La salida de los jugadores del Recre: de la tensión a las explicaciones

Una vez consumado el descenso y finalizado el partido contra el CD El Ejido, un grupo de entre treinta y cuarenta aficionados esperó a los jugadores del Recreativo de Huelva a la salida del estadio Nuevo Colombino. La intervención de la Policía Nacional, que desplegó dos furgonetas y nueve efectivos, cortó de raíz el único momento de tensión, cuando varios seguidores del Recre rodearon y manotearon el vehículo de uno de los futbolistas, que fue duramente increpado.

El despliegue policial, reforzado por miembros de la seguridad contratada por el club, redujo el incidente y evitó que las protestas de la hinchada recreativista fueran más allá de los habituales gritos de reproche. Además, no todos los hombres de Carlos Pouso fueron objeto de críticas, pues Cera, Ponce, David Alfonso, Fran, Dani Molina e incluso Alberto Quiles -que tuvo sus más y sus menos con la grada durante el encuentro-, recibieron aplausos y muestras de apoyo y ánimo.

Entrada Relacionada

La peor temporada de la historia

El pichichi del Decano no tuvo problemas para dar explicaciones a pie de coche. Y no fue el único que lo hizo. El que más se prodigó fue Morcillo, quien departió durante muchos minutos con los aficionados que se agolpaban en la valla del aparcamiento del Nuevo Colombino. El central, uno de los futbolistas más señalados por la crítica, dio la cara y ofreció su versión de lo sucedido dentro del vestuario en la peor temporada en los 131 años de historia del equipo más antiguo de España.

Deja un comentario
Entradas recientes