lunes. 15.08.2022
El tiempo
Playas

Otorgan las banderas negras a la playa de La Antilla y a la Ría de Huelva

En Huelva, el informe anual Banderas Negras de Ecologistas en Acción, ha seleccionado dos puntos: la playa de La Antilla, en el municipio de Lepe, por su mala gestión y la bandera negra por contaminación a la Ría de Huelv, por ser un almacén de fosfoyesos con alto riesgo radiactivo.
La-Antilla
La-Antilla
Otorgan las banderas negras a la playa de La Antilla y a la Ría de Huelva

Un año más, tras un análisis de los aproximadamente 8.000 kilómetros de las costas del Estado español,  Ecologistas en Acción ha presentado el informe Banderas Negras 2022. Se trata de un estudio que recopila las 48 banderas que la organización ecologista otorga a puntos concretos del litoral español, dos por provincia y dos por cada ciudad autónoma. De esta forma, se denuncia un caso de contaminación y otro de mala gestión ambiental en cada uno de estos lugares.

En Huelva se han seleccionado dos puntos negros: la playa de La Antilla, en el municipio de Lepe, por su mala gestión y Bandera Negra por contaminación a la Ría de Huelva.

La Antilla (J.L. Portero)
La Antilla (J.L. Portero)

El motivo que justifica esta concesión a La Antilla es que "la ocupación indebida, e ilegal en algunos casos, de la playa impide los flujos de arena y la formación natural de frentes dunares, dejándola sin protección ante temporales. Enormes chiringuitos, edificaciones y una carretera invaden el espacio de la playa y la presión continua de actuaciones para defenderlos origina un constante despilfarro de dinero público en realimentaciones de arena, que ha culminado con el proyecto de espigón cuya aprobación se ha anunciado este año, contra toda lógica.", dice el informe de Ecologistas.

La propia Dirección General de Sostenibilidad de la Costa y del Mar del Ministerio de Transición Ecologica indica que la causa y génesis del problema de la erosión del frente litoral estriba en “el efecto que tiene la ocupación física de las playas y cordones litorales por parte de las edificaciones”. Y añade el informe que, sin embargo, "en abierta contradicción con su diagnóstico, ha tramitado la construcción de un espigón con la pretensión de retener la arena sin tener en cuenta los impactos que generará sobre la zona situada a levante, que corresponde con el espacio protegido Paraje Natural Flecha del Rompido, integrado en la Red Natura 2000".

Balsas de fosfoyesos
Balsas de fosfoyesos

Ría de Huelva

La Ría de Huelva es un espacio donde confluyen una gran cantidad de actividades de riesgo y la destrucción de los espacios marismeños por la acumulación de residuos peligrosos y radiactivos en las balsas de los fosfoyesosos generadas por los vertidos de la industria de fertilizantes y en especial por la empresa Fertiberia, que los gestionó. Los episodios de vertidos al mar y contaminación atmosférica se producen constantemente, en medio de un creciente trasiego de buques petroleros y metaneros en el puerto exterior, donde se instalan las industrias de almacenamiento y procesado de hidrocarburos y otras sustancias, afirma el informe.

A juicio de Ecologistas, "el proyecto de Fertiberia para las balsas de fosfoyesos supone la renuncia a la recuperación de las marismas del Tinto para la ciudad de Huelva y la consagración del enorme vertedero de residuos peligrosos y radiactivos formados por los 120 millones de toneladas que las ocupan".

 El informe Banderas Negras 2022 continúa sacando a la luz los casos más relevantes de contaminación y mala gestión ambiental de nuestras costas.

Este año se han recogido problemáticas muy similares a las de ediciones anteriores. El número de Banderas Negras otorgadas en función de su naturaleza, son los siguientes:

  • Afecciones a la biodiversidad (5 banderas negras).
  • Erosión de las costas (3).
  • Acumulación de basuras marinas (3).
  • Dragados y ampliaciones portuarias sin justificación (4).
  • Afecciones a consecuencia del desarrollo de zonas industriales próximas a la costa (4).
  • Urbanización de la costa, a veces incluso invadiendo el dominio público marítimo-terrestre (10).
  • Vertidos, deficiencias en los sistemas de saneamiento y graves problemas de depuración (14).
  • “Otras”, como acuicultura o contaminación química (4).

Cabe destacar que, por primera vez en la historia de este informe, que empezó a elaborarse en 2005, se ha otorgado una Bandera Negra al impacto de los filtros solares que llevan las cremas de protección solar y que constituyen un importante agente contaminante. En concreto, el informe recoge el ejemplo de Nerja (Málaga) donde la masificación turística se suma a las características concretas de las calas del Paraje Natural de los Acantilados de Maro-Cerro Gordo, con playas semiconfinadas, es decir, con poca hidrodinámica. Esta combinación supone que el impacto de los filtros solares constituyan un importante peligro para la biodiversidad protegida de este paraje natural. Las cremas solares pueden contener sustancias como los disruptores endocrinos, entre otras, que no solo afectan a la salud de los seres humanos si no también la de mares, ríos o lagos.

Ecologistas en Acción señala que, ante todos estos atentados ecológicos que crecen en número cada año, también aumentan los movimientos vecinales de rechazo que cada vez están más concienciados con la salud de los ecosistemas terrestres, costeros y marinos. Sin embargo, y a pesar de la presión y movilización popular de asociaciones, ONG y comunidades vecinales, las administraciones hacen oídos sordos y actúan tan lentamente que los cambios apenas son apreciables.

Por suerte, según afirma la organización ecologista, no siempre ocurre esto y existen algunos casos de mejoras que se han logrado gracias a la movilización ciudadana y a informes como el de Banderas Negras.  Tres ejemplos de ello son la nueva depuradora de Barbate (Cádiz); el arreglo del emisario de Roquetas de Mar (Almería) y la ampliación de la depuradora para incluir el tratamiento terciario y aprovechar el agua regenerada; o  las iniciativas políticas, administrativas y judiciales espoleadas por la presión social llevadas a cabo en el Mar Menor (Murcia).

Estos tres ejemplos se incluyeron en informes de Banderas Negras de años anteriores y sus problemáticas ya se han solucionado, al menos en los dos primeros casos. En el caso del Mar Menor,  aunque se están observando algunas mejoras a consecuencia de la presión social, aún queda mucho por hacer. Por ese motivo, sigue recibiendo una Bandera Negra.

Ana Aldarias, portavoz de Ecologistas en Acción, ha declarado: “Celebramos y nos alegramos de estas mejoras, pero tenemos que hacer hincapié en que son actuaciones que entran dentro de los deberes, competencias y obligaciones de las administraciones, y que todavía queda mucho por hacer”.

Cristóbal López Pazo, también portavoz de la organización ecologista, ha añadido: “El informe Banderas Negras 2022 es una herramienta para visibilizar casos flagrantes de contaminación y mala gestión ambiental de nuestras costas. Todas las administraciones tienen que tomar conciencia de estos problemas y actuar de manera inmediata para mejorar la salud de nuestros ecosistemas, de nuestras economías y de las propias personas”.

Otorgan las banderas negras a la playa de La Antilla y a la Ría de Huelva
Comentarios