Home Huelva La voz del doblaje suena a Huelva
La voz del doblaje suena a Huelva
0

La voz del doblaje suena a Huelva

0

La industria del doblaje también ha sido golpeada durante la pandemia del coronavirus. Muchos materiales audiovisuales de plataformas online han visto como no han podido ofrecer el habitual doblaje a español, aunque poco a poco se está retomando la normalidad en el trabajo de la voz.

Una de las series documentales más vistas durante el confinamiento ha sido la dedicada a la vida de Michael Jordan, ‘El último baile’, que aún continúa en lo más alto del ránking de la plataforma Netflix. La vida personal y profesional de la estrella del baloncesto ha inundado el mundo siendo un éxito asegurado. Entre las voces que se han doblado se encuentra la de un onubense que ha podido participar en esta serie prestándole su voz a uno de los personajes: Ígor Rodríguez Iglesias, profesor de la Universidad de Málaga, tiene una larga trayectoria en el mundo de la comunicación, y el mundo del doblaje es otra de sus pasiones/profesiones.

La voz del doblaje suena a Huelva

En Huelva, las grandes voces son una de las señas de identidad quizás más desconocidas. Grandes cantantes, cantautores, actores y actrices, locutores de radio y televisión como pudieran ser Jesús Hermida y Jesús Quintero, entre otros. Muchas voces inconfundibles las que llenan las ondas de Huelva y toda España, y mundo hispanohablante. Jóvenes y con una voz que podemos escuchar en anuncios de radio y televisión, en documentales, series, películas, actos y eventos en los que se requiera una presencia inconfundible.

Ígor Rodríguez Iglesias, Adolfo Zarandieta, Micky Rodríguez… Tres de las voces onubenses que también se dedican al doblaje. “A veces es complicado acordarte de los nombres de los trabajos que doblas porque el título final no coincide con el original que te envían para doblar; pero dar vida a personajes e historias tan diversos es verdaderamente emocionante”, ha expuesto Micky Rodríguez.

En este sentido, Adolfo Zarandieta ha considerado que “es muy importante la interpretación del personaje que te han asignado. La entonación, los sentimientos, la vida que le ofreces a este y que luego se ve en pantalla”.

El take, que es como se denomina a esta interpretación de cada personaje, es quizás lo más complejo está en la capacidad interpretativa, en transmitir y ya no solo es actuar como tú interpretarías dicha escena, si no que además deber actuar sobre la interpretación ya sesgada del actor nativo que estas viendo en pantalla, tratando así de adherirte con la mayor naturalidad y credibilidad posible, ahí creo que realmente radica la dificultad y el talento de los que son grandes en esta profesión”, ha explicado Micky Rodríguez.

La voz del doblaje suena a Huelva

Rodríguez Iglesias ha expuesto que “las dificultades de un actor de doblaje y de un locutor de estudio, son varias y de diferente naturaleza. Una, material. Necesitas otro trabajo para poder pagar las facturas”. Una afirmación que reiteran los otros entrevistados. Ígor continúa enumerando las dificultades, como que “la voz no se puede quemar, así que no estás todos los días ni tampoco todos los meses grabando cosas”.

Y además, quizás una de las más discriminatorias lingüísticamente hablando, es que “no te dejan locutar en andaluz. Tienes que imitar el habla castellana y con la técnica de la locución, con esa entonación cinematográfica y de la publicidad. Si no lo haces así, quedas fuera. Esto es un problema. He hablado en abundancia de ello en otros lugares y constituye parte del problema que analicé en mi trabajo de campo doctoral en la SER con aquellos locutores de doblaje”.

La afición al doblaje les ha nacido a tempranas edades, por ejemplo Rodríguez-Iglesias recuerda como el conocido actor Mariano Peña hizo que le picara el gusanillo del doblaje cuando coincidían en sus vacaciones en Punta Umbría. “Peña había sido actor de doblaje en varias series, incluyendo Bola de Dragón”. Precisamente, los dibujos animados es una de las áreas que “no he podido trabajar y me hubiese encantado. Un sueño por cumplir”.

En este sentido, Micky Rodríguez también comenzó muy joven (al igual que Zarandieta) en el mundo de la locución. Los tres entrevistados han pasado por las ondas desde jóvenes y se han convertido en tres voces referentes en el mundo de la voz onubense. “Personajes itinerantes en ‘BONES’ y docu-reality por ejemplo ‘American Pickers’ o ‘Astronautas ancestrales’, series muy seguidas en canales de audiencias destacables”, ha apuntado.

La voz del doblaje suena a Huelva

Una formación continua

Una característica en la que también coinciden es que “se le dedicaba muchas horas a la formación”. La mayoría, tras sus estudios reglados en la escuela o instituto, acudían hasta Sevilla a la Escuela de Doblaje. Muchas horas, estudios, esfuerzo para convertirse en voces referentes.

Pero sus voces también se han visto enriquecidas gracias a “aquellas conversaciones de aquellas personas que me sacaban mucha más edad fueron determinantes. Entonces era normal que yo fuera un chaval de 18 que poco sabía de esto o aquello, pero no quería ser así toda mi vida. Tener cultura se convirtió en una prioridad, así que una vez que entré en la Universidad, prioricé mis estudios. Sin embargo, a pesar de que quise olvidarme de la radio, me empezaron a llamar estudios de grabación para poner voz a cuñas, spots, videorreportajes, etc. Se pasarían el teléfono entre ellos, pero a lo largo de estos más de veinte años han sido decenas, primero de Huelva y ya luego solo de Madrid y Barcelona. La técnica de la Escuela de Doblaje la apliqué a la publicidad y video-reportajes“, ha señalado Rodríguez Iglesias.

También Zarandieta ha hecho muchos kilómetros para su formación. Su voz se puede escuchar en series, películas, reportajes, vídeos promocionales de instituciones onubenses… Al igual que con la de Micky Rodríguez e Ígor R. Iglesias. Según nos ha anunciado Micky Rodríguez “pronto el mundo del doblaje en Huelva va a tener un punto de encuentro, es un nuevo proyecto que he puesto en marcha donde van a participar distintos profesionales del doblaje del país y donde será posible acudir a clases de esta profesión en nuestra propia ciudad en un estudio 100% profesionalizado. Donde por qué no, igual, aprendes una vocación oculta”.

La voz del doblaje suena a Huelva

Huelva y sus voces

Ígor Rodríguez Iglesias ha afirmado que “Huelva sí ha sido una fábrica de locutores, aunque muchos no hayan podido dedicarse profesionalmente a esto o no tuvieran la oportunidad ni los medios materiales para ir a una escuela de doblaje a perfeccionar la técnica, cosa que es muy importante. Pero la afición que siempre ha habido por la radio es digno de ser destacado. En este sentido, merece la pena reconocer el espacio que siempre nos brindaron en los años 90, por ejemplo, a muchos jóvenes de entonces, las emisoras de barrio, las popularmente llamadas emisoras piratas. En esos barcos, hemos navegado nuestra juventud, fundamental para surcar otros mares”.

Algo en lo que coincide Micky Rodríguez, que ha apuntado que “en Huelva ha habido y hay grandes voces e intérpretes, pero creo que debemos ser humildes y seguir trabajando y aprendiendo”.

Es en estas ondas en las que la afición ha nacido en los locutores y voces de doblaje onubenses. Son muchas más las increíbles voces de onubenses que inundan las radiofrecuencias, así como las televisiones y medios como internet. Y es que en ocasiones, cuando se visiona una película, serie o documental en versión original no reconocemos la voz que previamente hemos escuchado en español. Pero en otras, tenemos una voz muy reconocida por sus personajes y somos capaces de detectarla en otras series, películas u otros papeles doblados.

Aunque el mundo del doblaje no es fácil, hay algunas voces privilegiadas que “pueden vivir de ello, pero en España son pocos, quizás unos 20 dobladores los que vivan exclusivamente de ello. El resto solemos ampliar nuestro catálogo de servicios para complementarlo”, ha explicado Adolfo Zarandieta.

Privilegios de la naturaleza que hacen de su voz un instrumento perfecto para interpretar desde un asesino americano, a un turista en la costa onubense o un constructor de casas. Voces únicas que proyectan a Huelva más allá de los límites geográficos.