junta y que en cualquier caso en competencia para sancionar es del CHG. Del mismo modo insistieron en que la zona no era oficialmente una zona habilitada para el baño aunque sí reconocen que los vecinos de la zona lo hacían.

Por otro lado, fuentes de la Confederación Hidrográfica del Guadalquivir también niegan que en sus registros haya ningún acta o propuesta de sanción para la empresa tal y como se ha asegurado desde el Seprona, por lo que tampoco han tenido la posibilidad de ejercer ninguna labor sancionadora contra la empresa ganadera que provocó este vertido.