Home Huelva Las ventas en los mercados de abastos de la capital descienden un 80%

Las ventas en los mercados de abastos de la capital descienden un 80%

0

Estos días los grandes establecimientos de Huelva se ven masificados ante el consumo masivo de la ciudadanía tras el estado de alarma decretado. Pero, ¿Qué ocurre con el comercio de proximidad? ¿Cómo están viviendo la crisis del coronavirus los tradicionales mercados de abastos de Huelva? En diariodehuelva.es hacemos un recorrido por estos lugares emblemáticos de la capital para ver cómo les ha afectado la pandemia.

En el Mercado del Carmen las ventas han caído hasta un 80%. “Las personas mayores, clientes habituales en este tipo de comercio, ahora se quedan en casa por miedo al contagio. Y eso se ha notado mucho”, cuentan a este diario algunos empresarios del mercado.

En cuanto al modo de efectuar las transacciones, también el Covid-19 ha provocado un cambio sustancial. Aumenta el pago con tarjeta (aunque no es el único método de pago que se acepta, sí es el más aconsejable) y, por supuesto, respetando siempre la distancia mínima de seguridad de 1 metro para evitar contagios.

Pese al descenso de las ventas, los empresarios del Mercado del Carmen aseguran que ir a comprar productos de primera necesidad estos días a este tipo de comercios tiene ventajas como evitar las largas colas que se producen en los grandes establecimientos, además de que los productos siguen siendo frescos.

“De momento, no hemos tenido ningún problema de abastecimiento. Siguen entrado todos los productos con normalidad, por lo que disponemos de una gran oferta: pescado, fruta, carne…”. Los comerciantes esperan que, poco a poco, el negocio remonte y la clientela vuelva a confiar en este espacio tradicional que lleva abasteciendo a los onubenses desde 1868.

Sin embargo, en cuanto al Mercado de San Sebastián la imagen es bien distinta. Las ventas empiezan a mejorar según avanza el estado de alarma decretado. “Al principio se paró todo y ahora empiezan a llegar más clientes, ya que nuestros productos son frescos y de primera calidad”, comentan.

Estos días, recuerdan los propietarios de los mercados, ir a comprar a los comercios de proximidad también es una forma de ayudar, en plena crisis, a fomentar el empleo entre minoristas, agricultores y marineros.

 

¡Cuéntanos!