1. Home
  2. Rincón
  3. Choquero
  4. Ana María Bernal cree que los sectores más perjudicados por la pandemia “han sido los artistas, la cultura y la hostelería”
Ana María Bernal cree que los sectores más perjudicados por la pandemia “han sido los artistas, la cultura y la hostelería”

Ana María Bernal cree que los sectores más perjudicados por la pandemia “han sido los artistas, la cultura y la hostelería”

0

Esta semana se asoma a este vuestro rincón semanal Ana María Bernal Santos, una choquera de los pies a la cabeza y que conocí hace cinco años trabajando en el bar que regentan en El Portil sus padres, Juan y Ana María.

Desde el primer momento me percaté que era una chica agradable, simpática, risueña, empática y desenvuelta. Sinceramente, no la conocía, pero Lola. mi mujer, me comentó que era una de las participantes de la VIII edición del concurso de Canal Sur ‘Se llama copla’. A partir de ese momento quise descubrir su faceta como coplera y créanme mis queridos lectores que al igual que al jurado del citado programa me fascinó.

Cómo olvidar esas interpretaciones de canciones como ‘Limosna de amores’, ‘La Niña de fuego’ o ‘Campanas de Linares’, entre otras. Su originalidad, sus giros o su pellizco flamenco, sin duda siempre las retendré en mi retina. Entiendo que su proceder a la hora actuar podrá ir en contra de una ley, norma o regla, pero les puedo asegurar que, si no conocen su trabajo les recomiendo que lo hagan, pues de seguro no les dejará indiferente.

Con ella nos pusimos en contactos para conocer cómo es su momento actual. Y para que ustedes mis queridos lectores la conozcan un poco más. Y con esa amabilidad que le caracteriza no dudó un momento en ponerse a nuestra disposición, así que vamos allá.

Ana María Bernal cree que los sectores más perjudicados por la pandemia “han sido los artistas, la cultura y la hostelería”

– 2020 entiendo que para ti ha sido muy especial, pero al mismo tiempo con un sabor agridulce. ¿Cómo lo definirías?

– Sin duda ha sido uno de los años más especiales de mi vida, a pesar de que hemos vivido unas circunstancias muy complicadas y, a su vez, muy triste con el maldito Covid. Cuando empezó la pandemia yo me encontraba embarazada de seis meses y mi barriga estaba empezando a crecer al mismo ritmo que la pandemia. Este último hecho me hizo en algún momento sentir mucha pena porque mis padres con la ilusión que tenían no me no estaban viendo como mi barriguita crecía, ni me podían tocar. Pero también es verdad que como soy una persona que intento quedarme con lo positivo de todas las cosas, te diré que tuve la fortuna de vivir el día a día de mi embrazo con mi marido en casa y hemos podido disfrutar completamente de cada momento. Por el trabajo de Juan, teníamos asumido que no me iba a poder acompañar a muchas visitas médicas y que se iba a perder muchas cosas, y realmente no ha sido así, por tanto, miel sobre hojuelas. En algunos momentos necesitaba salir a andar, dar un paseo, pero la circunstancia era la que era y no podía ser.  En fin, que me quedo con que todo ha salido bien y que siempre lo recordaré como un año muy especial por la llegada de nuestro pequeño Juan, que ha sido el mejor regalo de cualquier año de mi vida.

Ana María Bernal cree que los sectores más perjudicados por la pandemia “han sido los artistas, la cultura y la hostelería”

– ¿Sentiste miedo en algún momento al saber que estabas embarazada y el daño que estaba y está haciendo el coronavirus?

– Supongo que he sentido miedo como toda hija de vecina en algún momento. Al estar embarazada era el miedo y la responsabilidad que sentía de cuidarme a mí y, sobre todo, a mi bebé, que era lo más importante. Pero también es verdad que confiaba plenamente en los profesionales que estaban atendiéndonos en los hospitales y en todas las consultas. Ese hecho me hizo ir al parto con mucha tranquilidad.

– Ha sido triste que muchas familias no se hayan podido juntar en las fiestas por el maldito Covid. ¿Cómo han sido las tuyas?

– Creo que rara es la palabra para definir estas fiestas, En primer lugar, porque son fechas de pasar mucho tiempo en la calle, de compartir no solo con familiares sino también con amigos. Pero a la misma vez estoy tranquila, porque hemos hecho lo que teníamos que hacer, que era quedarnos en casa y estar con la familia con la que estamos siempre y no ampliar más el círculo. Echando mucho de menos a los que no hemos podido ver, pero pensando que era lo mejor para todos, por nosotros y por ellos. Tenemos un bebé de seis meses y mis abuelos con 100 y 102 años, ¡tenemos que cuidarlos!

– ¿La pandemia ha hecho mucho daño a los artistas?

– Creo que quizás el sector de los artistas y de la cultura ha sido el más afectado, al igual que la hostelería. Se podían haber buscado más alternativas para que tantas personas que viven del arte no dejaran de meter dinero en sus casas de esa manera tan brutal. Máxime cuando el arte nos alimenta, nos llena, nos alegra, nos hace sentir cosas buenas y es muy, muy necesario.

– Por cierto, ¿en qué momento ves la copla?

– La copla siempre está en un buen momento porque siempre está viva, creo que a las personas que le gusta la seguirán escuchando. Especialmente los artistas que interpretamos copla seguiremos interpretándola y no creo que por la pandemia sea peor momento o mejor momento para un estilo u otro. La copla tiene su sitio como lo ha tenido siempre y estoy convencida que está más viva que nunca.

– La música no cura una pandemia, pero alegra el alma…

– Así es Félix, como te comentaba anteriormente la música nos llena, nos hace despertar sensaciones muy bonitas y es muy necesaria, por supuesto que sí.

– Hablando de música te veo y me encanta por las redes sociales que le cantas con mucho sentimiento a tu pequeño Juan.

– Siempre he dicho que la mejor forma que tengo de expresarme es cantando, y cuando miro a mi niño cantarle es lo más sincero que me sale y además a él le encanta, lo tranquiliza. Y cuando quiero lo hago reír, realmente me sale del corazón y del alma como siempre, pero ya cuando lo miro a los ojos, es indescriptible lo que siento y, sobre todo, cuando veo su reacción así que seguiré haciéndolo siempre.

– Este año desgraciadamente muchos eventos se han tenido que suspender. Entre ellos el ‘Belén musical’. ¿Te hubiese gustado haber encarnado un año más a la Virgen María y que tu hijo hubiese hecho lo propio de Niño Jesús?

– Ufff me hacía especial ilusión interpretar a la Virgen María en el ‘Belén musical’. Además de ser una forma muy bonita de empezar las navidades, por todo lo que conlleva. El año pasado canté con mi niño dentro de mí y este año era el primer año que lo iba a poder vivir con él a mi lado. Me ha dado mucha pena no poder hacerlo, pero el próximo año espero que podamos celebrarlo.

Ana María Bernal cree que los sectores más perjudicados por la pandemia “han sido los artistas, la cultura y la hostelería”

– Es tiempo de reinventarse y al no haber actuaciones y no poder ayudar a tus padres en el bar con tu pequeño príncipe, sé que te has involucrado en un método nutricional. Cuéntame.

– He echado mucho de menos esta temporada poder estar en el bar de mis padres ayudándolos, porque es un trabajo muy duro, pero a la misma vez que me gusta mucho y además compartía tiempo con mis padres y con mi marido que también trabaja allí. Pero era imposible compaginarlo con el cuidado de mi bebé. Así que como bien dices, me he implicado en ayudar a muchas personas a conseguir un cambio físico y a cuidarse. Se trata de un método que consiste en aprender a cuidarse con unos complementos nutricionales y unas pautas adaptadas a cada persona, pero comiendo absolutamente de todo y equilibrando muy bien los platos, con rutinas de ejercicio y motivación.

La mayoría de la gente lo que busca es perder peso, otras personas quieren mejorar su nutrición y otras quieren aumentar su masa muscular. Es algo que siempre me había gustado y hace un par de años empecé a formarme (de hecho, sigo formándome porque estamos en continua formación) y la verdad es que estoy muy contenta porque me gusta mucho cooperar para hacer feliz a la gente. La verdad que estoy encantada con mi trabajo. Es muy bonito que las personas te den las gracias por cambiarles la vida y hacerle sentirse mejor consigo misma. Lo más importante y lo que más me gusta es que puedo hacerlo desde mi casa y tengo gente de todas partes, ya que trabajo con mi móvil a través de las redes sociales (@anamarianernals). La verdad es muy cómodo, sencillo y, a la misma vez, muy gratificante.

Ana María Bernal cree que los sectores más perjudicados por la pandemia “han sido los artistas, la cultura y la hostelería”

– Al hablar de tus padres y como cliente que soy del Bar Florida de El Portil, el cual recomiendo por su buena cocina y amabilidad, ¿se ha notado mucho la crisis, tanto sanitaria, como económica?

– Como he dicho anteriormente el sector de la hostelería ha sido y sigue siendo duramente golpeado, esto es un reflejo claro de la repercusión que ha tenido esta crisis tanto sanitaria como económica. Además del miedo que hay en la población, las medidas que hay que tomar, la reducción del aforo del local, etc.  En general, y por muchas razones se ha notado bastante además de tener un horario más restringido y estar expuestos continuamente al riesgo de contagio

– Por último, ¿qué espera o deseas del recién estrenado año?  

– A este nuevo año le pido sobre todo salud y felicidad para todas las personas porque cuando sonreímos y estamos felices es porque las cosas van bien y eso es lo más importante. Yo soy muy feliz y me encanta ver a la gente contentas y sonriendo. Y ese es mi deseo para todo el mundo, que las cosas malas vienen solas como hemos podido ver este último año,

– Muchas gracias por prestarme tu tiempo. ¿Te gustaría decir algo más que durante la entrevista que no te haya preguntado?

– Nada más Félix, solo agradecerte a ti y al Diario de Huelva que me hayas hecho un hueco en tu rinconcito semanal.