1. Home
  2. Costa
  3. El futuro de ‘La ruina de La Antilla’ se dirime en los tribunales tras casi 40 años
El futuro de ‘La ruina de La Antilla’ se dirime en los tribunales tras casi 40 años

El futuro de ‘La ruina de La Antilla’ se dirime en los tribunales tras casi 40 años

0

La demolición de ‘La ruina de La Antilla’, una mole de hormigón en primera línea de playa de gran impacto visual, está pendiente de la resolución del contencioso administrativo que interpusieron los antiguos propietarios de estas viviendas para evitar su derribo. La plataforma Demolición Ruina en La Antilla espera que en otoño esté la sentencia del juez, aunque dependerá de la celeridad con la que Costas – dueña de este inmueble al incluirse dentro del dominio marítimo-terrestre- envíe el informe que le ha solicitado el magistrado. En abril testificaron los técnicos del Ayuntamiento de Lepe, que declaró el edificio en ruinas en febrero de 2017 como uno de los pasos previos para su demolición. 

La plataforma confía que el juez falle “a favor del Ayuntamiento” y que se acabe de una vez con una construcción que “es comentario generalizado entre los visitantes todos los veranos”. También esperan que el reelegido alcalde, Juan Manuel González (PP), “cumpla con su palabra de derruirlo porque lo tiene todo listo, la declaración de ruina y la orden de demolición a falta de lo que diga el juez”. A su favor tienen que no creen que un juez se arriesgue a dejar el edificio en pie si hay posibilidades de que se venga abajo y pueda generar consecuencias graves.

Una sentencia favorable al Ayuntamiento acabaría con 39 años de una construcción que no ha hecho más que crear problemas a sus vecinos. Al quedar abandonado a su suerte, en el edificio se asentaron okupas y drogodependientes, que llenaron el lugar de basura y molestias, lo que llevó al vecindario a crear una plataforma para instar al Consistorio a su derribo.

La historia comenzó en 1980, cuando derribaron una casa y, ampliando el terreno, los antiguos propietarios comenzaron a construir un bloque de varias viviendas tras lograr la licencia de obras mediante un contencioso con el Ayuntamiento, señalan fuentes de la plataforma. 

Un año después fueron los mismos propietarios quienes paralizaron las obras y en el 90, con el avance del mar, se realiza un nuevo deslinde, con el que la construcción queda incluida dentro del dominio de Costas. El terreno ya no les pertenece y no se puede hacer una concesión de uso porque para ello el edificio tiene que estar en uso y no a medio hacer. 

Desde entonces, la construcción ha permanecido abandonada. El anuncio de la intención de derribarla llevó a sus expropietarios a presentar un recurso en el periodo de alegaciones abierto por el Ayuntamiento de Lepe, pero este fue resuelto de forma negativa por el consistorio. Ante ello, recurrieron a la vía judicial, en cuyas manos está ahora que ‘La ruina de La Antilla’ siga o no en pie.