Home Sierra Linares de la Sierra Giahsa abona a Linares de la Sierra la concesión a pesar de estar aún en negociaciones

Giahsa abona a Linares de la Sierra la concesión a pesar de estar aún en negociaciones

0

La empresa reitera que el Ayuntamiento serrano deberá afrontar las obligaciones establecidas si quiere separarse de la Mancomunidad de Servicios.

La dirección de la empresa pública Giahsa, ante el anuncio del ayuntamiento de Linares de la Sierra de iniciar a través de pleno extraordinario los trámites para abandonar la Mancomunidad de Servicios de la Provincia de Huelva (MAS), ha querido puntualizar que el supuesto impago del canon de 2013 no es tal, dado que se ha procedido al pago “en los mismos términos y condiciones que han sido aplicados al resto de los Ayuntamientos”, un pago que se ordenó ayer mismo a pesar de que se mantienen abiertas desde hace varios meses negociaciones para resolver “de la forma más correcta y cómoda posible” la situación de los tres municipios que no han cumplido las condiciones para acogerse a la fórmula de la capitalización.

Con el fin de evitar una situación más irreversible, y a pesar de que se mantienen por parte de Giahsa las puertas abiertas a seguir conversando sobre otras posibilidades, la empresa pública ha cursado la orden de pago al Ayuntamiento de Linares de la Sierra, así lo ha comunicado al alcalde antes de la celebración del Pleno municipal, y ha procedido de la misma forma con los ayuntamientos de Santa Ana la Real y Zufre.

Los tres municipios se encuentran en una situación un tanto especial, y distinta a los otros 62 componentes de la Mancomunidad, que el pasado mes de noviembre, tras completar todo el proceso administrativo necesario, recibieron de Giahsa 35 millones de euros como pago capitalizado de la concesión demanial de las redes. Desde entonces, se han mantenido conversaciones con ellos tres y se está estudiando la situación de cada uno de ellos con respecto a la Mancomunidad y su empresa pública. “El interés de esta empresa no es otro que solventar la situación del modo más satisfactorio para todas las partes, incluidos por descontado los 62 ayuntamientos que siguen adscritos a MAS”.

Rigor y firmeza

No obstante, en el supuesto de que el proceso de segregación de Linares siguiera adelante “tendría que tratarse con el rigor y la firmeza necesarios, ya que exigiremos como siempre que se cumplan de manera escrupulosa los pasos que marca la ley y los acuerdos que regulan la separación de un municipios, específicamente en materia de indemnizaciones o subrogación de trabajadores, medidas que, recordemos, evitan que este tipo de decisiones terminen perjudicando al resto de municipios mancomunados”.

Situación “distinta a las anteriores”

Desde Giahsa, además, se señala que la situación que pudiera generarse a partir de la intención del Ayuntamiento de Linares de la Sierra es “sensiblemente distinta a la provocada en casos anteriores. A partir de la Reforma Local aprobada a finales del pasado año por el Gobierno central, las capacidades de un municipio en cuanto a sus competencias en materia de gestión de servicios (el caso de los relacionados con el ciclo integral del agua y los residuos) han quedado sensiblemente más condicionadas, pues deberá demostrar la suficiencia social, técnica y económica de un cambio en la fórmula de prestación de los servicios.