jueves. 29.09.2022
El tiempo

Un profesor de la Onubense, el ‘ojo’ de los observatorios del país más importantes

Los telescopios del Doctor José María Madiedo se han hecho famosos por captar y divulgar impresionantes imágenes de la Luna y meteoritos. "Podemos captar impactos de rocas del tamaño de una nuez"
Un profesor de la Onubense, el ‘ojo’ de los observatorios del país más importantes

Los telescopios del Doctor José María Madiedo se han hecho famosos por captar y divulgar impresionantes imágenes de la Luna y meteoritos. "Podemos captar impactos de rocas del tamaño de una nuez"

Sus telescopios y equipamientos se encuentran en los observatorios más importantes del país. El profesor gaditano José María Madiedo, investigador de la Universidad de Huelva -en colaboración con el Instituto de Astrofísica de Andalucía-, puede presumir de ser (seguramente) la persona que más conoce el cielo en Huelva, y gracias a sus telescopios, controlados a distancia mediante las redes, se han podido contemplar fenómenos tan impresionantes como la última 'Súperluna' de noviembre de 2016, así como impactos de asteroides y meteoritos en el satélite de la Tierra y en la misma atmósfera, con las famosas 'lluvias de perseidas'.

Para hacernos una idea, Madiedo muy gráficamente lo explica así: "Nuestros telescopios pueden captar impactos de rocas que tienen el tamaño de una nuez". Pero no interesa tanto esto al investigador, es decir, el detalle al milímetro, como la panorámica general de los fenómenos astronómicos.

Gracias a sucesivos convenios firmados con importantes observatorios como el del Complejo Astronómico de La Hita (Toledo), el de Calar Alto (Almería) o el de La Sagra y Sierra Nevada (ambos en Granada), Madiedo, que trabaja en solitario, ha logrado -en parte gracias a la financiación de los equipos de su propio bolsillo- que sus telescopios sean los ojos de estos observatorios astronómicos, y los acuerdos permiten el desarrollo de proyectos de investigación.

José María Madiedo, en una entrevista concedida a Diariodehuelva.es, afirma que en la actualidad sus estudios se centran en el impacto de rocas-asteroides en la Luna, y en la actualidad está inmerso en dos proyectos paralelos que cuentan con financiación del Ministerio de Economía, Industria y Competitividad.

El investigador de la Onubense confiesa que ha realizado "grandes esfuerzos" para llegar a donde ha llegado, estando al frente de importantes proyectos en los observatorios más punteros de España, situados en los picos más altos (y oscuros) de la península.

Un cráter 'viral' y la Luna en todo su esplendor

Entre los mayores éxitos del investigador gaditano, valiéndose de un preciso equipamiento, aunque estándar, está el que consiguió a través de sus telescopios en el Complejo Astronómico de la Hita en septiembre de 2013.

sat

En el marco del Proyecto MIDAS, desarrollado por la Universidad de Huelva y el Instituto de Astrofísica de Andalucía, detectaron la colisión de una roca de unos 400 kilogramos contra la superficie de la Luna. Es el mayor impacto que se ha observado hasta la fecha en la Luna, y las imágenes captadas dieron la vuelta al mundo, tanto que la propia NASA contactó el investigador, anunciándo que la sonda LRO, que se encuentra en órbita alrededor de la Luna, sería utilizada para localizar el cráter producido por esta colisión, que la agencia aeroespacial hizo públicas un año después, con imágenes del gran cráter que provocó el impacto 61.000 kilómetros por hora contra la superficie lunar. Las imágenes revelaron que este cráter tenía un diámetro de 34 metros, y que los escombros que salieron despedidos durante el choque fueron lanzados a más de 500 metros en todas direcciones.Madiedo

Otra importante documentación es la que tuvo lugar con motivo de la 'Superluna' de noviembre de 2016. Los detectores del profesor Madiedo -que a su vez es investigador responsable del Proyecto SMART- en el complejo de Toledo no sólo captaron imágenes de la Luna en todo su esplendor, sino también un fenómeno extraordinario durante la observación del fenómeno, cuando captó una gran bola de fuego que sobrevoló la península. Era, como se sabría posteriormente, nada menos que un fragmento del cometa Encke a algo más de 110.000 kilómetros por hora.

Científico fascinado con los fragmentos de otros mundos

Y no es una exageración, su currículo habla por sí solo:Doctor en Física (especialidad en Astrofísica) y Doctor en Química, además de profesor titular en la Universidad de Huelva. Ha publicado y participado en más de 200 trabajos (entre revistas especializadas y contribuciones a congresos) sobre estos temas.

Su interés y fascinación por los meteoritos le ha llevado a reunir una amplia colección de estas roca, con más de 1.000 piezas que son 'documentos' esenciales para la investigación en la materia.

Su trabajo puede seguirse a través de la web de la Universidad de Huelva y sobre todo a través de su canal de Youtube

Un profesor de la Onubense, el ‘ojo’ de los observatorios del país más importantes