Home Condado Brindar esta Navidad con etiqueta de Huelva
Brindar esta Navidad con etiqueta de Huelva

Brindar esta Navidad con etiqueta de Huelva

0

Comienza el tiempo de brindis. Multitud de comilonas y reencuentros se sellan estos días con el popular chinchín y para este gesto en Huelva, cada vez son más los que se decantan por los caldos de la tierra.

En la provincia cinco bodegas comercializan espumosos elaborados por enólogos onubenses. Una venta que se multiplica en Navidad, alcanzando su pico máximo del año.

La elaboración de espumosos es una actividad muy reciente en Andalucía, que fue iniciada por la cooperativa Virgen del Rocío, de Almonte, al crear el Raigal a principios de ésta década. Un espumoso premiado con la medalla de plata en el Concurso Internacional de Vinos y Espirituosos (CINVE) del año 2016.

Amarillo pajizo, muy pálido, presenta aromas primarios frutales recordando a la variedad y con cierto carácter propio del tiempo de crianza. Una buena opción para ofrecer a los invitados en estas fiestas. Desde la Cooperativa Virgen del Rocío, su secretario, Antonio Soltero, asegura que la producción se ha mantenido durante los últimos años: “Este año tendremos una venta aproximada de 10.000 botellas. Nuestra venta está muy focalizada en la Navidad, porque es cuando más se consume este tipo de caldo”.

En Rociana del Condado, Bodegas Contreras Ruiz, también produce otro espumoso ideal para acompañar las comilonas propias de estos días festivos: el Lumé.

En palabras del enólogo José Joaquín Contreras, “se trata de un espumoso 100% Huelva con uva de nuestro viñedo y elaborado en nuestras instalaciones. Elaboramos 30.000 botellas al año procedentes de viñedo propio de uva zalema certificada en cultivo ecológico. Del total de la producción, en Navidad, vendemos el 60%, dejando el 40% restante para el resto del año”, asegura.

En La Palma del Condado, Bodegas Infante también elabora, desde hace unos 12 años, su  D. Infante Brut Nature, de doce grados, elaborado con uva Macabeo, Sauvigon Blanc y Chardonnay, siguiendo las estrictas normas del Método Champenoise. Por sus características, aseguran desde la bodega, “puede acompañar las comidas”. Esperan que esta Navidad las ventas se mantengan en unas 300 botellas.

Y para los más jóvenes, el espumoso estrella: Niebla, de Bodegas Andrade (Bollullos).

Con poco más de un año de vida, se ha convertido en el espumoso más demandado por el público joven y, en especial, por las mujeres. Guadalupe Andrade, gerente de las bodegas, nos cuenta que “la edad de los consumidores está entre los 28 y 29 años -hasta los 45-, al tratarse de un espumoso suave, fresco y semidulce”. Aunque el verano también es una época fuerte para su venta, es en diciembre cuando esperan alcanzar el nivel máximo de transacciones: “esta Navidad esperamos vender alrededor de 15.000 botellas“, afirma Guadalupe.

Por la salud, el dinero, el amor, los reencuentros o los propósitos de año nuevo. Hay miles de motivos para brindar y diversas opciones con las que hacerlo. Se suele brindar con champanes, cavas o vinos espumosos. Todos ellos son caldos, generalmente blancos espumosos, con un sistema de doble fermentación.

Cuando su elaboración es en Francia se le denomina champán (champagne) y está regulado por una denominación de origen.

El cava es el mismo vino elaborado en doscientos ochenta municipios españoles de Cataluña, Aragón, Valencia y Extremadura. No se le puede llamar champán por razones de denominación de origen y marca de calidad certificada. Cuando se produce en el resto del país se llama vino espumoso (como en el caso de Huelva y Andalucía) o vino achampanado. En realidad, son el mismo vino, con la misma elaboración.

Sin embargo, existe en Huelva un cava con etiqueta onubense. La bodega onubense Privilegio del Condado (Bollullos) produce Palacios de Doñana, un cava con Denominación de Origen que evoca a los vinos del Condado de Huelva. Algo que es posible por estar elaborado en Almendralejo, única zona de producción de Extremadura autorizada para la elaboración de cava bajo la Denominación de Origen. Todo el proceso está supervisado directamente por el enólogo de Bodega Privilegio del Condado, Eladio Mateo, tanto desde Huelva como en Extremadura.

Este cava nace hace tres años de las varietales macabeo y parellada, pero para buscar el equilibrio y las similitudes con las tipologías de vinos del Condado de Huelva el enólogo de Bodega Privilegio del Condado selecciona los mostos bases, dependiendo de los puntos de maduración de la uva en el lagar. Dichos mostos, una vez fermentados, son ensamblados en las proporciones determinadas por el enólogo, para que a continuación pueda tener lugar la característica segunda fermentación en botella, según el método tradicional, durante un periodo mínimo de nueve meses, hasta realizar el degüelle, nuevamente supervisado por el enólogo de Privilegio del Condado.

Palacios de Doñana guarda una estrecha relación con los aromas y matices del Condado de Huelva. Se embotella en dos presentaciones diferentes en función de su diferente nivel de azúcar. El más genuino es el Brut Nature, que aporta frescura y acidez para armonizarse con diferentes productos gastronómicos.

Además, para aquellas personas que se quieren introducir en el método champenoise, Privilegio del Condado elabora un cava Palacios de Doñana Semi Seco, con una mayor cantidad de azúcar, y que se presenta como un espumoso con una carga de aromas de frutas y en boca es un vino goloso y fresco, gracias al equilibrio entre acidez, carbónico y azúcar.

Desde Privilegio del Condado están encantados con la aceptación de este cava y prevén que la venta siga aumentando esta Navidad, con una previsión de 25.000 botellas.

¡Cuéntanos!