Podría interesarte:
Home Opinión Mienten más que hablan
Mienten más que hablan

Mienten más que hablan

0

Si algo ha quedado meridianamente claro en estos meses del Gobierno del trifachito de la Junta de Andalucía, es que mienten más que hablan. Anuncian a bombo y platillo que en el Presupuesto que ayer se aprobó en el Parlamento, con lo votos del PP, C,s y VOX, se incrementan los fondos del PFEA un 5%, después de muchos años con estos fondos congelados por los anteriores gobiernos socialistas. Mienten, entre 2015-2018, la Junta, con el apoyo de C,s y, por tanto, de Marín, incrementó un 17% su aportación al PFEA ya que el Gobierno de Rajoy, con Montoro de Ministro, congeló esos fondos durante 5 años. Otra mentira más: en 2018, era frecuente la aparición en los medios de comunicación, de políticos del PP pidiendo explicaciones a Susana Díaz, sobre el hecho que la TV fuese gratis en las prisiones y no en los hospitales.

En 2019, la Junta, aún con Gobierno socialista, implantó la TV gratis en los centros hospitalarios. Ahora, ya con Gobierno del trifachito y Juanma Moreno de Presidente, se paraliza esta medida lo que impedirá que haya TV gratis en las habitaciones de los hospitales andaluces. Otra mentira más: en 2015, el actual Director General de Asistencia Sanitaria de la Junta, Diego Vargas, trabajaba para las farmacéuticas, y defendía, con críticas muy duras a la Consejería de Salud, que no se aplicara la racionalización de medicamentos en los hospitales. Hoy, con él de responsable de la gestión sanitaria, implanta la medida que en 2015 criticaba porque de esa forma, dice ahora, se controla mejor el gasto sanitario.

Otra mentira más: tras la sentencia del TSJA de cierre de pozos en Doñana, el PP arengaba a los afectados en contra de la Junta de Andalucía, organizando escraches contra la Presidenta y los cargos públicos socialistas, como el que tuvo lugar en San Juan del Puerto el 27 de agosto de 2018. Ahora, con Gobierno del trifachito, esos mismos cargos del PP, con la intervención estelar del Vicepresidente onubense y ex alcalde de Ayamonte, Alberto Fernández, el pasado 12 de julio, arengando a los agricultores para que sigan infringiendo la Ley y continúen con el desacato a la sentencia, pero ahora ya no en contra de la Junta, porque están ellos gobernando, sino en contra del Gobierno de España, como si fuese este el que hubiese emitido la sentencia judicial de cierre de pozos ilegales, sin que el Presidente de la Junta o la Consejera hayan desautorizado esas declaraciones hasta la fecha.

Otra mentira más: el actual Presidente de la Junta, Juanma Moreno, en 2011 era Secretario de Estado de Servicios Sociales, con Ana Mato de Ministra y Rajoy de Presidente, y fue el responsable que firmó sacar a las cuidadoras de la Dependencia de la Seguridad Social. Ahora, de Presidente, trata de adornar su gestión anunciando que más de 9.000 personas se han incorporado a la Dependencia, cuando la realidad es que desde que el trifachito formó gobierno los dependientes atendidos en Andalucía han disminuido en 1939 personas y no se han cubierto las plazas de los fallecidos ni se han otorgado prestaciones o recursos a nuevos dependientes, según datos oficiales del Imserso.

Otra mentira más: ayer, en el discurso del Consejero de Hacienda en el Parlamento, Juan Bravo, tras la aprobación del Presupuesto, no sólo mintió, lo que ya es muy grave, sino que además ofendió a millones de socialistas que a lo largo de los años han luchado, algunos dejando su vida en ello, por conseguir derechos y libertades para las mujeres, con el beneplácito y paraguas de protección de la Presidenta, Marta Bosquet. Dijo el Consejero, y mintió, que los socialistas se opusieron al voto femenino, cuando la verdad es que el 28 de junio de 1932 se produjeron las elecciones para configurar el primer Parlamento de la Segunda República que incluyó el voto de la mujer, sin restricciones, en la Constitución. El debate y la votación en Las Cortes tuvieron lugar el 30 de septiembre y el uno de octubre de 1931 con el resultado de 161 votos a favor y 121 en contra. De los 161 favorable, 84 fueron de socialistas y ninguno de los diputados del PSOE votó en contra. No lo digo yo, lo dicen las actas del Congreso, con nombres y apellidos. Mienten más que hablan, antes y ahora, pero las caretas ya han caído y es muy evidente que este gobierno, tiene los días contados porque las mentiras no son eternas.

¡Cuéntanos!