1. Home
  2. Sociedad
  3. Los edificios históricos más importantes de Huelva
Los edificios históricos más importantes de Huelva
0

Los edificios históricos más importantes de Huelva

0

Huelva está a menudo excluida de los recorridos turísticos tradicionales, a la sombra de sus vecinas Córdoba y Sevilla. Esto no significa, sin embargo, que la capital del homónimo municipio de la Comunidad Autónoma de Andalucía no merezca ser descubierta. Gracias a su posición geográfica estratégica en la Península ibérica suroccidental, Huelva es rica en biodiversidad. Lo atestiguan las numerosas playas, parques y jardines que la rodean.

Sin embargo, lo que la hace aún más especial es su singularidad desde el punto de vista histórico-cultural. Esto ha sido posible gracias a la presencia de asentamientos humanos en su territorio desde el año 3000 a.C. Desde su fundación, Huelva ha sido influenciada por la cultura árabe y dominada por tartessos, romanos, visigodos, y británicos desde finales del siglo XIX. Huellas indelebles de esta prosperidad son los edificios históricos que, con sus diferentes estilos arquitectónicos, embellecen sus calles y plazas.

El Dolmen de Soto, construido por lo menos en el año 3000 a.C., es uno de ellos. En este lugar – considerado como una de las edificaciones megalíticas más antiguas de Europa – los primeros habitantes de Huelva solían realizar rituales de purificación y renacimiento. Más reciente es la mezquita del municipio de Almonaster la Real, el único edificio musulmán todavía intacto en las zonas rurales de España. Construida entre los siglos IX y X sobre los restos de una basílica visigoda del siglo VI, se destaca por combinar los estilos romano, almohade y gótico.

En cambio, el convento de Santa Clara en la zona de Moguer fue fundado en 1337 para las monjas clarisas. Declarado Monumento Nacional en 1931, acoge hoy las exhibiciones del Museo Diocesano de Arte Sacro. El establecimiento es famoso por ser uno de los ejemplos de arquitectura mudéjar más importantes de la zona y tener una fuerte conexión con Cristóbal Colón, cuyas carabelas partieron hacia las Américas justo desde Huelva.

El estilo barroco domina el siglo XVIII, llamado el “Siglo de Oro” de la arquitectura onubense. Un magnífico ejemplo de ello es la Iglesia de la Purísima Concepción, reconstruida por primera vez en 1757 después del terremoto de Lisboa. Con las restauraciones de 2002 y 2006 se ha intentado devolver al edificio su esplendor originario. Este logro es visible en la fachada principal, en la cual se ha adosado una portada barroca tipo torre-fachada a una estructura mudéjar.

En época posterior, el comienzo de la explotación británica de las minas de Riotinto en 1873 dio lugar a importantes modificaciones del paisaje ciudadano. De hecho, desde ese momento comenzaron a surgir elegantes edificios civiles neo renacentistas y modernistas al lado de las estructuras religiosas antiguas.

En este sentido, vale la pena desplazarse hacia las afueras para llegar a la ciudad de Aracena, al norte de Huelva. Aquí, se encuentra el Casino “Arias Montano”, otro magnífico ejemplo de estilo modernista. Inaugurado en 1910 por Aníbal González – el mismo arquitecto de la Plaza de España de Sevilla – el Casino domina la Plaza del Marqués en todo su esplendor. Aunque los juegos de póquer, ruleta y tragaperras no son más que un recuerdo lejano, vale la pena concederse una parada para disfrutar de una excelente selección de tapas.

El Gran Teatro y la Casa de las Conchas son otros de los ejemplos más representativos de esta revolución arquitectónica. Construidos respectivamente en 1923 y 1920, se encuentran uno en frente al otro en la calle Vásquez López – en el centro histórico.

Con su bagaje histórico-cultural antiguo de milenios, Huelva no tiene nada que envidiar a sus hermanas mayores andaluzas. Portavoces de esta riqueza atemporal son los cientos de edificios heredados de las poblaciones de paso a lo largo de los siglos. El resultado de los movimientos migratorios que han marcado su territorio son los estilos arquitectónicos que caracterizan sus edificios históricos. Sus rasgos romanos y almohades, góticos y modernistas – sólo para nombrar algunos – transforman Huelva en una de las ciudades más heterogéneas de Europa desde el punto de vista artístico.